domingo, 16 junio 2019
ZONA PREMIUM
Mercados

EEUU y China más cerca del acuerdo, ¿cuáles son los riesgos?

A pesar de que el mercado ha recibido muy bien las noticias sobre este posible acuerdo comercial, que se firmaría en junio, no todo es tan positivo.

15 de abril de 2019. 13:00h Patricia Malagón
  • Image

Las tensiones comerciales entre China y Estados Unidos están a punto de acabar. Steve Mnuchin, secretario de Comercio estadounidense, ha sido el encargado de anunciar que el final de las negociaciones está cerca de llegar. Aunque los medios han puesto como fecha el mes de junio para la firma del acuerdo. Mnuchin asegura que “es más importante que las cosas salgan bien que establecer una fecha arbitraria".

El principal objetivo de Estados Unidos con este acuerdo es reducir el déficit comercial que tiene con China, por tanto, puede ser posible que se acuerde un aumento de las exportaciones. De hecho, China ya está importando más productos estadounidenses que hace un año para intentar suavizar la tensión y mostrar su predisposición de llegar a un acuerdo. A falta de conocer más datos, Mnunchin ha afirmado que el compromiso al que llegarán será “muy detallado” y que van a abordar temas que no se habían abordado hasta ahora.

¿Qué hay que saber?

Aunque por ahora no ha transcendido medidas concretas, es cierto que China está mostrándose predispuesta a cambiar ciertas normas del país y a reformar el sistema arancelario. A pesar de ello, “cualquier acuerdo constituirá más bien un alto en el camino en el marco de un proceso repetitivo que probablemente dure dos décadas, dado que la población de China alcanzará su punto álgido en 2025 y la economía del gigante asiático se tornará más vulnerable debido a un potencial de crecimiento inferior.”, explica Sébastien Galy, responsable sénior de estrategia macroeconómica de Nordea Asset Management. Este analista, explica además que, aunque se recogerá con optimismo este acercamiento, “lo más probable es que terminen surgiendo dudas sobre su ruptura en un año o dos”.

Más riesgos

Aunque a priori resulta bueno el acuerdo, el FMI ha expuesto públicamente los riesgos que puede llevar encubiertos el acuerdo. El primero tiene que ver con las exportaciones. Si China se compromete con más importaciones estadounidenses “podría impactar negativamente a terceros países cuyas exportaciones a China se verían desplazadas”, dijo Changyong Rhee, director del Departamento de Asia y el Pacífico del FMI, este viernes durante una sesión informativa en Washington.

“Si el acuerdo implicaba un acceso preferencial para EEUU a los mercados chinos, esto podría conducir a preocupaciones más amplias sobre el futuro del sistema comercial multilateral”, añadió.