economia

De Guindos ve "urgente" que se aceleren las fusiones

El vicepresidente del BCE cree "natural" que el PIB de algunos países se eleve un 15% en el tercer trimestre

01 DE septiembre DE 2020. 10:39H Mario Talavera

e9eee6abe480e4e2e2be8036be6f9b58.jpg

El sector financiero centra de nuevo la atención de las conferencias que organizan la Asociación de Periodistas de Información Económica y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo. La jornada de este martes arranca con la intervención del vicepresidente del Banco Central Europeo, Luis de Guindos, que ha hecho un repaso de la situación macroeconómica, además de efectuar un análisis sobre el sector bancario.

Como ha señalado en otras ocasiones, de Guindos considera que la desigualdad con que la pandemia ha afectado a los sectores económicos se ha trasladado a los países. En el caso de España, la dependencia del sector servicios, duramente golpeado, ha hecho que el país ibérico protagonice la mayor caída de la OCDE durante el segundo trimestre.

Por ello, tras la reapertura de la economía, el vicepresidente del BCE afirma que se producirá una "recuperación muy intensa de la actividad". Desde su punto de vista, "es absolutamente natural un tirón muy importante en la zona euro y en España en el tercer trimestre". Durante la jornada de este lunes, la vicepresidenta de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, afirmó que dicho incremento del PIB rondará el 10%. Si bien de Guindos no se ha referido a España en concreto, cree que "no sería raro ver tasas de crecimiento del 15%".

"Pero eso no quiere decir que la recuperación sea completa", interrumpe de Guindos. Dados los esfuerzos fiscales que han tenido que realizar los países y que tendrán que seguir haciendo, advierte de que uno de los legados de esta crisis será el incremento de la deuda pública en cerca de 20 puntos porcentuales. En ese sentido, vaticina que "cuando haya pasado la pandemia" habrá que hacer ajustes para asegurar la sostenibilidad de las finanzas a medio y largo plazo.

Consolidación "urgente"

Con respecto al sector bancario, de Guindos asegura que ha llegado en una posición favorable a la crisis. "La banca europea tenía un nivel de capital que le permitía hacer frente a un choque tan importante como el que hemos sufrido", avanza el vicepresidente. En cambio, "la rentabilidad es reducida", y ya lo era antes de esta crisis. De ese modo, el retorno del capital se encontraba en torno al 6%, si bien ese porcentaje se reducirá al 2% este 2020 y escalará al 3% en 2021.

En parte, dicha rentabilidad está sufriendo el deterioro de la actividad económica, que conllevan el incremento de provisiones, así como la caída de ingresos en los resultados. De Guindos cree que los bancos "lo ven día a día", por lo que es necesario actuar y avanzar en la consolidación bancaria. En sus propias palabras, la consolidación debe ser útil y debe hacerse "de forma relativamente rápida y urgente".

En respuesta a DIRIGENTES, el exministro español ha afirmado que las operaciones que tendrían sentido son aquellas que sirvan para reducir costes, además de las que supongan una restructuración y consolidación -fusiones- en algunos casos. No obstante, ha evitado decantarse por ningún tipo de operación en concreto.

De ese modo, el hecho de que las ganancias vayan a ser reducidas empuja a reducir el exceso de capacidad con el que cuenta el sector, además de enfrentar la aparición de nuevos competidores digitales. En el caso concreto de la banca española, de Guindos afirma que se encuentra saneada, tras la consolidación que ha vivido en los últimos años. En todo caso, "también está afectada por la rentabilidad" y "la recomendación que se hace para la zona euro también sería aplicable para España".

“En BME Growth se puede ganar mucho más del 100% con una empresa, pero también perder todo en otra"