¿Cómo impactará el Brexit en el turismo español?

La decisión de Reino Unido de romper con la Unión Europea aún no ha tenido efectos en el turismo español, pero es inevitable que así sea. El mercado británico supone un 20% de las llegadas turísticas a España, y la devaluación de la libra podría dañar el gasto que hacen estos turistas en el país.

No hay comentarios

Los principales organismos turísticos coinciden: en el corto plazo, no se notará un impacto relevante en el turismo español por el Brexit. Los turistas británicos ya habían reservado sus vacaciones veraniegas en España antes del referéndum, por lo que los expertos apuntan que la temporada de verano no correrá peligro. Sin embargo, la industria turística española depende en enorme medida del turismo británico (uno de cada cinco turistas en 2015 era británico), y las progresivas negociaciones de ruptura del país con la Unión Europa provocarán inevitablemente una respuesta en el sector español.

Así lo determina un estudio de la consultora Economía Creativa, en el que analizan las posibles consecuencias del Brexit para el turismo español. Entre ellas, señalan la incertidumbre que generarán los meses que se prevé duren las negociaciones de ruptura, lo que podría pasar factura tanto a la iniciativa de los británicos a viajar como a la propia economía británica.

Igualmente, destacan las fluctuaciones en la cotización de la libra, que hace que sea más caro para los británicos viajar a la Zona Euro. En este sentido, destacan que la devaluación de la libra supondrá mayores costes en combustible para el sector aéreo, lo que repercutirá en billetes de avión más caros para los usuarios. Además, el Brexit supondrá que Reino Unido abandone el Área Europea de Aviación Común, lo que hará que ciertas compañías tengan que subir precios al tener que cubrir nuevos costes por no tener las tarifas aeroportuarias reducidas de la UE; algo que ya ha llevado a easyJet a solicitar operar en otro país de la UE.

En el primer trimestre de este 2016, las llegadas de turistas británicos se han incrementado un 25% con respecto al mismo periodo del año anterior según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). Desde Economía Creativa justifican este crecimiento en las llegadas de británicos por la percepción de España como un país más asequible (tanto por coste de vuelos como por coste de vida) en comparación con otros países europeos, más aún tras la devaluación de la moneda.

Sin embargo, el gasto total de los turistas británicos se ha frenado en mayor medida y en el primer trimestre del año se ha reducido un 2,5%, según apuntan desde Economía Creativa. La incertidumbre ocasionada por el Brexit y la caída de la libra podría acentuar este frenazo en el gasto británico: "Si el tiempo de cambio efectivo de la libra frente al euro se reduce un 10% […] el gasto medio de los turistas británicos podría reducirse en torno al 12%", apuntan desde la consultora.

Por último, advierten de la posibilidad de que se esté creando "una burbuja en España respecto al turismo británico de perfil low-cost que podría romperse si la libra se deprecia aún más frente al euro y la economía británica entra en recesión".