inversion

Coinmotion: “Han sido meses récord de operativa con criptodivisas”

Un bróker de criptomonedas regulado, en el que se puede tener una cuenta de divisas virtuales que genera intereses o abrir un plan de ahorro mensual con ellas. Raúl López, director general de Coinmotion España, explica a Dirigentes qué alternativas ofrecen a quienes buscan diversificar cartera con criptodivisas.

10 DE julio DE 2020. 08:00H Rocío Arviza

9ec2701e8c8fc791534ab11ef40c145b.jpg

Coinmotion proporciona acceso a criptomonedas desde 2012. ¿Qué es el Private Cryptobanking que lanzan ahora en el mercado europeo?

Este nuevo servicio es el resultado de un creciente interés de los inversores en los mercados tradicionales que buscan una clase de activos alternativos para diversificar su cartera y utilizar las criptodivisas como cobertura contra la inflación y el sistema monetario actual.

El objetivo es ofrecer a los inversores un canal seguro para la transaccionalidad de las criptomonedas, el almacenamiento y la utilización de redes internacionales para proporcionar servicios adicionales.

El servicio de Private Cryptobanking incluye atención personalizada con un gestor de cuenta; una plataforma Exchange para el comercio y la custodia de Bitcoin, Litecoin, Ethereum, Ripple y Stellar; contenido individualizado e información del mercado a medida del inversor; operaciones OTC (Over The Counter) a través de nuestros socios internacionales y transacciones rápidas y confiables y liquidación con un banco custodio finlandés.

¿Cómo funcionan?¿Como una suerte de robo advisors de criptodivisas?

Realmente Coinmotion es un bróker de criptomonedas regulado, esto quiere decir que los usuarios registrados correctamente compran o venden criptomonedas directamente a nosotros. No es como un exchange donde la plataforma tiene que “casar” una operación de venta con una de compra.

Pero, además, nuestros usuarios pueden enviarse gratuitamente entre ellos criptomonedas y FIAT. También es posible tener una cuenta con criptomonedas que generan intereses (es decir, está remunerada) e incluso puedes abrirte una cuenta para crearte un plan de ahorro mensual en monedas virtuales.

Por otro lado, si gestionas una tienda online disponemos de una pasarela de pago para aceptar pagos en criptomonedas y de esta forma ampliar las opciones para cobrar a los clientes.

¿Qué mínimo de inversión hay que hacer para acceder a este servicio personalizado para compra/venta y almacenamiento de criptodivisas?

El servicio de Private Cryptobanking está dirigido a particulares y empresas que buscan un servicio más personalizado para la compra, venta y almacenamiento de criptodivisas que cuenten con un capital mínimo de 10.000€. Entendiendo este patrimonio en el segmento alto de clientes que operan en cripto, no asociado a la gestión de las grandes fortunas de la banca privada de las redes bancarias tradicionales.

El contexto actual en el que el coronavirus es foco de enorme incertidumbre e incluso se cuestiona el futuro del sistema financiero, ¿es el caldo de cultivo idóneo para que se asiente la inversión en criptodivisas como opción alternativa?

Durante el mes de febrero, que fue cuando empezó a conocerse la gravedad del Covid-19, registramos un aumento en el volumen total de las operaciones del +53%. En marzo se mantuvo la misma tendencia, con un aumento en este volumen del +27% respecto al mes anterior, donde el 65% procedía de operaciones de compra.

En los meses siguientes también se obtuvieron muy buenos resultados. En abril se multiplicó casi por 4 el volumen alcanzado en marzo y lo mismo ha ocurrido en mayo respecto al volumen conseguido en abril. Por tanto, se puede decir que han sido unos meses de récords y que la volatilidad de los mercados ha favorecido el aumento de la transaccionalidad con cripto.

Raúl López, director general de Coinmotion España

¿Hay más, menos o un interés similar por las criptomonedas que en el resto de Europa?

Considero que cada vez hay más interés por las criptomonedas en España. Por ejemplo, un tercio de los españoles tiene pensado comprar criptomonedas en un futuro y más del 33% considera que éstas son el futuro de la inversión. Sin embargo, una cosa es haber oído o saber que las criptomonedas existen y, otra bien diferente, es usarlas o tenerlas. El segundo caso es el que menos se da, lo cual quiere decir que aún queda un gran recorrido para que se llegue a hacer un uso generalizado de las mismas.

Si miramos a otros países, como por ejemplo Finlandia, el grado de penetración es mucho más alto que en España y su legislación ya está adaptada a cuestiones legislativas relacionadas con las criptodivisas que son de obligado cumplimiento en la Unión Europea. Por ejemplo en Suecia ya tienen planificado dejar de usar dinero en efectivo de aquí a 2 o 3 años.

¿A qué porcentaje de usuarios registrados aspiran como compañía en el mercado nacional?

Desde abril de 2019, cuando Coinmotion empezó a darse a conocer en España, hasta hace unos meses, la compañía ha experimentado un aumento en el número de usuarios registrados del +4.993%. Nuestros objetivos ahora son alcanzar los 10.000 usuarios para el segundo semestre del 2021 y ampliar la gama de servicios y productos que ofrecemos.

¿A qué regulación está sujeto Coinmotion?

En 10 de junio de 1991 en la Unión Europea se creó la primera directiva de prevención de blanqueo de capitales (anti-money laundering ó AML) y en mayo de 2005, en su tercera actualización, tuvo en cuenta la financiación del terrorismo. No fue hasta la 5ª versión, cuando se mencionó y reguló a los proveedores de servicios de "Moneda virtual" por primera vez. Los estados miembros de la UE tenían de tiempo hasta enero de 2020 para transponer dicha directiva. Algunos países como España, a día de hoy todavía no la han aplicado, pero por ejemplo en Finlandia entró en vigor el año pasado y a finales del mismo ya había varias empresas registradas oficialmente como proveedores de servicios de criptomonedas, entre ellas el grupo Prasos, al que pertenece Coinmotion.

La 5 AMLD concretamente se enfocó en solicitar transparencia en dos tipos de proveedores de servicios en este sector. Por un lado, aquellos que permiten el intercambio entre criptomonedas y monedas fiduciarias (divisas tradicionales). Y, por el otro, los que facilitan monederos de custodia de monedas virtuales, donde se incluye servicios para guardar-proteger las claves privadas en nombre del cliente, que permiten almacenar, recibir y enviar criptomonedas.

Coinmotion, por lo tanto, está dentro de esa lista de compañías obligadas a cumplir con los requerimientos de esta directiva. Sus obligaciones son la de cumplir con la prevención del blanqueo de capitales y financiación del terrorismo. Además, es necesario realizar un proceso para evaluar y conocer el riesgo de los clientes (del inglés, “Know Your Customer”, KYC) que, a su vez, también requiere identificar correctamente a un usuario para evitar robos o suplantaciones de identidad. También se debe realizar una Diligencia Debida de Cliente (del inglés, “Customer Due Diligence”, CDD) para protegerse de criminales y personas corruptas políticamente expuestas.

De esta forma, dichas empresas se convierten en “guardianes” de los puntos donde se convierte la divisa tradicional en criptomoneda o viceversa, lo cual obliga a toda compañía que quiera ofrecer esos servicios a registrarse en las autoridades competentes de cada estado miembro de la UE donde quieran operar. En Finlandia a través de la FIN-FSA, en Francia desde la France Autorité des marchés financiers (AMF), en Alemania mediante el BaFin, etc. En España hasta que no salga adelante el nuevo anteproyecto de ley de prevención de Blanqueo de Capitales no se sabrá si la entidad competente será la CNMV o el propio Banco de España.

Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"