martes, 17 septiembre 2019
ZONA PREMIUM
Economía

La unidad de continuidad asistencial de la Fundación Jiménez Díaz confirma su excelencia

Es la primera en España en obtener la certificación ISO 9001:2015. Entre los factores diferenciales que le han permitido acceder a este reconocimiento sobre la gestión de la calidad se encuentran el servicio de e-consulta o la creación del puesto de enfermera de Continuidad Asistencial

19 de agosto de 2019. 10:08h Carmen Muñoz
  • La unidad de continuidad asistencial de la Fundación Jiménez Díaz confirma su excelencia

La Unidad de Continuidad Asistencial de la Fundación Jiménez Díaz ha conseguido hacerse con la certificación ISO 9001:2015, convirtiéndose así en la primera unidad de estas características en España en demostrar la excelencia de su servicio mediante la obtención de esta acreditación, centrada en la gestión de la calidad. La certificación llega después de la auditoría realizada por DNV y abre muchas puertas a esta unidad al ofrecerle la posibilidad de compararse con otros centros.

“Este reconocimiento ha permitido confirmar y asegurar mediante el criterio de terceros, que las sistemáticas de trabajo que tenemos establecidas siguen los ciclos de mejora continua”, asegura el director de Continuidad Asistencial de la Fundación Jiménez Díaz, el doctor Óscar Gómez.

Entre los servicios diferenciales que ofrece esta Unidad de Continuidad Asistencial se encuentran la e-consulta, el portal Sociosanitario para comunicación con residencias, las alertas al teléfono móvil cuando se activa la interconsulta o la creación de un puesto de enfermera de Continuidad Asistencial. También destacan las reuniones que se celebran de manera conjunta entre la sección de Enfermería de Atención Especializada y de Atención Primaria o los ingresos programados desde residencias. Unas prestaciones que se consiguen vinculando la Atención Primaria Especializada a través de la coordinación y la comunicación bidireccional entre hospitales, centros de salud y centros sociosanitarios.

Estos protocolos están diseñados para “actuar ante grupos de pacientes y familias especialmente vulnerables, además de fundamentar las actuaciones en planes de cuidados normalizados”, señalan desde Quirónsalud. Objetivos a los que hay que añadir una simplificación de la gestión de ayudas técnicas y recursos de Atención Especializada, una mejora de la homogeneización de la “práctica enfermera en la continuidad de cuidados inter niveles y la colaboración en procedimientos, recomendaciones y planes de cuidados, entre otros. Con ello, el citado departamento ha conseguido incrementar la cantidad de solicitudes por vía telemática interconsultas y e-consultas, hasta reducir el número de llamadas telefónicas en un 42%. En el caso de aquellos pacientes que necesitan cuidados continuos, se han establecido servicios de interconsultas y e-consulta a Enfermería de Continuidad Asistencial. El resultado fue que durante el año pasado, las visitas a pacientes hospitalizados aumentaron un 10%, hasta alcanzar el 62% de los casos.

De esta manera, el trabajo de análisis interno paralelo a la obtención de esta acreditación ha servido también para localizar nuevas áreas de mejora, cuantificar las actividades desempeñadas y organizar la documentación y los registros necesarios. Los expertos inciden en los beneficios que aporta la continuidad asistencial y que minimizan de algún modo la sensación de “salto al vacío” de los pacientes una vez que estos son dados de alta. Además de ello, mejoran la accesibilidad y la comunicación entre los profesionales, ya que ponen a disposición de los que trabajan en Atención Primaria referentes dentro del hospital que puedan solucionar incidencias por medios circuitos diferenciales.