inversion

"Las criptomonedas han nacido para darnos libertad, para tener un control total de nuestros activos"

En Dirigentes entrevistamos a Mani Thawani, CEO de Mundo Crypto, que nos cuenta cuál es el futuro de los tokens digitales y su papel en el mercado actual

17 DE agosto DE 2021. 08:30H Alejandra Gómez

Si hay una característica que destaca en el "novedoso" mundo de las criptomonedas es su volatilidad, tanto que han alertado sobre ella desde la CNMV y el BCE, entre otros, ¿cómo pueden hacer frente a ella los inversores?

Tanto la CNMV como la Unión Europea han estado alertando sobre las criptomonedas a diferentes inversores, no porque crean que las criptomonedas no tengan el futuro sino por la falta de regulación que todavía no tienen, pero realmente yo creo que esto es bueno.

La CNMV y la Unión Europea están trabajando muchísimo para que cada vez entre más regulación y yo considero que la regulación es más que necesaria porque es lo que hará que haya una adopción masiva. Desde el Gobierno se está intentando de alguna forma controlar este mercado y de eso sí que estoy totalmente en contra. No es posible controlar las criptomonedas porque realmente nacieron para eso, para darle al pueblo la libertad de salir de ese monopolio que tiene el estado, que nos obliga a utilizar un sistema monetario controlado por grandes empresas privadas, bancos y el mismo Estado. Yo estoy a favor de que nosotros mantengamos nuestras propias criptomonedas, nuestro propio sistema monetario y tengamos nosotros el control sobre nuestros activos, pero con un poco más de regulación.

Aunque la más veterana es bitcoin, también escuchamos muchas novedades sobre otras como Ethereum, Cardano o incluso Dogecoin, ¿qué podemos esperar de cada una de ellas? ¿Hay diferencias esenciales a la hora de invertir?

Sí que hay muchas más como bitcoin. Pero hablando de bitcoin me gusta definirlo como el oro digital, de alguna manera, como un valor refugio. 

Bitcoin realmente no es la mejor criptomoneda. Además, tecnológicamente hablando, es más lenta, menos eficaz que las otras nuevas criptomonedas que han ido saliendo con una adopción mejor. Por ejemplo, no es lo mismo Windows XP, que los softwares más avanzados que tenemos hoy en día y que cada vez van mejorando; bitcoin en ese caso, tecnológicamente hablando, se ha quedado obsoleta. Por lo tanto, han ido saliendo otras nuevas criptomonedas. Eso no quiere decir que bitcoin sea mala, todo lo contrario, se convierte en un valor refugio, en un oro digital, el cual se sirve como referencia dentro del sector, igual que el dólar es referencia dentro del sector de las finanzas, del sistema fiduciario tradicional, el bitcoin es la referencia al resto de las criptomonedas, que como he dicho son bastante mejores.

En el caso de Ethereum, de una manera mucho más rápida que bitcoin, están trabajando mucho con las Smart Contracts para poder tokenizar cualquier activo dentro de la blockchain y así transferirnos esos diferentes activos. Por ejemplo: imagínate digitalizar en un token una casa en un blockchain y que te la puedas ir traspasando dentro de un contrato inteligente, eso es lo que está intentando permitir la blockchain de Ethereum, muy similar a la de Cardano, aunque las dos tienen problemas.

Ethereum, que salió después de bitcoin, mejoró muchas cosas, pero ahora están ante el problema de la escalabilidad. Por lo tanto, después de Ethereum, están saliendo otras muchas monedas más que mejoran ese problema, incluso soluciones de segunda capa: Polygon MATIC. Actualmente estamos en una fase de desarrollo y siempre se está evolucionando más y más, y cada vez hay una mejoría de lo anterior. En el caso de bitcoin la mejoría es Ethereum y Cardano. En el caso de Ethereum y Cardano, hay muchas mejorías más que han ido saliendo.

Con respecto a Dogecoin, realmente ahí no estoy totalmente a favor, creo que todo lo contrario, representa una gran parte de las criptomonedas que es puramente especulación. Los que estamos en el sector desde hace mucho tiempo sabemos que las criptomonedas han nacido de alguna forma para darnos libertad, ese control total de nuestros activos, pero también sabemos que las criptomonedas han llegado porque tecnológicamente son mucho más eficaces que el sistema financiero actual. En el caso de Dogecoin, no es que no sea eficaz tecnológicamente, sino que se está usando como muchas otras criptomonedas, por pura especulación. No voy a negar que en el caso de Ethereum y Cardano, que tienen proyectos detrás, también se apuesta, porque hay inversores que apuestan en ella por pura especulación, pero en el caso de Dogecoin no hay ninguna tecnología detrás, no tienen absolutamente nada y es mera y puramente especulación. Ha tenido un gran impulso después de que Elon Musk la apoyase de broma por sus redes sociales, y por este motivo se ha viralizado tanto, pero realmente como proyecto es muy mala, aunque como especulación para un inversor, sin nada sólido ni ninguna base por detrás, es muy buena.

