DIRIGENTES-PORTADA_ENERO24
Suscríbete a la revista
Lunes, 26 de febrero de 2024
D
D

Crisis energética: “Será un invierno más complicado en unos países de la UE que en otros”

Juan José Coble Castro dirige el Máster de Energías Renovables y Eficiencia Energética de la Universidad Nebrija. En esta entrevista para DIRIGENTES, repasa algunas de las cuestiones más candentes del sector: el alza de los precios, las energías renovables, la dependencia del gas ruso y los esfuerzos de la Unión Europea por alcanzar la soberanía […]

Nacional

Dirigentes Digital

03 nov 2022

Juan José Coble Castro dirige el Máster de Energías Renovables y Eficiencia Energética de la Universidad Nebrija. En esta entrevista para DIRIGENTES, repasa algunas de las cuestiones más candentes del sector: el alza de los precios, las energías renovables, la dependencia del gas ruso y los esfuerzos de la Unión Europea por alcanzar la soberanía energética.

DIRIGENTES. En primer lugar, ahora que estamos a las puertas del invierno, ¿hay motivos para temer episodios de escasez de suministro energético en Europa?, ¿será un invierno tan difícil como venimos oyendo varios meses?, ¿y es cierto que es posible que el próximo invierno la situación energética sea mucho peor?

Juan José Cobre Castro. No todo depende de nosotros, depende de cuánto se recrudezca el escenario bélico que tenemos en Ucrania y de las medidas adicionales que puedan tomar ambas partes y que repercutan en una mayor alza en los precios del gas, perjudicando aún más si cabe a Europa.

Podemos decir que será un invierno más complicado en algunos países de la UE que en otros, sobre todo por los elevados precios medios a los que está llegando la electricidad en algunos de estos países. Por ejemplo, ahora mismo, en Alemania o Francia tienen el precio de la luz promedio muy elevado hasta final de año, con precios de 800, 900 y hasta 1000 €/MWh (euros por Megavatio-hora), por ello su escenario es más complicado.

D. ¿Diría que España está mejor cubierta que Europa para afrontar esta crisis energética? ¿A qué motivos responde esa menor vulnerabilidad de nuestro país?

J.J.C.C. En España ahora mismo hay varios mecanismos activados que protegen al consumidor de las subidas en el precio de la luz. Las proyecciones a final de año para España nos llevan a precios mucho más bajos que en el resto de Europa, precios de entre 150 a 200 €/MWh. Estas proyecciones indican que en España no subirá tanto la luz gracias a las medidas tomadas, entre ellas la excepción ibérica para topar el precio del gas.

Hay que recordar cómo funciona este tope al gas, es un tope al que pueden ofertar las centrales de gas ibérico, esto permite que no todas las tecnologías que entran en el pool las tengamos que pagar al precio más caro (el de las centrales de gas), solamente la generación que entra y que proviene de estas centrales cobrará ese precio. El resultado final es un ahorro neto para los consumidores. El problema es que las compañías eléctricas nos ponen en las facturas cuánto tenemos que pagar por compensación por el tope al gas, pero no cuánto nos ahorramos por tener implantado este mecanismo, los cálculos del IDAE al respecto y desde que se implantó la excepción ibérica, es que esta medida ha supuesto un ahorro colectivo en las facturas eléctricas de los consumidores de unos 1400 millones de euros.

Es importante señalar que esos 1400 millones no han salido de las arcas públicas, como en otros países, sino que es una cantidad que han dejado de ingresar las empresas eléctricas por el mecanismo del tope al gas.

D. En junio de este año escribió un artículo tratando de responder a la gran pregunta que se están haciendo todos los gobiernos europeos: ¿Cómo dejar de depender de las importaciones de combustibles fósiles? Ahora, con el sabotaje al Nord Stream, parece que la respuesta a esa pregunta es todavía más acuciante que hace unos meses…

J.J.C.C. La respuesta es la misma o más intensa, pero en la misma dirección de lo que ya propuse. Una mayor soberanía energética pasa por acelerar y facilitar el despliegue de renovables, el ahorro y la eficiencia energética en todos los sectores productivos y extender y mejorar el almacenamiento, pero también requiere poner en común las infraestructuras eléctricas y gasistas en Europa y, para ello, reforzar las interconexiones, pensando no sólo en clave de presente sino de futuro, con el impulso del hidrógeno verde, que en algún momento circulará, con las modificaciones necesarias, por esas infraestructuras gasísticas.

D. ¿Qué le parece la renovada apuesta por el Gas Natural Licuado? Proyectos que llevaban años en el dique seco, como la regasificadora del Musel, en Gijón, se desbloquearon a toda prisa al poco de empezar la guerra en Ucrania.

J.J.C.C.  Me parece que todo aumento de la capacidad de la interconexión gasística con el resto de países vecinos contribuye solidariamente a la seguridad de suministro energético en Europa, algo que es muy necesario y oportuno en el contexto europeo actual de reducción de la dependencia del gas que proviene de Rusia.

