lunes, 16 septiembre 2019
ZONA PREMIUM
Fondos

2019, un año complicado para los hedge funds

Las salidas netas superan los 55.000 millones de dólares en todo el mundo y el último cambio de tendencia en las bolsas podrían agudizar las pérdidas.

11 de septiembre de 2019. 08:00h Patricia Malagón
  • 2019, un año complicado para los hedge funds

Un fenómeno bursátil está abriéndose camino en Wall Sreet y complica aún más el año para los hedge funs. Las acciones basadas en el ‘growth’ (crecimiento), aquellas que se basan en las empresas que experimentan rápidos aumentos de los beneficios, están cayendo de forma considerable. Sin embargo, las acciones ‘value’, aquellas que hacen referencia a las acciones más baratas, están teniendo un gran retorno. El cambio está siendo tan extremo en los últimos días que no se vivía una situación así desde mayo de 2009.

Este cambio será especialmente doloroso para los hedge funs y los fondos especulativos, ya que han evitado comprar acciones con valoraciones parciales y han apostado con más fuerza por el ‘growth’. La exposición a las acciones de crecimiento entre los fondos de cobertura de largo plazo y corto plazo ha aumentado hasta alcanzar su nivel más alto desde al menos 2016, cuando la propiedad del valor se acerca a los niveles más bajos de varios años, según los datos de Goldman Sachs.

Una de las razones que más citan los analistas para justificar este cambio es la bajada de los rendimientos del Treasury. Según la teoría, los temores por una recesión han llevado a los rendimientos a mínimos históricos este año y los inversores de renta variable que observan la señal han acudido en masa a las acciones de crecimiento y dividendos en busca de seguridad. Ahora que los rendimientos comenzaron a repuntar la semana pasada, esas operaciones de seguridad se están revirtiendo.

El S&P 500 refleja muy bien este fenómeno. Sólo el pasado lunes, las acciones energéticas y financieras, entre las más baratas del S&P 500, subieron más de un 1% cada una, mientras que los fabricantes de software y de medicamentos, cuyo crecimiento se ve resistido en medio de una desaceleración económica, se encontraban entre los mayores perdedores. Las acciones de dividendos, como los servicios públicos y los bienes inmuebles, también cayeron, lo que amplió su rendimiento inferior este mes.

Mal año para los hedge funds

A esto se le suman los malos datos que acumulan los hedge funds en lo que va de año. En el mes de julio, los inversores retiraron unos 8.420 millones de dólares de estos fondos de cobertura y las salidas netas se han elevado hasta los 55.900 millones, según los datos de eVestment. Aunque lo cierto es que los fondos más afectados han sido los domiciliados en Europa. En total, 6.300 millones han abandonado estos fondos en julio y las salidas anuales suman 33.200 millones, más del doble que en 2018.