economia

La oportunidad de crear un negocio está en el online

El coronavirus está transformando el planeta entero, algo que también ocurre con los hábitos de consumo de la población, por lo que, tanto los emprendedores que se lanzan a poner en marcha una empresa como aquellos que ya contaban con una tienen que reorientar su estrategia al entorno online para resistir esta crisis

08 DE junio DE 2020. 08:30H Alexandra Gheorghiu

63761d638f681d8b7cd3596dc3844e57.jpg

La aprobación del estado de alarma acució la caída en la creación de empresas un 13% en marzo, según datos de Informa D&B. En este contexto surge una pregunta: ¿Es un buen momento para crear un negocio? La respuesta es sí, pero ahora entra en juego una condición sine qua non: que el proyecto empresarial se desarrolle en el entorno online.

Exceptuando aquellas actividades consideradas como esenciales, la gran mayoría de establecimientos permanecen cerrados y como no se sabe qué sucederá a corto o largo plazo, las empresas empiezan a mover ficha para no quedarse en el olvido. Prácticamente todo el comercio se realiza a través de Internet, por lo que construir una tienda online y hacer un buen posicionamiento "es la manera más eficaz de llegar a tu público objetivo", asegura a DIRIGENTES la directora general de GoDaddy para el Sur de Europa, Lola Puerta.

Lola Puerta, directora general de GoDaddy para el Sur de Europa

Analizar bien la situación actual es el punto de partida. Teniendo en cuenta que las medidas para evitar el contagio de la enfermedad y el distanciamiento social continuarán durante un tiempo, "lanzar un negocio que implique reunir grupos de personas o que tenga un elemento offline importante, no es la mejor idea", indica a este medio el CEO de Printful, Davis Siksnans. 

Los portales de telemedicina, los canales de cocina o las tiendas de alimentos online forman parte de la vida cotidiana y de los hábitos de consumo. Siksnans explica que, de media, se necesitan "66 día para formar un nuevo hábito, por lo que es muy probable que el confinamiento dé lugar a nuevos comportamientos y hábitos" y por eso "hay que pensar en las experiencias que las personas disfrutan en el mundo offline y recrearlas en el mundo virtual"

Presencia online

La presencia online es importante, pero antes de lanzar un negocio es fundamental identificar un nicho de mercado, ver cuál es el público objetivo y conocer los intereses de los clientes. Davis Sinksans sugiere seguir los pasos de la metodología Lean Startup para crear cualquier negocio online y fue en lo que se basaron para lanzar su compañía Printful, de servicios de gestión logística e impresión y bordado bajo demanda. "Empezamos con una landing page para preguntar a los clientes potenciales qué querían y así analizar la demanda y descubrimos que la gente realmente quería productos de ropa, especialmente camisetas". 

Davis Siksnans, CEO de Printful

En el mundo prepandemia la importancia de un sitio web ya era "prioritaria". Tanto es así que "el 25% de los consumidores en condiciones normales, reconocen que no van a una tienda física si encuentran que no tiene página web", comenta Puerta. Esto pasa porque no pueden consultar los productos o ver el horario del establecimiento. Un hecho que incluso resta confianza en el negocio. La realidad refleja que solo el 48% de las empresas cuentan con una página web, según se desprende del informe de la empresa registradora de dominios de Internet y alojamiento web GoDaddy.

En el contexto actual, para aquellas empresas que únicamente cuentan con una tienda física, "su salvavidas es abrir su página web y contactar a sus clientes y público objetivo para intentar encauzar su producto de manera online", asevera Puerta. El primer punto, incluso antes de construir el comercio online, es tener página web. Para ello, hay que tener clara la propuesta de valor de la empresa y comprar un dominio que lo refleje bien. Aconseja que "aparte de poner nombre de marca, se busque una keyword en Google Trends que tenga mucho volumen de búsquedas para que sea más fácil posicionar el negocio".

El sitio web servirá para informar a los clientes de los servicios que la compañía presta y comprender así la necesidad que cubre su solución. Debe ser sencilla, intuitiva y contar con pasarelas de pago variadas (tarjeta de crédito, PayPal) porque "cuantas más alternativas des a tus clientes, más ventas y mayor será tu conversión", recalca Lola Puerta. Pero aquí no acaba el proceso. Hay que ir construyendo el resto de pilares: redes sociales, blog, una estrategia SEO. "Aconsejo invertir 100€-200€ al mes con campañas de tráfico en Facebook o Instagram para ver y entender cómo reaccionan tus clientes a tus productos. Luego lo vas complementando con un comercio electrónico. Todo ello te irá dando pistas de cuál es tu mercado y tu nicho en el que tu producto es relevante". Por su parte, el CEO de Printful señala, en base a su experiencia, que "un buen SEO es clave y para eso, es imprescindible crear contenido relevante y útil para nuestros clientes potenciales de forma regular". 

En línea con lo anterior, a la hora de reorientar la estrategia en tiempos de coronavirus, es importante empatizar con el consumidor. Una forma de hacerlo es brindándole información útil en el blog corporativo sobre aspectos relacionados con la pandemia (cómo hacer declaración de la renta). Es una manera de conectar con el usuario, generar confianza y al final fidelizarle, aunque no esté estrechamente ligado con el producto que vende.  

“En BME Growth se puede ganar mucho más del 100% con una empresa, pero también perder todo en otra"