fondos

Abocados a una consolidación entre gestoras

Ahora suenan los nombres de Allianz y DWS, pero las especulaciones son casi constantes en el sector. Una de cada tres gestoras de activos podría desaparecer en el próximo quinquenio, según el consejero delegado de Invesco, una de las grandes gestoras mundiales. La industria de los fondos está en pleno cambio y la nueva regulación (MiFID II) tiene mucho que ver en ello. Pero no es el único factor. Cierres de las más pequeñas o fusiones: esas parecen ser las alternativas.

18 DE marzo DE 2019. 11:56H Rocío Arviza

fusiones_41-135482_20190318121339.jpg

Mayores costes, caída de las comisiones e impacto de la tecnología. La conjunción de estos tres aspectos terminará por derivar en un impulso mayor del que hemos visto hasta el momento en la consolidación entre gestoras.

Ha transcurrido ya un año desde la llegada de Mifid II y muchas cosas han cambiado en estos meses. La nueva regulación pretende proteger más y mejor a los inversores y exige transparencia total en los costes de los productos financieros, especialmente en los fondos de inversión. Y eso se comienza a notar en las gestoras. Según ha asegurado a Dirigentes Josina Kamerling, directora de asuntos regulatorios de CFA Institute para Europa, Oriente Medio y África “la mayor transparencia que ha traído Mifid puede ser negativa a largo plazo para las más pequeñas, que tienen que asumir los costes de análisis”. Por eso considera que la nueva regulación ha beneficiado a las grandes gestoras.

Mayores costes y competencia

Cierto que las de mayor tamaño tienen más colchón para asumir esos mayores costes, pero sufren como las demás la bajada de comisiones que –constatan desde CFA- ha traído consigo esa mayor transparencia. Pero la presión sobre los ingresos no sólo tiene que ver con esto, están también las exigencias en temas de cumplimiento negativo o de ciberseguridad.

Y luego está otro factor a tener en cuenta, un aspecto clave: las gestoras, como el resto de sectores se están teniendo que adaptar a los avances tecnológicos. “O tienes un producto muy definido y ofreces valor añadido o no vales nada”, señala a Dirigentes Javier Martín, de Ursus 3 Capital. “No puedes ofrecer el mismo servicio que ofrecen 400. Cuando nadie sabe nada, tus clientes te compran los productos pero en un momento en el que pueden acceder a toda la mejor información desde un móvil debes ofrecer un factor diferencial claro y ser muy bueno”. Es decir, los inversores ya no comprarán mediocridad y en esa lucha, habrá gestoras que no podrán competir.

Competencia férrea

Desde Ursus 3 Capital destacan también la nueva competencia que suponen las sociedades de valores y gestoras que se están creando para ofrecer sistemas que localizan los productos más eficientes del mercado. “Sistemas que van mucho más allá de criterios simples como seleccionar el fondo que más gana”. Y a este punto habría que añadir también el creciente avance de la gestión pasiva.

La competencia, por tanto, es feroz y en este contexto no resultan desorbitados los cálculos que realizaba Moody´s hace más de un año. Calculaba que la tasa de honorarios efectivos de las gestoras podría caer entre un 10 y un 15 por ciento a tres años vista. Por el camino se verá a cuantas fusiones se ve abocado el sector.

Cuál puede ser la próxima...

El nombre que suena esta semana es el de Allianz porque el mercado especula con que podría plantearse integrar su gestora con la de DWS. Y lo cierto es que se han dado varios pasos en los últimos años: Invesco está en pleno cierre de su adquisición de OppenheimerFunds, Janus Capital se ha unido con Henderson Global Investors y Aberdeen AM con Standar Life para crear Aberdeen Standard Investments, sin olvidar la integración de Pioneer en Amundi.

Y en España también se han dado algunos pasos, aunque tímidos: la absorción de la gestora de Banco Madrid por Trea AM o la compra de Inverseguros por parte de Dunas Capital.

CRR Markets: "los inversores no están prestando atención a la volatilidad"