ahorro

¿Me conviene más un fondo de inversión o de pensiones?

Es una de las preguntas que uno se plantea cuando se enfrenta a la decisión de ahorrar con vistas a la jubilación. ¿Qué debería determinar que optemos por un fondo de pensiones o por un fondo de inversión? ¿Por qué los segundos ganan de lejos la batalla del patrimonio? Les damos las claves.

06 DE octubre DE 2019. 00:00H Rocío Arviza

shutterstock-533635579_41-148483_20190416073905.jpg

Cuando uno invierte pensando en el futuro, cuando invierte a largo plazo pensando en su jubilación, la lógica llevaría a deducir que el plan de pensiones debería ser el producto a seleccionar. Por pura nomenclatura: plan de pensiones. Pero la realidad es menos simple que todo esto. El ahorro de los españoles en fondos de inversión triplica al que se aloja en fondos de pensiones. Y hay varias razones que lo explican.

Ventaja fiscal de los planes

El punto estrella de los planes de pensiones es la ventaja fiscal que tienen durante todo el periodo de aportación. Esas aportaciones, tanto las realizadas por el propio partícipe como las realizadas por el empresario en su nombre, generan derecho a aplicarse una serie de reducciones en el IRPF sujetas a determinados límites. Es decir, “es uno de los pocos productos de ahorro que permite rebajar la factura en la declaración de la renta de un individuo”, como señala José María Luna, analista independiente. Otra cosa diferente es “cómo se rescata ese dinero en el momento de la jubilación. Hay que analizarlo al detalle porque el impacto fiscal puede variar mucho”, aconseja Luna. En este punto hay que recordar una de las reivindicaciones históricas de Inverco en su empeño por conseguir canalizar mayor ahorro hacia los planes: que en el momento del rescate estos tributen como rendimiento del capital y no del trabajo.

La iliquidez de los planes como ventaja

La iliquidez de los planes de pensiones puede ser atractiva para ahorrar. Los planes son un vehículo del que, salvo contadas excepciones, no se permite rescatar el dinero hasta pasados como mínimo 10 años. “Desde este punto de vista, concienciarnos en tener un plan de pensiones puede ayudar a evitar tentaciones de tocar ese dinero para gastarlo”, señala Juan Manuel Vicente, consejero de Fondos Directo. Y en efecto, ese mismo dinero en un fondo de inversión, aunque se haya invertido pensando en el largo plazo, puede resultar más tentador.

Los fondos, más variados y rentables

Desde Fondos Directo recuerdan que hay un aspecto en el que los planes de pensiones están a años luz de los fondos de inversión. “Hay mucha más variedad y calidad en los fondos de inversión”, asegura Juan Manuel Vicente. “En España hay más de 6.000 fondos nacionales registrados y más entre 4.000 y 5.000 fondos de las mejores gestoras internacionales y esta variedad te orienta hacia el mundo fondos de inversión y no hacia el mundo planes de pensiones”.

Y José María Luna insiste en esa idea. “Hay mucha más variedad en cualquier categoría de fondos que en planes, pero también hay que pensar en la rentabilidad y en los costes”. “Está demostrado que, de media, los fondos de inversión ahora mismo son más rentables que los fondos de pensiones. Además, de media, los gastos totales que soportan estos últimos suelen ser más elevados que los que soportan los fondos de inversión”.

De momento, parece que los fondos ganan por goleada y eso se refleja en los datos de patrimonio.

Molina (etoro) - Nuestro Ibex está obsoleto