Las personas con desconocimiento del tema de las criptomonedas piensan que todas las criptomonedas son especulación, y eso es mentira. Como he dicho, proyectos como Cardano, Ethereum, Waves, son proyectos muy grandes, aunque también hay especulación, no lo vamos a negar, pero proyectos como Dogecoin sí que son pura y exclusivamente especulación.

La regulación es una asignatura pendiente de las criptomonedas que poco a poco va ocupando más parte de su agenda, ¿hacia dónde va? ¿seguirá siendo tan descentralizada como la conocemos?

La regulación es muy importante para que tengamos adopción masiva. Es muy importante darles protección a las personas ante cualquier nuevo activo ya sea digital, ya sea una inversión, para que tengan una seguridad al adentrarse en el sector y para eso hace falta regulación. Por ejemplo, hace 5 años, las criptomonedas funcionaban como el viejo oeste, todo el mundo hacía lo que quería y nadie era penalizado por ello, sucedían grandes estafas dentro del sector por falta de regulación, y cuando comienza a regularse se comienzan a crear más impedimentos para que estos sucedan. 

Un gran ejemplo son los sistemas piramidales y Ponzis, que curiosamente han existido toda la vida, incluso en las finanzas tradicionales hemos visto a “Bernie” Madoff. Cuando nacieron las criptomonedas se usaron para hacer sistemas piramidales y sistemas Ponzis dentro de las criptomonedas. Eso no quiere decir que las criptomonedas sean Ponzi, todo lo contrario, simplemente se nos ha utilizado para que otros estafadores realicen este proceso en nuestro sector, pero la regulación ha hecho que eso no sea posible; por lo tanto, es más que necesaria la regulación y es muy necesaria para que tengamos adopción masiva, y más ahora que las criptomonedas son tan descentralizadas.

Es importante comprender la gran diferencia entre regulación, descentralizado y centralizado. La regulación está hecha para que no se puedan cometer fraudes y para que las personas estén seguras a la hora de adentrarse a cualquier sector. La centralización es simplemente el control totalitario del Estado, y nosotros estamos totalmente en contra de esa idea y preferimos la descentralización. La descentralización siempre ha existido y existirá, y la regulación tendrá que buscar una forma adecuada en la cual se puedan rastrear absolutamente todas las criptomonedas, porque al fin y al cabo es una es una blockchain distribuida a todo el público, es decir, todo el mundo tiene acceso a ella. El Estado tendrá que adaptarse y crear un sistema en el que se puede rastrear absolutamente a todo el mundo, pasando por procedimientos como KYC (Know Your Customer) en cada exchange que abrimos, por lo tanto se sabrá quién está detrás de las criptomonedas, pero siempre serán descentralizadas porque no hay un control centralizado.

Existe un control minoritario en el cual sabemos qué está pasando y quién está realizando las transacciones, pero siempre serán descentralizadas porque ni el estado, ni ningún Banco Central, ni ninguna empresa privada tendrán jamás el control sobre tus activos. Tus activos son siempre tuyos, eres responsable de ellos y nadie te los puede quitar, eso es lo que hace grande a las criptomonedas.

En este sentido, nosotros pensamos que solo hay dos razones por la cuales las personas quieren el control total de sus activos y estar en un sistema totalmente descentralizado. Una es que cometan una ilegalidad, es verdad, pero esto se verá truncado una vez se vaya implementando la regulación pertinente. La gente no quiere que el Gobierno, ningún estado, ningún monopolio, tenga ventaja ni control sobre ellos si pueden de alguna manera evitar eso, básicamente la descentralización es libertad. Por lo tanto, las criptomonedas serán siempre descentralizadas, y la regulación va a entrar para que, dentro de lo que cabe, sigan siendo descentralizadas, ayudando a que no haya más estafas y cada vez los nuevos interesados entren de una forma más segura en el sector.

Otro de los puntos clave cuando hablamos de criptomonedas es sin duda la minería y la huella de carbono que esta emite, ¿cuál puede ser la solución? ¿en qué contexto nos movemos actualmente?

Actualmente la minería es sin duda un grave problema para la huella de carbono, pero es que la solución a esto es la misma que para las emisiones de los coches. En todo mundo y en todos los sectores se está trabajando cada vez más con energías renovables y, por lo tanto, bitcoin mismo acabará siendo una energía renovable de alguna manera. 

Los medios quieren señalar al bitcoin constantemente como una gran fuente de contaminación, pero por ejemplo, la industria del alimento de carne contamina cien veces más. En el caso del sector de las criptomonedas se está trabajando activamente para utilizar alternativas más ecológicas, ya no solo tenemos PoW (Proof of Work), que es bitcoin, sino que también existen otras criptomonedas que son PoS (Proof of State), que gastan mucha menos energía que Bitcoin y otras criptomonedas de Proof of Work.

En un futuro quizás Bitcoin se pueda actualizar y convertirse en un Proof of State gracias a un hard fork, aunque es difícil. Sin embargo, otras criptomonedas ya están cambiando de Proof of Work a Proof of State, como por ejemplo Etherium. Por lo tanto, hay una solución sobre la que se está trabajando para acabar con este problema.

