fondos

Gestoras solidarias ante el Covid-19

El mundo de las gestoras de fondos no ha permanecido ajeno al impacto económico y social que dejará la crisis desatada por la irrupción del Covid-19. Muchas se han volcado con iniciativas solidarias al tiempo que, en su mayoría, afrontaban reembolsos de ahorro por parte de los partícipes.

22 DE mayo DE 2020. 08:00H Rocío Arviza

da81b0548806acf9563f55e6bcc9aa50.jpg

La crisis actual ha puesto del revés y ha derribado convicciones y verdades absolutas que teníamos interiorizadas en muchos ámbitos, también en el economómico. Como señala Adam Vettese, analista de eToro, está “poniendo patas arriba todo lo que habíamos tomado como palabra sagrada. No es que haya roto el manual de reglas económicas, es que lo ha reducido a cenizas y ha bailado sobre él”. 

En el mundo de las gestoras, el zarpazo propiciado por este cisne negro ha disparado temores recurrentes de liquidez en muchos fondos y sin duda, habrá derivadas de segundo grado. En el sector circula la convicción de que tras años incidiendo en temas medioambientales a la hora de hablar de ASG (inversión con arreglo a criterios ambientales, sociales y de gobernanza) saldrán reforzadas las dos últimas, es decir, se pondrá más acento y concienciación en las medidas sociales y de buen gobierno. Pero no será lo único: también se da por sentado que el impacto en márgenes de esta crisis acelerará las operaciones corporativas entre gestoras.

Con todo esto en el retrovisor, las gestoras de fondos no se han situado de perfil ante la emergencia desatada por el Covid-19 y se han volcado en iniciativas, sin esperar a las decisiones que han tomado las administraciones para afrontar la situación. Muchas gestoras lo han hecho de forma directa, otras a través de las contribuciones realizadas por su casa matriz, para aquellas que forman parte de un grupo.

Fondos solidarios

El lanzamiento de fondos solidarios en la lucha contra el coronavirus ha sido una de las actuaciones que han llevado a cabo determinadas gestoras nacionales. Es el caso de Mapfre AM, con el lanzamiento de Mapfre Compromiso Sanitario, un fondo que tiene como subyacente un bono emitido por la Comunidad de Madrid destinado a la pandemia y que ha venido a dinamizar el segmento de garantizados en nuestro país al ofrecer un 3% a vencimiento, en el año 2023. Una rentabilidad -subrayan desde la firma- “muy por encima del rendimiento del bono, gracias a una aportación adicional de la propia gestora cercana al millón de euros”. A juicio de Álvaro Anguita, consejero delegado de Mapfre AM, lo que han hecho ha sido “estructurar un producto atractivo, que hace de puente entre el ahorro de las personas y la financiación sanitaria tan necesaria en estos momentos”.

En el caso de Mutuactivos, la gestora de fondos de inversión y de pensiones de Mutua Madrileña, lo que ha hecho es activar la clase B de su fondo Mutuactivo Compromiso Social FI para ayudar a Cáritas en la lucha contra el Covid-19 y, en concreto, para prestar apoyo a la labor asistencial que desarrollan en las 30 residencias de mayores que gestiona esta organización católica. “Cuando lanzamos Mutuafondo Compromiso Social como primer fondo 100% solidario del mercado español, sin ninguna comisión asociada, nos dejamos una clase en estado durmiente, la clase B, que activaríamos solo en caso de alguna emergencia. ¡Qué mayor emergencia que la que estamos viviendo estas semanas!”, explica Luis Ussia, consejero delegado de Mutuactivos. “El único objetivo del fondo es recaudar dinero con fines sociales. Mutuactivos lo gestiona de forma totalmente desinteresada, sin obtener ganancia alguna. El vehículo no cobra ningún tipo de comisión: ni de gestión ni de depositaría”, detalla.

Desde la compañía han querido poner el acento en su compromiso social con uno de los colectivos que más está sufriendo ahora, el de los mayores. Y, a juicio de Ussia, la respuesta entre clientes y empleados está siendo extraordinaria, de modo que la primera donación del fondo ya ha rondado los 100.000 euros en abril y, posteriormente, Cáritas “percibirá donaciones mensuales equivalentes al 100% de las participaciones suscritas en el fondo”.

Donación de comisiones

Otra de las actuaciones que han llevado a cabo las gestoras a raíz de la emergencia desatada por el Covid-19 ha sido la de donar parte de las comisiones recaudadas. Así, por ejemplo, Santander AM ha convertido en solidario uno de los fondos de su gama de ISR, el Santander Sostenible 1, con el objetivo de entregar parte de las mismas a la lucha contra el coronavirus, con un máximo de 250.000 euros. En este caso, el destino de esta aportación irá destinada al Instituto de Investigación del Hospital Universitario La Paz (Madrid) con el que “se financiará un proyecto clínico y de investigación para mejorar el conocimiento de esta patología y el tratamiento de los enfermos”, explican desde esta gestora. 

