bolsas y mercados

El petróleo se aproxima a los 70 dólares, 4 meses después

El precio del barril de Brent ha pasado de los 50 dólares de finales de diciembre ha superar los 67 dólares en las últimas horas.

25 DE febrero DE 2019. 11:06H Patricia Malagón

shutterstock-1066809551_41-129948_20190225112522.jpg

El barril de Brent está viviendo unos últimos seis meses de autentica locura. A principios de octubre superó los 86 dólares, tocando máximos desde 2014. Poco le duró la alegría y fue perdiendo impulso hasta caer a los 50 dólares a finales de diciembre. Las razones de la caída del petróleo fueron, a grandes rasgos, dos: el exceso de oferta y la mano blanda de Estados Unidos.

En primer lugar, la producción de crudo estaba superando récords en varios países del mundo, como en Estados Unidos. Cabe señalar, que la OPEP ordenó en el mes de junio de 2018 aumentar la producción. Los analistas advirtieron que, de seguir así, en 2019 habría más oferta que demanda y el precio podría desplomarse.

El petróleo se aproxima a los 70 dólares, 4 meses después

Por otro lado, Estados Unidos fue mucho más flexible de lo esperado con Irán. El país norteamericano impuso sanciones al estado árabe y prohibió la exportación de petróleo iraní. Sin embargo, la dependencia que tenían China, la India, Japón o Corea del Sur, provocó que la administración Trump diese plazo y permitiese seguir importando crudo. Esto unido al exceso de oferta hicieron el resto con la cotización del precio.

Sin embargo, en diciembre la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) se reunió para tomar cartas en el asunto. La decisión tomada fue simple: recortar la producción mundial. Arabia Saudí y Rusia fueron los primeros en pisar el freno y bajar los niveles de producción para hacer que el precio subiese. Pero, la tregua comercial parece ser la clave.

En las últimas horas, Donald Trump ha asegurado que la fecha para poner nuevos aranceles a China se posponía y que las conversaciones para llegar a un acuerdo estaban muy avanzadas. Esta noticia ha sentado muy bien al mercado y a las bolsas. Pero también al Brent.

Los malos datos de la economía china estaban y están alarmando a los analistas y al mercado en general. Sin embargo, la tregua comercial puede aliviar la ralentización macroeconómica. Esto significa, que la demanda de crudo por parte del Gigante Asiático se verá, en principio, menos afectada.

Es necesario recordar que Arabia Saudí está produciendo muy por debajo de lo acordado en diciembre para provocar esta subida en el precio y que, además, Venezuela e Irán tienen sus extracciones limitadas por las sanciones impuestas por Washington.

“En BME Growth se puede ganar mucho más del 100% con una empresa, pero también perder todo en otra"