jueves, 21 junio 2018
ZONA PREMIUM
Hemeroteca

España incrementa el tráfico marítimo con África

09 de marzo de 2018. 09:00h
  • España incrementa el tráfico marítimo con África

A pesar de la cercanía geográfica entre España y África, muchos factores distancian la actividad económica entre los dos lugares. El mar Mediterráneo ejerce de puente entre los puertos africanos y españoles, aunque el océano Atlántico gana importancia en las relaciones entre las dos partes. Desde 2010, el comercio entre España y África ascendió en un 30,5%, mientras que en el último año las cifras alcanzan las 106,5 millones de toneladas intercambiadas entre las dos orillas, un 4,7% más que en 2016. En términos de valor, durante 2017 se alcanzaron los 41.700 millones de euros, una cifra que, en gran parte, tiene que ver con la importación de energía, que supone el 36,9% del total, aunque también tienen gran importancia las mercancías semimanufactureras (16%) y la alimentación y bebidas (11,5%). Son los datos que se han presentado en la presentación del "Review of Maritime Transport" de la UNCTAD, organismo dependiente de Naciones Unidas. En ella ha participado Cristina Serrano, directora general de Relaciones Económicas Internacionales del Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación. Destaca la "tradición marino-marítima de España" a la hora de estrechar lazos con el continente africano, que ha realizado importantes mejoras en sus puertos en los últimos años. De hecho, según ha explicado Luís Padrón, Director General de Casa África, durante los últimos años las autoridades africanas han invertido 50.000 millones de dólares en mejorar sus puertos. En relación a la conexión que existe entre España y África, especifica que, por ejemplo, en el puerto de Las Palmas, el 60% de las mercancías proceden de África. Otra de las participaciones destacadas ha sido la de José Llorca, presidente de Puertos del Estado, que ha defendido las ventajas que supoone tener un gran puerto en Tánger, tan cerca del estrecho, y las posibilidades de crecimiento que puede suponer para Algeciras, el cuarto mayor puerto de Europa. De hecho afirma que "Tánger no es una amenaza" y que puede suponer un polo de desarrollo. En ese sentido, cree que existen oportunidades de aprovechar el Mediterráneo como elemento fundamental en la relación de España y África, en particular con las mercancías que se trasladan a través del Canal de Suez. También ha hecho referencia al Atlántico. Califica las islas Canarias como una "base logística de primer orden". Por otra parte, el encargado del informe, Jan Hoffmann, insiste en la necesidad de África de mejorar su conectividad interna para poder transformar sus conexiones externas en los puertos. En cualqueir caso, considera que ha habido un cambio de actitud en los responsables de los puertos para que el traslado de mercancías sea más seguro y eficiente.