Por su parte, Magallanes Value Investors, una de las gestoras de estilo “Valor” más destacadas de nuestro país, también ha optado por esta vía para arrimar el hombro. “Tan pronto supimos de la posibilidad de ayudar activamente, el equipo directivo, apoyado por el Consejo de Administración, propuso dedicar parte de los ingresos de Magallanes a este fin. Así, a mediados de marzo se aprobó la decisión de donar el 10% de las comisiones para cubrir necesidades de los hospitales y personal médico en el cuidado de los pacientes, mientras se extienda el estado de alarma en nuestro país”, aseguran desde el equipo de la gestora. 

Además, se da la circunstancia de que “una de las empresas en nuestra cartera Magallanes European Equity es Dragerwerk, líder en la fabricación de respiradores, con la que pusimos en contacto directo y conseguimos traer a España 6 respiradores invasivos en un momento de máxima necesidad”, subrayan desde la gestora, que también colabora en la iniciativa de foodtrucks de Viena Capellanes en el hospital de campaña de Ifema y en la donación de gel higienizante.

Gestoras internacionales

Las gestoras extranjeras también se han volcado en la crisis actual con un sinfín de iniciativas. “En BlackRock hemos anunciado la donación de 50 millones de dólares para ayudar a mitigar el impacto del COVID-19 en las comunidades en las que operamos”, explica Aitor Jauregui, responsable de BlackRock para España, Portugal y Andorra. La gestora pretende con ello trasladar la globalidad de la compañía a lo local apoyando a ONGs que trabajan con los colectivos más vulnerables y, en el caso de España “hemos contribuido con 500.000 dólares a la Federación Española de Bancos de Alimentos (FESBAL)”, además de reforzar el compromiso con Balia, destinada a ayudar a niños en riesgo de exclusión social, con la que colaboran desde hace 4 años con un voluntariado semanal.

En la misma línea DWS ha donado 1 millón de euros para ayudar a garantizar los servicios básicos a las personas socialmente desfavorecidas. "Para nosotros es nuestro deber intervenir y apoyar donde podamos y de forma que llegue directamente a los más necesitados, especialmente en estos tiempos”, destaca el CEO de la firma, Asoka Woehrmann. Mientras, Eurizon AM, la gestora del Grupo Intesa Sanpaolo, ha donado 100.000 euros a dos hospitales de Milán y Bérgamo, respectivamente, al igual que Allianz GI, que ha participado en la campaña de ayuda a otro hospital italiano, además de aportar a ONGs en Alemania y Francia.

En Fidelity International la ayuda se ha canalizado a través de las dos Fundaciones con las que cuentan de apoyo a ONGs y otras entidades sin ánimo de lucho desde hace 30 años y que “el año pasado ya donaron más de 25 millones de dólares a organizaciones de 17 países”, recuerdan desde la gestora. A través de su Fundación están actuando Edmond de Rothschild AM -sobre todo en el frente de los hospitales-, o Columbia Threadneedle, que también ha realizado donaciones desde su matriz en USA (Ameriprise) y, de igual modo, la gestora Schroders ha “redireccionado” su programa Schroders Giving para canalizar sus fondos de caridad a programas en todo el mundo que están apoyando a las personas más vulnerables afectadas por esta crisis. Se trata de algo similar a lo llevado a cabo por Candriam, donde ya cuentan con el Candriam Institute for Sustainable Development “por medio del cual donamos el 10% de la comisión de gestión de todos los fondos que se incluyen en la SICAV Candriam SRI”, explican. Ahora, a raíz de la pandemia, “dentro de cada país hemos elegido asociaciones y organizaciones para realizar donaciones con las que ayudar”. Reenfoque de su aportación caritativa hacia la causa de la pandemia que también ha realizado MFS Investment Management, como explica Carlos Aparicio, su director en España.

Mientras, Alicia García, responsable de M&G para España, Portugal y Andorra, señala que la gestora ha acudido con una donación “al llamamiento Covid-19 de la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja para apoyar a nuestras comunidades internacionales”. Además, recuerda que “en Reino Unido, donde está nuestra sede, somos socio y donante corporativo para el llamamiento del National Emergencies Trust (NET) Coronavirus Appeal, que está recaudando fondos para las personas particularmente vulnerables al impacto de Covid-19”. “En ambas iniciativas donamos como empresa e igualaremos todas las donaciones de nuestro personal”, asegura.

En definitiva, grandes y pequeñas, de forma directa, a través de sus Fundaciones o de sus matrices, como en el caso de BNP Paribas o de NN IP, donde la pata aseguradora del grupo (Nationale-Nederlanden) en España ha donado a Aldeas Infantiles y participa en el seguro de vida colectivo para personal sanitario bajo iniciativa de Unespa. Las gestoras han respondido a la emergencia del Covid-19.

Buy and Hold: “Google o Facebook a un PER 20/21 no son empresas caras”