fondos

¿Dónde busca Aberdeen rentabilidad en 2020?

Desde la gestora creen que los inversores deberían mirar más allá de las clases de activos convencionales de cara a lograr una mejor rentabilidad ajustada al riesgo. También adoptar un enfoque diversificado y cauto.

10 DE diciembre DE 2019. 13:30H Funds & Markets

La gestora Aberdeen Standard Invstments tiene claros los temas que influirán en la economía y en las perspectivas de inversión de cara a 2020: desde un estancamiento de la economía global (que no recesión) que seguirá pesando sobre la industria, el comercio y la inversión a unas políticas de los bancos centrales que amortiguarán cualquier shock en el mercado. Eso sí, sin perder de vista que los riesgos políticos y comerciales estarán ahí y que los retornos de los activos tradicionales volverán a estar amenazados. "Una cantidad significativa de bonos del Estado tiene rentabilidad negativa en estos momentos. La fase tardía del ciclo económico y la falta de capacidad para la expansión de los márgenes corporativos sugieren que la rentabilidad de las acciones estará por debajo de su media a largo plazo. La rotación clásica de renta variable a bonos del Estado y crédito de grado de inversión ya no será apropiada en este ciclo", reconoce James McCann, Senior Global Economist de Aberdeen Standard Investments.

¿Que mirar? 

Desde la gestora tienen claro que temas estructurales como el cambio climático o las disrupciones tecnológicas crearán oportunidades de inversión a largo plazo, al igual que los factores medioambientales, sociales y de gobernanza (ESG) serán motores cada vez más importantes de rentabilidad de los diferentes tipos de activos. 

Sin perder de vista esto, creen que en 2020 será clave llevar a cabo una importante diversificación con activos poco correlacionados, más allá de la asignación tradicional a bonos y a renta variable. Les siguen gustando los mercados emergentes y la renta variable japonesa, pero también creen que “las perspectivas a largo plazo de la deuda soberana en moneda local de los países mediterráneos son inusualmente sólidas, con una previsión de rendimientos cercana al 6%”. Además, McCann reconoce que “estamos sobreponderando los bonos estadounidenses ligados a la inflación y el yen como herramientas de diversificación cuando la volatilidad aumente".

Más allá de lo convencional 

Desde Aberdeen Standard Investments reconocen que para quienes puedan asumir el riego de iliquidez, activos como el Private Equity, la deuda privada, las infraestructuras y los activos inmobiliarios pueden ser interesantes de cara a diversificar cartera y lograr “un potencial de rentabilidad significativamente mayor que el de los mercados públicos”.

Respecto a la inversión en deuda de mercados emergentes, Kenneth Akintewe, Jefe de Deuda Soberana Asiática de Aberdeen Standard Investments, recuerda que “los fundamentales de las economías emergentes siguen mejorando, convirtiéndose en motores cada vez más importantes de la economía mundial”. Además, señala la diversidad de activos de este tipo a los que se puede exponer un inversor: deuda corporativa asiática y emergente en dólares, mercados de bonos frontera, deuda en divisa local... 

Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"