viernes, 14 diciembre 2018
ZONA PREMIUM
Fondos

“Estamos aumentando la actitud defensiva en todas las clases de activos”

Eugene Philalitis, gestor del Fidelity Funds Global Multi Asset Income, repasa las estrategias de inversión que está acometiendo en esta línea, con la fotografía macro que nos rodea.

31 de octubre de 2018. 10:49h Héctor Chamizo
  • Image

El escenario plantea cautela por varios frentes de incertidumbres abiertos. Por eso, muchas gestoras se plantean la diversificación de activos a gran escala. Eugene Philalitis, gestor del Fidelity Funds Global Multi Asset Income, repasa las estrategias de inversión que está acometiendo en esta línea, con la fotografía macro que nos rodea.

Leímos en una tribuna, antes del verano, que pensaba que la guerra comercial está aquí para quedarse pero que los medios exageran el tema. ¿Por qué piensa eso?

La historia de la guerra arancelaria continúa dominando los titulares, algo poco sorprendente dada la marcada desviación que esto supone de las normas mundiales que han regido las últimas décadas. Pero como inversores tenemos que prestar atención a más cosas que la retórica marcada por Trump, enfocándonos en el impacto real que tiene la guerra comercial sobre EE.UU. y sobre China como motores que son de la economía global, algo que a veces los medios exageran. Con las elecciones norteamericanas de mitad de mandato acercándose, es poco sorprendente que Trump quiera proyectar la imagen de ser “duro” en el tema comercial, como prometió durante su campaña. Es adicto a la manipulación del flujo de noticias, y como tal, probablemente esta retórica continuará escalando al menos hasta las elecciones de noviembre. ¿Es un tema importante? Sí, pero nos importa más el impacto a largo plazo en las economías estadounidense y china.

¿Deberían estar preocupados los inversores por esta guerra arancelaria?

La continua guerra comercial ciertamente no es un acontecimiento positivo para los inversores y ha influido en el sentimiento de los mercados de renta variable chinos, por ejemplo, en particular de los sectores más expuestos al comercio con EE.UU. Pero para poner esto en contexto, menos del 5% de los ingresos del índice MSCI China proviene de EE.UU., y a largo plazo creemos que el mercado es alcista para las acciones chinas. También debemos tener cuidado de no exagerar el impacto de los aranceles en la economía china en su conjunto. Si hubiéramos tenido esta conversación hace una década podríamos estar en un lugar diferente, pero la economía china se encuentra ahora mucho más enfocada en el ámbito interno y ha diversificado significativamente sus socios comerciales. Finalmente, y como un factor de riesgo independiente, creemos que hay vientos en contra más importantes a los que se enfrenta la economía global, como pueden ser el endurecimiento de la política monetaria de EE.UU., la reducción de la liquidez global y la desaceleración del crecimiento cíclico en China.

¿Qué otros riesgos pueden afectar a los mercados de aquí a final de año?

Como hemos comentado, creemos que el ajuste de la política monetaria de EE.UU. y la ralentización del crecimiento en China son los mayores riesgos potenciales para los inversores. Pero también estamos vigilando de cerca la fortaleza de la bolsa de Estados Unidos, que continúa divergiendo significativamente del resto del mundo, con el estímulo fiscal en forma de recorte de impuestos actuando como viento de cola que incrementa los beneficios empresariales. Pero a medida que los beneficios del estímulo fiscal se desvanezcan, es probable que otros factores como el aumento de los salarios, un dólar fuerte, la subida del precio del petróleo y el aumento de los tipos de interés ejerzan presión sobre las ganancias corporativas. Así, un área que estamos siguiendo de cerca son los informes de ingresos de las empresas de EE.UU. Con unas valoraciones que parecen ajustadas frente a las medias a largo plazo, seguimos siendo conscientes de la posibilidad de una venta masiva en el mercado si hubiera una serie de anuncios decepcionantes de ganancias.

¿De qué forma puede afectar a la foto macroeconómica la situación de los mercados emergentes?

Se suele tender a pensar que la situación de los mercados emergentes muestra las vulnerabilidades de las economías más débiles al ajuste de las condiciones financieras a nivel mundial, pero en realidad son un importante riesgo de contagio por derecho propio. La desaceleración en China, el dólar fuerte, el aumento de los tipos de interés y un balance de la Reserva Federal cada vez más pequeño son vientos en contra para las economías que tienen grandes déficits por cuenta corriente y altos niveles de deuda en dólares. En Turquía, por ejemplo, estos problemas, combinados con la debilidad institucional y una amenaza a la independencia del banco central, han resultado en un año muy difícil. Pero, aunque Turquía y Argentina han sido golpeadas recientemente y tienen idiosincrasias que los hacen especialmente vulnerables, representan una pequeña parte de los índices de los mercados emergentes, y los mecanismos de transmisión de éstos a la mayoría de los mercados desarrollados son relativamente limitados.

El Fidelity Funds Global Multi Asset Income Fund se gestiona aplicando un enfoque de equipo que trata de ofrecer unas rentas estables y sostenibles con una rentabilidad ajustada al riesgo atractiva durante todo el ciclo económico, todo a través de la asignación de activos. ¿Es complicado lograr un consenso de equipo en las decisiones de inversión?

Como usted menciona, las decisiones de asignación de activos son sin duda importantes impulsores del rendimiento, pero el Fondo no se construye únicamente tomando decisiones sobre cómo ponderar la exposición a varios índices. En cambio, nuestras opiniones de inversión se apoyan en estrategias de gestores subyacentes altamente especializados, y el equipo de Análisis de Gestores de Fidelity Multi-Asset es un recurso esencial en el que nos apoyamos. Por ejemplo, las recomendaciones de este equipo nos han ayudado a protegernos de la debilidad de los mercados emergentes en moneda local. Si simplemente hubiéramos tenido el índice habríamos estado más expuestos a las dificultades que ha tenido esta clase de activo durante 2018. Si bien una fortaleza clave de nuestra estructura de equipo es el debate de ideas de inversión y todos los gestores de fondos aportan su propia experiencia, la decisión última sobre la composición de la cartera, como gestor principal de la misma, es mi responsabilidad.

¿Cuál es la asignación de activos actual dado el entorno macro?

El fondo se organiza en tres clasificaciones distintas: activos de crecimiento, activos de rentas y activos híbridos (con características tanto de crecimiento como de rentas). Seguimos anticipando el final de ciclo del mercado actual y aumentando gradualmente el posicionamiento defensivo dentro de cada una de estas áreas. Garantizar una exposición diversificada a estas clases de activos y ser selectivos en el uso que hagamos de los gestores subyacentes continuará teniendo una importancia capital.