hemeroteca

Los inversores españoles aumentan la exposición a renta variable

23 DE enero DE 2018. 09:00H Funds & Markets

Los inversores españoles han incrementado su exposición en la renta variable y redujeron el riesgo en todas las demás clases de activos. De esta manera, aumentaron ligeramente el riesgo potencial de las carteras, según el estudio "Barómetro de carteras mayoristas españolas" de Natixis Investment Managers elaborado a partir del análisis de 88 carteras con calificación de riesgo gestionadas por las 50 mayores empresas españolas de gestión de patrimonios, con datos a 30 de septiembre de 2017, suministrados por VDOS. Según este estudio, en el tercer trimestre de 2017, los inversores han reducido la exposición a renta fija correlacionada con la renta variable, como los bonos high yield y los convertibles, probablemente para compensar el aumento de renta variable. Además, los inversores han recortado las estrategias alternativas de renta variable, como long/short y market neutral, probablemente también para compensar el aumento de renta variable. En las carteras conservadoras, el aumento de exposición a renta variable ha sido sobre todo a través de acciones europeas, mientras que en el caso de las carteras moderadas y agresivas fue principalmente vía acciones globales, emergentes y japonesas. Pese a este movimiento, existe cierta preocupación en lo que respecta a las valoraciones. Juan José González de Paz, consultor sénior de inversiones en el Departamento de Análisis y Consultoría de Carteras de Natixis IM (PRCG), explica que "aunque las valoraciones son más caras, los inversores creen que en los próximos meses habrá ciertos vientos de cola, como la estacionalidad, los beneficios y el momentum. Quizá esta preocupación por las valoraciones explique que los inversores estén ajustando la exposición a renta variable durante correcciones leves". La rentabilidad fue positiva en todos los perfiles de riesgo durante el trimestre: casi todos los activos exhibieron rentabilidades positivas, excepto la renta variable española. Sin embargo, los tipos de interés extremadamente bajos en Europa hacen que aumente la necesidad de mayores rendimientos entre los inversores. Obtener una rentabilidad razonable con riesgo bajo de tipos de interés y baja correlación con la renta variable se vuelve complicado, ya que requiere gestionar activamente la renta fija para poder simultanear los tres objetivos. Precisamente, en lo que respecta a los bonos, se está viendo un mayor uso de los fondos de renta fija flexible, posiblemente para aprovechar un entorno menos direccional en este activo. También se ha visto un descenso de las posiciones en high yield y convertibles. Sophie del Campo, directora general de Natixis Global AM para Iberia, Latinoamérica y US Offshore, señala: "En un momento en el que muchos de los activos gestionados de manera tradicional están comportándose o bien peor que el mercado o en línea con los índices, la gestión activa es clave a la hora de localizar las mejores oportunidades de inversión. Este enfoque también es crucial para conseguir una mejor adaptación de las carteras en este entorno de regulación cambiante y nuevas necesidades por parte de los clientes".
Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"