martes, 17 septiembre 2019
ZONA PREMIUM
Economía

Aumentan las quiebras entre las empresas españolas

España es el único país entre las grandes potencias en el que se incrementaron las empresas en quiebra (1%) en 2018

05 de septiembre de 2019. 08:34h Mario Talavera
  • Aumentan las quiebras entre las empresas españolas

Europa, Estados Unidos, China y el resto del mundo, así como sus líderes y los organismos internacionales atienden a cómo “los desafíos para la economía mundial están aumentando”. El Global Bankruptcy Report 2019, publicado por la consultora estadounidense Dun & Bradstreet Worldwide Network confirma que las empresas de todo el mundo sobreviven a pesar de los vientos en contra que soplan y soplarán en el futuro cercano.

La advertencia la hace el economista jefe de la compañía, Markus Kuger, quien advierte de una “desaceleración aguda”, que comenzó en Alemania a mediados de 2018 y que se extendió a Francia, Italia y España en el cuarto trimestre. Es por ello que Kuger cree que “es necesario un mayor estímulo monetario para empujar la inflación al alza hacia la tasa objetivo”, según opina acerca de las medidas anunciadas por el Banco Central Europeo.

De ese modo, Kuger cree que los nuevos estímulos pueden “contribuir a mejorar las condiciones de refinanciación de las empresas de la zona del euro”. No obstante, avisa de que “es probable” que se deterioren las condiciones macroeconómicas y que ello afecte negativamente al número de quiebras de empresas en Europa.

A pesar de esos augurios, solo aumentaron las quiebras en España de entre el resto de grandes países europeos. En concreto, en 2018 se declararon en quiebra 3.983 empresas españolas, lo que representa un 1% más que en 2017. En comparación, por ejemplo, en Alemania, 19.302 empresas se declararon insolventes en 2018, un 3,9% menos que en 2017.

Se dan cifras prácticamente neutras, aunque positivas en Reino Unido, donde 16.690 empresas se declararon insolventes en 2018, un 0,3% menos con respecto al año anterior. Por su parte, en Francia, el número de quiebras de empresas sigue descendiendo. En 2018, quebraron 54.751 empresas, lo que supone que disminuyó en un 1,3%.

En cuanto a Italia, en el informe de la consultora norteamericana se observa que el “gobierno populista recién elegido” puede embarcarse en políticas que “están en desacuerdo con la mejora del entorno operativo del país”. Aun así, durante 2018 11.207 empresas se declararon en quiebra, lo que supone un importante descenso del 5,8%.

También se sitúan en una línea positiva países como Portugal, la República Checa, Hungría y Rumanía, si bien existe un buen número de países europeos que han visto cómo quebraron más empresas en 2018 que en 2017, dice el informe.

EEUU, A SU PROPIO RITMO

En cuanto a Estados Unidos, las fricciones comerciales con China no tuvieron un impacto negativo en 2018 en las empresas. El número empresas quebradas en EE.UU. disminuyó un 3,1% en 2018, hasta alcanzar las 24.000. La nota discordante, según recoge Dun & Bradstreet es la deuda. Kuger señala que hay preocupación por los elevados niveles de endeudamiento en EEUU.