Evidentemente, una mayor soberanía energética requiere poner en común las infraestructuras eléctricas y gasistas en Europa y ampliar estas infraestructuras. Por ejemplo, ahora hay varios proyectos abiertos y en fase de pruebas o finalización, como la Estación de Compresión de Euskadour, en Irún (Gipuzkoa), una infraestructura esencial para enviar gas natural a Francia y a nuestros vecinos del norte. Esta instalación parece haber finalizado con éxito las pruebas técnicas de puesta en marcha para ampliar en 1.500 millones de metros cúbicos la capacidad al año de suministro de gas natural a Europa, llegando a un incremento de la capacidad de exportación del 18% sobre la actual.

A la Estación de compresión de Euskadour hay que sumar los esfuerzos de la otra interconexión existente actualmente con Francia, la de Larrau en Navarra. Entre las dos suman 7.000 millones de metros cúbicos de capacidad máxima al año (7 bcm), equivalente a 7 barcos de gas natural licuado al mes, a los que se incrementará la capacidad en los 1.500 millones de metros cúbicos adicionales mencionados al año por Irún, aportando así entre las dos un total de 8.500 millones de metros cúbicos de capacidad máxima.

También, a principios de 2023, estará plenamente operativa la regasificadora de El Musel, en Gijón, se pretende que juegue un papel estratégico como centro logístico de almacenamiento de gas para Europa.

Además, se han autorizado recientemente tres proyectos que maximizarán el transporte de gas a Italia. Entre otras medidas se va a adaptar el pantalán de la planta regasificadora de Enagás del Puerto de Barcelona para aumentar la capacidad de carga que llevará el gas a las costas italianas mediante buques de transporte de gas.

D. Bajo su punto de vista, ¿qué deberían hacer España y la Unión Europea en los próximos años para alcanzar ese objetivo?, ¿dónde y cómo invertir dinero y esfuerzos?, ¿y qué papel debería tener el sector privado en este proceso?

J.J.C.C. Deberían ampliarse e intensificarse las medidas ya recogidas y mencionadas en el Objetivo 55 de la UE, el plan de la UE para la Transición Ecológica, que ahora necesita revisarse e introducir una marcha más para su consolidación. Entre las medidas que se pueden tomar por parte de la UE y los países miembros están:

  1. Aumentar considerablemente el aporte y contribución de las energías renovables en la combinación energética global (Mix energético de cada país) aumentando su penetración e integración en todos los sectores económicos: el transporte, la construcción, la industria etc.
  2. Se puede también intensificar y facilitar la repotenciación de las plantas de energía renovables existentes, esto podría contribuir en gran medida a la consecución de los objetivos buscados.
  3. En el sector del transporte estas medidas se pueden tomar en varias vertientes: introducir medidas de ahorro y eficiencia energética e instalaciones de energías renovables en las empresas del sector, instalar mayor número  de electrolineras, que sirvan por supuesto, gasolina y diésel mientras dura la transición energética y ofrezcan también tanto espacios de recarga para vehículos eléctricos, así como biodiésel, bioetanol, hidrógeno y aire comprimido para transporte terrestre, sin perder de vista los cambios necesarios en estaciones de abastecimiento de combustible y fuentes alternativas de suministro de energía tanto a los buques en los puertos como a las aeronaves estacionadas en aeródromos y aeropuertos..
  4. En el sector de la construcción es necesario revisar al alza las exigencias tanto de instalación de energías renovables como de aislamiento en la envolvente de los edificios en el Código Técnico de la Edificación (CTE), Conviene ir, más pronto que tarde, a estándares de edificios de nueva construcción de consumo energético prácticamente nulo. También, y cuando se hagan rehabilitaciones energéticas de edificios ya existentes, conviene hacerlas tendiendo al estándar de consumo cero.

Estas medidas siempre deben combinarse con otras específicas destinadas a proteger a los consumidores más vulnerables.

Artículos relacionados

Economía

El gasto medio en rebajas se sitúa en 345€, un 25% más que en 2023

El 29% de los encuestados ha gastado más que en el año anterior, frente al 37% que ha realizado el mismo desembolso y un 34% que lo ha reducido
Economía

Desaceleración económica de España en 2024: las previsiones de PwC

La incertidumbre sigue siendo una constante en la economía global lo cual sigue traduciéndose en una mayor tendencia a invertir a largo plazo
Economía

La firma de hipotecas baja un 19,1% en noviembre

El importe medio de las operaciones fue de 145.894 euros
Cargando siguiente noticia:

Suscríbete a nuestra newsletter para estar informado

Villamor: “Podríamos ver un periodo de estanflación, pero sin una recesión grave”

Nuestros podcasts. 
Todo sobre economía y sus derivados

Po

© Piles Cincuenta S.L 2024 Todos los derechos reservados