economia

Tendencias que marcarán los pasos del e-commerce en 2019

El smartphone se convierte en el dispositivo de compra más utilizado y un mejor servicio logístico son algunas de las tendencias

19 DE diciembre DE 2018. 09:55H Europa

Foto / Shutterstock

Comprar por Internet es una actividad cada vez más habitual entre los usuarios. De hecho, los compradores online se incrementan año a año pero este aumento propicia nuevos hábitos de consumo o nuevos focos sobre los cuales las empresas deben poner atención para brindar la mejor experiencia a sus clientes. De cara al 2019, Trusted Shop ha esbozado las tendencias que afectarán al comercio electrónico.

El ordenador ha pasado a un segundo plano pese a que en los inicios del e-commerce era el único medio. Ahora el smartphone se impone como el dispositivo preferido para comprar. Tanto es así que el 63% de los españoles que realizaron compras en este año han optado por el móvil, según Cetelem.

Si con el uso del teléfono móvil se busca comodidad y rapidez, este último aspecto es fundamental. Por ello, la logística es clave para los compradores. Poder realizar un seguimiento de los pedidos, tener facilidad en las devoluciones y los gastos de envío son algunas de las grandes preocupaciones de los clientes que envuelven a la logística. Un hecho que está determinando a los españoles a comprar es el servicio de entrega en un día. Es por lo que el 71% de los usuarios han percibido una mejoría en este aspecto.

Los canales de compra han evolucionado hasta convertirse los marketplace en los preferidos. De cara a 2019, terminará por consolidarse con más variedad de productos.

La financiación será un fenómeno en alza en el próximo ejercicio. Tal y como arrojan los datos de Cetelem, las compras descendieron hasta situarse de media en los 1.903 euros pero lo que sí se ha incrementado es la financiación. La tendencia será a comprar productos más caros pero se apostará por financiarlos.

Finalmente, todos los sectores tratan de beneficiarse de los últimos avances tecnológicos. El e-commerce no iba a ser menos. Por ello, además del Machine Learning y la Inteligencia Artificial que ya se empleaban este año habrá que añadir el Big Data. Todo ello, con el único objetivo de mejorar la experiencia de cada uno de los clientes.

Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"