martes, 26 marzo 2019
ZONA PREMIUM
Inversión

Claves para invertir en el MAB

Es una opción más sobre la mesa al alcance de cualquier inversor. Quien quiera puede acceder a este segmento del mercado, al igual que compra valores del mercado continuo o del Ibex 35, pero debe tener muy definidos sus objetivos y muy claros los riesgos. ¿Conoce las claves para invertir en el MAB?

02 de marzo de 2019. 00:01h Rocío Arviza
  • Claves para invertir en el MAB

Antes de invertir en el MAB uno debe tener muy claros varios aspectos. Uno de ellos es conocer que el MAB cuenta con dos segmentos diferenciados: uno de Socimis y otro de Empresas en Expansión. El primero es un segmento más “estable” dirigido a inversores que buscan sociedades que paguen un dividendo interesante. “Sociedades cuyos activos son inmobiliarios y cuyos ingresos/beneficios llegan por las rentas de esos inmuebles”, señala a DIRIGENTES Juan Sainz de los Terreros, socio y consejero de Udekta Capital. El segundo no es apto para cualquier perfil. Lo fundamental aquí es que el inversor debe ser consciente de los riesgos que se asumen a la hora de invertir en lo que se suele llamar microcaps o empresas de reducida capitalización.

Poca liquidez y alta volatilidad

Teniendo claro que se invierte en pymes conviene no perder de vista que los beneficios no están asegurados, como prácticamente nada en la vida. “Invertir en pequeñas compañías puede provocar pérdidas muy elevadas si te equivocas, incluso se puede llegar a perder toda la inversión en una compañía, el 100%”, recuerdan desde Udekta. Pero si se acierta con una inversión en el MAB “se puede ganar el 200%, el 300% e incluso el 1.000%”. Es por ello que Sainz de los Terreros asegura que “es fundamental invertir en varias compañías o en algún vehículo de inversión que invierta en varias cotizadas en este segmento del mercado, para poder compensar los errores con los aciertos”.

Otro factor a tener presente es que la liquidez de los componentes del Mercado Alternativo Bursátil suele ser baja y en ocasiones la volatilidad es muy elevada. Y además, apenas existen análisis de terceros que puedan ayudar a los inversores a realizar su propio estudio. De hecho, en Lighthouse, el servicio de análisis fundamental puesto en marcha por BME y el Instituto Español de Analistas Financieros (IEAF) para cubrir valores no seguidos por las firmas financieras, aún no se han detenido en el MAB. “Llevamos muy poco tiempo, hemos empezado por compañías del continuo pero nuestra idea es cubrir también empresas de este segmento, sobre todo, las compañías de mayor capitalización y liquidez. Es nuestro objetivo”, asegura a DIRIGENTES Alfredo Echevarria, director de análisis de Lighthouse.

Gafas de largo plazo

Escasa información, por otra parte, que puede que esconda a ojos de los inversores empresas poco conocidas pero que cotizan a precios interesantes. Desde Udekta Capital, de hecho, recuerdan casos que han demostrado un gran potencial como el de MásMóvil “en el que los inversores llegaron a multiplicar por varias veces su inversión en poco tiempo en una empresa que ha crecido mucho y hoy es el cuarto operador nacional con aspiraciones para entrar en el Ibex 35”.

Es clave también seguir de cerca las compañías del MAB en las que se ha invertido. Conviene consultar sus cuentas auditadas para poder prever sorpresas negativas en un futuro y evitar decepciones como la de Gowex. Un caso que sigue sobrevolando cada vez que se habla de este segmento del mercado porque causó un grave problema reputacional. Y, unido a este seguimiento, habría que revisar en qué medida estas empresas cumplen sus objetivos, en qué medida materializan los compromisos adquiridos.

Perfil de riesgo muy claro

El inversor que no quiera sobresaltos, mejor que deje el MAB de lado. Para el resto, este segmento de mercado puede ser una opción interesante, como lo son sus homólogos en Francia o Reino Unido, con más solera y amplitud. Puede ser una opción alternativa diferente a las grandes cotizadas. Siempre teniendo muy presente, eso sí, el porcentaje con el que uno se siente cómodo en este tipo de inversión.