jueves, 18 octubre 2018
ZONA PREMIUM
Economía

El BCE alaba la “holgada” solvencia de los bancos españoles

El Banco Central Europeo emplaza a completar la privatización de Bankia para fortalecer el sector bancario

10 de octubre de 2018. 10:16h Mario Talavera
  • El BCE alaba la “holgada” solvencia de los bancos españoles
    El BCE afirma que el sector bancario español sigue gozando de una posición holgada de solvencia y liquidez

No todo son broncas y riñas hacia la situación económica de nuestro país. Aunque el FMI recomendaba al Gobierno de España realizar importantes reformas estructurales, hay asuntos en los que la economía española muestra salud. El Banco Central Europeo (BCE) ha estado visitando España para analizar el desempeño de los bancos en los últimos tiempos el resultado es satisfactorio según el organismo europeo.

El sector bancario español sigue gozando, en general, de una posición holgada de solvencia y liquidez”, declaran los técnicos. En ese sentido, también recibe halagos la rentabilidad, que ha mejorado gracias a la reducción de los préstamos dudosos que, según el BCE, tiene un ratio “justo por encima de la media de la UE”.

En ese análisis también hay espacio para hablar de la fusión de BMN y Bankia, así como de la esperada y postergada privatización de este último banco. En cuanto a la fusión, el organismo europeo habla de que ha avanzado “satisfactoriamente”. Con respecto a la privatización de Bankia, que debería finalizar en 2019 y que se viene retrasando por la baja cotización de las acciones, el BCE afirma que completarla servirá para fortalecer el sector bancario español.

En esos términos se refiere también a la desinversión de las fundaciones bancarias en las cajas de ahorros, como factores que ayudarán a mejorar la fortaleza de los bancos españoles. Además, afirma que aunque la SAREB volvió a registrar resultados financieros negativos, se encuentra esbozando una nueva estrategia de gestión de sus activos para mejorar su rentabilidad y eficiencia.

Asimismo, la declaración introduce el contexto económico en el que se encuentra España. La “fuerte demanda interna” es el factor principal para que el crecimiento económico español se sitúe por encima de la media de la zona euro. En el lado negativo, afirma que la evolución negativa de las exportaciones ha “ralentizado el dinamismo del crecimiento” algo que, no obstante, entraba dentro de lo previsible, según el BCE.

En cualquier caso, la institución que dirige Mario Draghi relata asuntos en los que deben centrarse los esfuerzos de las administraciones españoles. En particular, habla de reducir los niveles de deuda y de desempleo, así como de mejorar la productividad para que el crecimiento sea “más sostenido”. Así, la recomendación más firme que incluye en su análisis es la de “avanzar en el proceso de consolidación fiscal” para reducir la deuda pública, con la finalidad de aumentar colchones fiscales para afrontar “posibles perturbaciones adversas”.