Últimas noticias | Bonos - Subida de tipos - Fondos soberanos

nombre propio

Preparándonos para un invierno difícil

Opinión de Eugene Philalithis, Gestor del Fidelity Funds Global Multi Asset Income Fund.

25 DE noviembre DE 2022. 11:23H Eugene Philalithis

Los fundamentales macroeconómicos se deterioran, la inflación aún no se ha desacelerado significativamente, los bancos centrales de los mercados desarrollados todavía están apretando los tornillos y nos acercamos a la recesión. 
Las estimaciones de beneficios todavía no reflejan con precisión la realidad de las perspectivas, a pesar de algunas rebajas recientes, lo que significa que podría haber más desventajas para las acciones y el crédito. ¿Cómo se traduce esto para los inversores enfocados en generar niveles estables de ingresos?

En este contexto, estamos posicionados a la defensiva en todas nuestras carteras, preparándonos para el próximo brote de sentimiento negativo. Estamos realizando esto de varias maneras: 

  • En primer lugar, haciendo uso de mayores niveles de liquidez cuando corresponde. Durante el entorno estanflacionario en el que nos hemos encontrado, el efectivo ha sido el rey. Sin embargo, su uso como clase de activo defensiva en las carteras presenta diversos problemas para los inversores conservadores. 
  • En las estrategias de inversión centradas en los ingresos recurrentes, la construcción de nuestra cartera se ha centrado, por lo tanto, en replicar la dinámica de la liquidez manteniendo la exposición a activos con niveles de ingresos más atractivos. Lo hemos hecho mediante la gestión dinámica de nuestras coberturas de capital.  Estamos utilizando futuros de acciones para cubrir la beta de nuestras acciones. Al hacer esto, continuamos recibiendo ingresos de nuestra exposición a la renta variable pero cubrimos un componente significativo del riesgo, lo cual nos permite beneficiarnos de la selección de valores. 
  • En segundo lugar, nuestra asignación a activos alternativos es otra área que ocupa un lugar destacado en nuestras carteras, con una inclinación particular hacia posiciones que se benefician de una sólida generación de flujos de caja, especialmente cuando están vinculados a la inflación. Estos activos se han comportado mejor que los bonos y que las acciones tradicionales en lo que va del año. Esperamos que continúen haciéndolo durante el resto del ejercicio y más allá. 

Un segmento que no ha funcionado, pero que esperamos que haga una mayor contribución en el futuro, son los activos de duración de mayor calidad. Hemos aumentado significativamente nuestra exposición en esta área en los últimos meses. 

Con los bancos centrales mundiales enfocados en combatir la inflación a expensas de la economía, pensamos que se acerca un cambio: de la estanflación a la recesión. Si eso sucede, los activos de duración estarán bien situados para actuar como un activo defensivo. La continua debilidad de nuestros indicadores de actividad refuerza la convicción de nuestro equipo de que estamos entrando en un período de crecimiento global notablemente más lento. En este contexto, instamos a la cautela y continuamos posicionando nuestras carteras para un crecimiento desacelerado y una inflación incierta.
 

Artículos relacionados

Fidelity International lanza una gama de fondos cotizados (ETFs) temáticos
Fidelity International lanza un fondo sostenible centrado en la biodiversidad
Fidelity apuesta por la renta variable de EEUU ante la fortaleza de su economía
Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"