inversion

¿Es buen momento para invertir en Asia?

Lloy George Management valora los pros y los contras de la inversión en dos grandes países emergentes: China y la India, que están viviendo uno de sus años más difíciles

08 DE octubre DE 2018. 10:24H Francisco Criado

shutterstock-262573820_76891_20181008103157.jpg

La firma Lloyd George Management ha analizado en un nuevo estudio las oportunidades de mercado en los países emergentes. Para la compañía, Hong Kong y China están marcando mínimos en sus precios, de hecho, se ha llegado a unos niveles no observados en los últimos cinco años. Sin embargo, la previsión de que China crezca un 6% en 2019 es uno de los grandes estímulos para invertir en el Gigante Asiático.

Los mercados emergentes han caído un 20% en 2018 y tanto la lira turca como el peso argentino han entrado en una dinámica muy peligrosa tras perder un 38% y 52% de su valor respectivamente. A esto se añade las sanciones que ha recibido Rusia, los efectos colaterales de la guerra comercial y la situación de inestabilidad política en Brasil.

Sin embargo, para Lloyd George, la situación de Asia es diferente. Aunque ha sufrido un efecto contagio, aseguran que tienen “estabilidad política, fortaleza financiera, fuertes tasas de ahorro y buenas perspectivas de crecimiento”. Señalan que la India está creciendo un 8,2% y que la inflación se mantiene baja en el 3,7%. Destacan el nuevo plan del Gobierno que busca que las empresas obtengan mayores beneficios con una reforma fiscal y que además cuentan con uno de los bancos centrales más conservadores de todos los países emergentes. A pesar de ello, septiembre ha sido uno de los peores meses para este país, que ha visto perder a la rupia un 10% de su valor.

Por otro lado, señalan que la guerra comercial y las decisiones de Donald Trump son la gran amenaza para los emergentes, ya que puede hacer que muchos países y ciudades asiáticas entren en un periodo recesivo en el caso de que Estados Unidos no apueste por un acuerdo comercial con China.

Lloyd George destaca el buen rendimiento del dólar y de Estados Unidos durante este año, pero señalan que un detalle a tener en cuenta es que China ha contribuido notoriamente a esto y que, además, es el país que más deuda soberana norteamericana posee. De hecho, otros inversores aseguran que a China le bastaría con comenzar a vender bonos a 10 años de Estados Unidos para generar un fuerte repunte de los tipos de interés en EEUU. Por tanto, este es un factor considerable para valorar un posible acuerdo que termine con la guerra comercial.

Concluyen que nadie puede dudar del buen futuro que le esperan tanto a la India como a China, ya que son y serán dos de los gigantes económicos más importantes del mundo. De hecho, la creciente clase media en ambos países es la que está fomentando sobre manera el aumento del consumo interno.

Evers: "Tenemos un peso del 10% en oro en las carteras moderadas"