fondos

¿Merece la pena invertir en fondos de High Yield Europeo?

Los expertos de Nordea AM hablan sobre la posibilidad de tomar posiciones en High Yield de Europa.

06 DE octubre DE 2019. 00:00H Héctor Chamizo

shutterstock-370321610-1_41-109197_20181217205538.jpg

Según los expertos de Nordea AM, los diferenciales en el mercado europeo de high yield pasaron de 2,5% a 4,5% este año, lo que significa que ahora los inversores tienen mucho más margen de seguridad, "mejores oportunidades de inversión que a principios de año". Esto ha de tenerse en cuenta a la hora de seleccionar fondos para hacer cartera, sabiendo las dificultades en el horizonte para las bolsas.

La evolución del diferencial, el movimiento del diferencial del 2,5 al 4,5% se debió a dos factores: tenemos, por un lado, la volatilidad del mercado del canal que aumentó el diferencial. Luego también tuvimos desarrollos idiosincrásicos, y fueron impulsados ​​por tres factores: tuvimos desarrollos en el comercio electrónico que han hecho que algunos de los nombres minoristas muestren debilidad.

Además, se observaron desarrollos en los mercados emergentes que resultaron negativos y causaron que algunas de las compañías que estaban expuestas a los mercados emergentes ahora se negociaran a niveles más bajos o a mayores márgenes. Y finalmente, tuvimos empresas en Italia, o compañías que estuvieron expuestas en partes del sur del mercado europeo de alto rendimiento que están luchando y están negociando ahora con mayores diferenciales de rendimiento.

La calidad crediticia en el mercado europeo de alto rendimiento, en este momento, está bastante bien. Tenemos niveles de apalancamiento que en realidad están bastante por debajo de la crisis financiera de 2006 y 2007, por lo que los niveles de apalancamiento son más bajos que antes de la crisis financiera y, al mismo tiempo, las tasas de interés son bastante más bajas. Ese apalancamiento adecuado combinado y la baja tasa de interés le da mucho espacio a la cabeza para las compañías con respecto a los pagos de intereses que deben realizar, por lo que la rentabilidad puede disminuir bastante antes de que sea un problema para las empresas y no puedan hacerlo. sus pagos de intereses ya no. Creemos que esto será un factor importante para mantener la tasa de interés bastante baja en el futuro previsible e incluso si las tasas de interés repuntan, probablemente no alcancen los mismos niveles que en las dos últimas recesiones.

Una de nuestras características importantes en nuestro proceso de inversión es el valor frente al riesgo y una de las áreas de nuestras carteras en el mercado, en el Mercado Europeo de Alto Rendimiento, fue que pensamos que los bancos estaban muy bien valorados y aún tenían bastante riesgo de volatilidad, volatilidad potencial, para 2018, por lo que redujimos nuestra exposición a los bancos a principios de año, lo que nos sirvió bien. En el lado positivo, encontramos oportunidades idiosincrásicas, por ejemplo, TDC, que generaron muy buenos rendimientos en un corto período de tiempo, donde podríamos crear valor para nuestros clientes.

Naturalmente, estamos atentos a los desarrollos sobre Brexit. Dicho esto, también estamos bastante atentos, y un poco más preocupados, por otros desarrollos en Europa. Tenemos mucho populismo en Europa en muchos países diferentes, y algunos de los países, por ejemplo, Italia, son economías mucho más débiles que el Reino Unido. Entonces, como estamos atentos al Reino Unido, estamos un poco más preocupados por los desarrollos en Italia y las repercusiones que podrían tener en el Mercado Europeo de Alto Rendimiento.

Brexit nos hace ser conservadores, apunta el equipo de Nordea AM, con respecto a las compañías que seleccionamos para el Reino Unido. Tenemos muchos créditos estables, como agua, servicios públicos, aeropuertos ... Compañías nacionales que tienen poca exposición en el posible resultado negativo de Brexit. En una perspectiva más amplia, tenemos una gran cantidad de sobreponderación en el crédito seguro para personas de la tercera edad que, si las cosas van mal, tienen una buena protección contra las bajas. También exponemos de manera conservadora la exposición de un país, más del norte de Europa, para evitar un impacto negativo en los desarrollos del sur de Europa. En tercer lugar, superamos a las industrias estables que tendrán un buen desempeño en una cartera de crédito que avanza hacia el final del ciclo para que podamos superar el problema que esperamos tener en dos o tres años, donde la atención médica y los servicios tendrán un mejor desempeño. Otras industrias más cíclicas.

BNY Mellon: "creemos que es momento para la gestión activa"