economia

La fusión de Unicaja Banco y Liberbank crearía el quinto mayor banco del país

Los dos bancos vuelven a intentar una operación apenas año y medio después de que fracasaran las últimas negociaciones entre ambos

06 DE octubre DE 2020. 08:37H Mario Talavera

08b8a1d6b9103594e671125999931e7f.jpg

Los movimientos corporativos se están acelerando en España. Apenas unas semanas después de que CaixaBank y Bankia anunciaran los detalles de su unión, Unicaja Banco y Liberbank confirman que están volviendo a analizar una operación de fusión.

Las urgencias hacen ahora más probable que la operación llegue a buen puerto. De momento, las dos entidades se limitan a informar a la CNMV de que hay "contactos preliminares", sin que se haya "adoptado ninguna decisión al respecto". En este momento, ni siquiera se han contratado asesores externos, por lo que lo que han trascendido son el interés y las conversaciones informales que se están produciendo.

Según consta en los últimos documentos hechos públicos por las entidades, la unión de los dos bancos crearía el quinto mayor banco en activos del país, por detrás de la que sería la nueva CaixaBank, BBVA, Banco Santander y Banco Sabadell. Por un lado, Unicaja Banco se acerca a los 63.000 millones de euros, mientras que Liberbank acumula 45.000 millones, de modo que entre ambas superarían los 100.000 millones de euros. Con esas cifras, la nueva entidad adelantaría a Abanca, Kutxabank y Bankinter, esta última incluida en el Ibex35.

En ambos casos, la rentabilidad se ha reducido de forma notable a causa de la crisis. Unicaja Banco ha obtenido 61 millones de euro de beneficio en la primera mitad del año, la mitad que el año anterior. En el caso de Liberbank, la caída alcanza el 43%, tras cosechar unos resultados de 41 millones de euros en el primer semestre.

Lo que denotan los números es lo que han reiterado los diferentes dirigentes implicados en el sector. Tanto el Banco Central Europeo como la Asociación Española de Banca y el Banco de España se han mostrado optimistas con respecto a la posibilidad de que las fusiones sirvan para resolver los problemas con los que carga el sector. Es de destacar el liderazgo con el que cuentan estas dos entidades, que se acentúa si se considera que Unicaja Banco tiene un gran peso en Andalucía.

En total, el banco de origen andaluz cuenta con 1.028 oficinas y 1.486 cajeros, atendidas por 6.274 empleados. A esa cantidad, podrá sumar las 579 oficinas de Liberbank y sus 1.249 cajeros, además de los 3.668 empleados, aunque se da por hecho que habrá ajustes en la plantilla y en el número de oficinas para que la operación resulte efectiva en términos de costes y rentabilidad.

El mercado ha acogido con optimismo las negociaciones, de modo que el valor de Unicaja Banco en bolsa se ha incrementado hasta los 1.156 millones de euros, mientras que el valor de mercado de Liberbank ha ascendido a 831 millones de euros. Teniendo en cuenta esa valoración, Liberbank representaría el 41% del capital de la nueva entidad, mientras que el resto pertenecería a los actuales accionistas de la entidad andaluza.

Si las conversaciones preliminares deciden seguir adelante, los siguientes pasos serán la contratación de los servicios de asesoría pertinentes, así como el estudio de la operación y de los datos de cada entidad, mediante la denominada due diligence. Después, la Fundación Bancaria Unicaja, poseedora del 49% del capital de Unicaja, y la Fundación Caja de Asturias, con el 24% de LiberBank, así como el resto de accionistas, deberán dar el visto bueno en una Junta de Accionistas Extraordinaria.

Cuatroochenta: "BME Growth será una vía más de financiación para la compañía"