economia

Santander: con los tipos actuales "la capacidad para generar ingresos es muy complicada"

El consejero delegado del Banco Santander explica el descenso de un 14% de los ingresos por los costes de restructuración

06 DE octubre DE 2019. 00:00H Mario

alvarez-santander_41-195981_20190723200822.jpg

Los ajustes por la restructuración de Banco Popular dentro de la organización del Banco Santander resultaron la pieza central del discurso de José Antonio Álvarez, consejero delegado de Santander, a la hora de explicar las cifras económicas de los primeros seis meses del año.

En concreto, la entidad bancaria se anotó unas ganancias de 3.231 millones de euros durante el primer semestre, lo que supuso una caída del 14% con respecto al mismo periodo del año anterior. No obstante, como explica Álvarez, los costes de restructuración alcanzaron los 706 millones de euros, de los que el proceso de Popular acaparó más de 600 millones de euros.

Además de ese asunto, el dirigente de Santander analizó otros aspectos de su banco y de los mercados en los que opera durante la rueda de prensa. Uno de ellos fue el que atañe a los tipos de interés impuestos por los bancos centrales, con el paradigma del caso europeo o el de la Reserva Federal, cuyo dirigente advierte de que copiará las medidas que hasta ahora había llevado a cabo Mario Draghi al frente del BCE.

En ese sentido, admite que con los actuales tipos "la capacidad para generar ingresos es muy complicada". No obstante, cree que su camino pasa por adaptarse a las circunstancias que establecen los bancos centrales.

Álvarez también se refirió al proceso de salida del Reino Unido de la Unión Europea y a la afectación que puede tener sobre los negocios de su banco. En el peor de los casos, en el de una salida dura, "algún grado de acuerdo tiene que haber", espera Álvarez, si bien su deseo es que se consiga "el mayor grado de acuerdo" para reducir los "niveles de incertidumbre".

Con respecto a la incertidumbre que vive España por la formación de gobierno, Álvarez elude referirse a las tendencias políticas que la conformarían, y cree que los políticos deben obedecer "el mandato de los electores". En todo caso, lo que sí aclara es que le gustaría que se formara un gobierno "estable" cuanto antes.

En cuanto al fichaje frustrado del italiano Andrea Orcel, Álvarez prefiere no declarar nada teniendo en cuenta el proceso judicial que está produciéndose. Lo que sí cree es que "tanto el consejo como el equipo están funcionando", y defiende que los inversores no han realizado "ninguna pregunta" sobre la cuestión.

BNY Mellon: "creemos que es momento para la gestión activa"