domingo, 24 marzo 2019
ZONA PREMIUM
Mercados

¿Habrá recesión en Europa este año?

Todo apunta a que en 2019 se consumará la desaceleración, pero la Eurozona no entrará en recesión de momento.

16 de marzo de 2019. 00:01h Irene del Campo
  • Image

Desde mediados de 2018, las principales gestoras y los analistas comenzaron a hablar de la ralentización de la economía global. Es por ello, que los inversores han arrancado 2019 con un ojo puesto en la publicación de los datos macroeconómicos, que no están siendo nada buenos. Por eso, cabe preguntarse ¿qué tipo de desaceleración es la que se avecina?

Recientemente la Comisión Europea (CE) dio a conocer sus previsiones, las cuales están muy alineadas con el consenso de mercado. Para 2019, la CE prevé que el PIB de la Eurozona caiga 0,5 puntos porcentuales al +1,3%, coincidiendo bastante con lo que la mayoría de los economistas estiman (+1,4%). Dentro de dicho pronóstico general, algunos participantes prevén un crecimiento por debajo de la barrera del +1,0%, llegando hasta el +0,8% (la previsión menos optimista). Asimismo, el Banco Central Europeo (BCE) ha tomado cartas en el asunto, habiendo reducido en su reunión de política monetaria de la semana pasada, sus perspectivas de crecimiento del +1,7% previo al +1,1%.

El análisis de los datos no es muy alentador. En el último trimestre del año el PIB de la Eurozona avanzó un 0,2%, lo que terminó por confirmar que la desaceleración se estaba produciendo. “lo que realmente ha sido decepcionante, son las cifras de Alemania: 0,0% de crecimiento en el cuarto trimestre frente al -0,2% en el tercer trimestre. Estos resultados han evitado que entrase en una recesión técnica. Por su parte, Italia no ha corrido la misma “suerte”, habiendo registrado resultados negativos tanto en el tercer como cuarto trimestre.”, analiza Kevin Flanagan, director de estrategia en renta fija de WisdomTree.

“De todos modos, todavía no contemplamos una recesión en la Eurozona para este año”, argumenta el experto. En febrero, el “flash” Composite de la Eurozona ha marcado una leve subida, desde el 51,0 del mes anterior al 51,4, lo que representa la primera subida desde agosto del año pasado. En general, “una ruptura de la tendencia bajista suele ser vista como un indicio levemente alentador”, explica Flanagan.

Analizando lo anterior por país individual, Alemania y Francia han generado resultados de PMIs Composite más elevados. Si bien los resultados del sector manufacturero y de servicios de Francia han superado a los resultados de enero, los de Alemania estaban divididos, como los de la Eurozona en general, con una caída de la industria manufacturera a un mínimo de 47,6 puntos.

El director de estrategia de renta fija de WidsomTree, afirma que: “El incremento del PMI de la Eurozona da cierta esperanza de que se evite una recesión este año, siempre y cuando no haya ningún cambio de rumbo en los próximos meses”. Aunque, destaca que la desaceleración es un hecho y que será impulsada por el sector manufacturero. Este contexto debería hacer que el BCE siga sin subir los tipos de interés en 2019, lo cual ha sido un punto subrayado por la propia entidad en la revisión de su forward guidandce”, concluye Flanagan.