economia

La banca en la crisis, en contra de su instinto

Los bancos se lanzan a conceder créditos a pesar de la recesión y los riesgos de morosidad, dice Roldán (AEB)

02 DE septiembre DE 2020. 08:30H Mario Talavera

74f1c5ea164db509b2cef1823146d997.jpg

El sector bancario tiene motivos para reivindicarse en esta crisis. José María Roldán, presidente de la Asociación Española de Banca (AEB), se esfuerza en recalcarlo en cada intervención. "En los malos momentos, los únicos que han estado ahí han sido los bancos", dijo este martes en su intervención en la conferencia organizada por APIE y la UIMP.

Para empezar, la situación económica parte de una posición excepcional. "Hemos vivido dos fenómenos que se viven una vez cada 100 años en un espacio de 13 años", reflexiona Roldán, quien añade que el shock de la pandemia es "global y simultáneo". Por ello, la incertidumbre atenaza cualquier inversión, consumo y contratación. En el mismo foro, el gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, asegura que existe un alto grado de incertidumbre, "como demuestran los nuevos brotes" que se están dando en España.

Según ha expresado de Cos, el Banco de España actualizará sus últimos escenarios previstos, y adelanta que se proyecta una "contracción del PIB muy sustancial". Desde su punto de vista, harán falta "unos cuantos trimestres para la recuperación".

En ese sentido, tanto de Cos como Roldán valoran que se hayan dirigido los esfuerzos a mitigar el impacto en el corto y medio plazo para limitar aquella incertidumbre que no tiene que ver con la pandemia. Una de esas actuaciones ha sido la ejecución de líneas de crédito avaladas por el Estado que, en opinión del presidente de la patronal bancaria, "ha funcionado a las mil maravillas". "Necesitábamos financiar a la economía si queríamos evitar su colapso", indica Roldán, por lo que "los bancos han sido un factor de fortaleza". En la misma línea, de Cos afirma que el sector financiero ha sido un "factor mitigador y no amplificador de la crisis".

De hecho, para el presidente de AEB esta actitud de los bancos va "en contra de lo que dicen los manuales de gestión de riesgos", por tratarse de un momento crítico en el que los bancos suelen cerrar el grifo del crédito. Por su parte, de Cos considera que estas condiciones impuestas en los últimos años para facilitar el crédito en crisis han evitado una restricción de los préstamos. "Si no se hubiera producido ese uso del crédito, la crisis económica inicial se le hubiera añadido una crisis financiera que hubiera agravado la situación", resume de Cos en una respuesta a DIRIGENTES.

Sin embargo, las condiciones hacen que esta financiación no suponga una palanca para elevar la maltrecha rentabilidad del sector. Entre otras cosas, se han visto obligados a adelantarse y realizar saneamientos y provisiones. Esta ha sido una medida que servirá de base "para una recuperación futura más rápida", comenta Roldán. A pesar de eso, el futuro cercano llama a una transformación del sector en España y también en Europa.

Para la patronal bancaria resulta vital racionalizar estructuras y que los bancos se especialicen en aquellos segmentos en los que puedan conseguir una mayor rentabilidad. La traducción de eso es, tal y como ha respondido a una cuestión de DIRIGENTES, que el cierre de oficinas y los ajustes de plantilla continúen. "Seguirá a lo largo del tiempo hasta un nivel que soy incapaz de predecir", avanza Roldán. No obstante, apuesta por una banca que combine la presencialidad y los medios digitales, teniendo en cuenta el cambio de hábitos en los clientes.

La otra traducción de esos cambios es que "no queda otra que pensar en las fusiones nacionales y transfronterizas". Al igual que de Guindos expresó durante la mañana, Roldán insiste en que las fusiones son un medio de "aumentar la eficiencia y mejorar la rentabilidad en un corto periodo de tiempo". En todo caso, rehúsa señalar qué tipo de operaciones podrían tener lugar, si bien defiende que las fusiones han ayudado a que la situación de los bancos españoles sea algo mejor que la de sus homólogos europeos.

“En BME Growth se puede ganar mucho más del 100% con una empresa, pero también perder todo en otra"