economia

España queda a la cola de Europa en su intento de reducir la factura de la luz

Las medidas de España son las que menos gasto de electricidad ahorrarán a los hogares, si bien Alemania y Reino Unido aún no han introducido ninguna

11 DE enero DE 2022. 08:30H Mario Talavera

Los negocios y los hogares españoles sufren este año el elevado aumento de la factura de la luz. En medio de una recuperación que aún no confirman los datos del PIB, la factura de la electricidad sube de media en 476 euros anuales en los casi veinte millones de hogares españoles. Para ponerle freno a este aumento, el Gobierno ha puesto en marcha un paquete de medidas valorado entre 3.000 y 4.000 millones de euros.

En comparación con los principales socios europeos, hay que tener en cuenta que la subida de los precios en España se encuentra en el término medio. Bank of America hace un cálculo de lo que ha subido el coste en los hogares europeos. Así, en Portugal el incremento es de 181 euros, que es el único país donde la subida es inferior a la de España. En el resto, Italia alcanza los 939 euros, Reino Unido, los 941 euros, Alemania, 568 euros y Francia, 730 euros anuales.

Salvo Alemania y Reino Unido, todos los países han activado diferentes medidas para afrontar la situación. En España se han reducido los impuestos especiales sobre la electricidad, desde el 5% hasta el 0,5%. Asimismo, el IVA desciende desde el 21% hasta el 10%, mientras que el impuesto sobre generación eléctrica del 7% ha sido suspendido.

Otra de las medidas propuestas por España ha estado rodeada de polémica. Se propuso detraer los beneficios extraordinarios de las compañías eléctricas, si bien la oposición del sector, así como de la propia Unión Europea han acabado dejando en nada la propuesta.

Con todo, las actuaciones llevadas a cabo por el Gobierno consiguen reducir en 170 euros la factura de la electricidad por hogar. Eso representa un 35% de la subida que proyecta Bank of America para este 2022. En otros países, el impacto de las medidas gubernamentales será considerablemente mayor, a excepción de Reino Unido y Alemania donde, como se ha dicho, no se han hecho actuaciones en este sentido, aunque se pueden esperar algunas medidas, según recoge Bank of America, en particular en Alemania.

Con esos datos, España queda a la cola en su intento de reducir la factura de la luz. Francia se hace cargo de 470 euros, dos tercios de los 730 euros que se espera que suba la factura durante este año. Mientras, Portugal asumirá unos 80 euros de los 180 euros de subida que sufrirán los cuatro millones de hogares portugueses. Por su parte, las medidas gubernamentales en Italia cubren 340 euros de los 939 euros que ha subido la factura para los 26 millones de hogares italianos, un 36%.

En números absolutos, las cifras dejan poco lugar a la interpretación, si bien es cierto que la población varía en cada país. Francia ha puesto sobre la mesa más de 14.000 millones de euros para reducir la factura, Italia, 8.800 millones, España alrededor de 3.200 millones y Portugal, 300 millones de euros.

Dime dónde vives y te diré dónde pagarás menos impuestos

Desabastecimiento y escasez coyuntural de energía

Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"