Instituciones y empresas apuntan cada vez más a la inversión sostenible o ESG, ¿podrían las cripto encontrar piedras en el camino en este sentido?

Cada vez son más las instituciones que están apuntando hacia la inversión sostenible o la ESG y las personas piensan que esto puede ser negativo para las criptomonedas. En este sentido yo estoy totalmente en desacuerdo. Cada vez hay más instituciones invirtiendo en las criptomonedas, usándolas como un valor refugio y además, si nos fijamos desde la perspectiva de la ESG (Environmental, Social y Governance), es todo lo contrario. Desde la perspectiva de Environmental es cierto que las criptomonedas requieren de una gran cantidad de energía, pero cada vez estamos adentrándonos más en el terreno de la energía renovable y esto va a suponer un gran avance en materia de sostenibilidad. En el caso de Social y Governance, todo lo contrario, las criptomonedas están creando un impacto muy positivo en la comunidad, en el ámbito social y también en el Gobierno, ya que algunas de las nuevas criptomonedas son DAO (Descentraliced Autonomous Organization). 

Realmente una DAO es un modelo de gestión mediante el cual la misma comunidad que utiliza las criptomonedas es la que vota si una criptomoneda necesita una actualización; por lo tanto, no tenemos ninguna empresa detrás, funciona el sistema de gobernanza de la comunidad. Imaginaros un futuro en el cual podamos descentralizar las leyes que aprueba el mismo Gobierno, todo el mundo suele ir a votar a un presidente o a un partido político, pero cuando sale victorioso en las elecciones pueden realizar algunas actualizaciones o modificaciones dentro de su “dictadura”, proyectos con los cuales sus propios votantes no están de acuerdo, en este sentido quizás sería mejor poder elegir no solo un partido político, sino cada aprobación dentro del mismo Gobierno. Sería interesante imaginar que cada actualización o modificación que se va a aprobar fuese elegida por el mismo pueblo, no debemos elegir un presidente sino cada ley que se apruebe dentro del mismo Gobierno. Esto es lo que presenta un DAO en el ámbito de las criptomonedas.

Socialmente, la comunidad es la que vota cada actualización y el poder y la gobernanza pasa por la misma comunidad. Cuando hay mayoría absoluta, más del 50% de los votos llevan a la aprobación de cualquier actualización. Por ejemplo, imaginemos que en un futuro una blockchain que está conectada a una DAO, el cual entre el 10% y el 15% de los tokens se distribuyen entre el partido político más votado, pero ese partido político solo tendría el 15% de los votos para aprobar cualquier actualización o modificación dentro de España o dentro de cualquier país. Ahora imaginemos que todo el pueblo posea el 45%, en este caso tendrían el 45% de los votos de cualquier actualización o modificación por lo que sería un sistema mucho más justo, y representaría un impacto social muy positivo, de esta manera el pueblo no tendría que sufrir las actualizaciones de un protocolo que no les convenciese, pues esto mismo se puede aplicar a la red que se está actualizando.

Pese a que muchos inversores han apostado por ellas, el miedo al riesgo del mercado actual ha hecho que baje un poco el interés hacia ellas, ¿cuál será su evolución? ¿Las criptomonedas han llegado para quedarse?

Creo que peguntarnos si las criptomonedas han llegado para quedarse es ser insensato, porque nos podíamos hacer esa pregunta en el año 2016-2017. En el 2021 ya no nos podemos preguntar eso con todas las grandes instituciones adentrándose en el sector, las grandes multinacionales desarrollando blockchain, y colaborando con proyectos y protocolos descentralizados muy grandes. Por ejemplo, uno de estos protocolos descentralizados, es el de Waves, que está colaborando con varias multinacionales, o el mismo Etherium trabajando con gobiernos de algunos países que están adaptando y aceptando a Bitcoin ya como moneda de cambio. Entonces, la respuesta a esta pregunta es bastante obvia. 

Con respecto a la evolución del Bitcoin y si está decayendo su interés, creo que todo lo contrario, el interés de las criptomonedas sigue en auge, estamos en la fase de desarrollo. En mi caso, que llevo en el sector desde hace ya más de cinco años y he observado su evolución, me fascina cada día más. Hemos pasado de que Bitcoin nazca de manera descentralizada a crear protocolos muy avanzados y descentralizados. Podríamos hablar de protocolos muy interesantes como Uniswap EIF, que está trabajando para que puedas intercambiar tus criptomonedas sin que tengas que pasar por ninguna exchange centralizada, donde puedas pedir préstamos o incluso aportar liquidez y hacer de banco para dar un préstamo. Actualmente estamos en plena fase de adopción y crecimiento, incluso a mí mismo me fascina porque cada mes parece que tengamos un nuevo desarrollo. Estamos exactamente en el mismo punto que estaba Internet en el año 2001-2002, con una adopción y una fase de crecimiento increíble por llegar. 

La web 3.0 ya está aquí. La web 2.0 es todo lo que hoy vemos en Internet, desde todo lo que se ha creado desde sus comienzos hasta lo que es hoy por ejemplo Airbnb o Booking y cualquier cosa que puedas encontrar en Internet, sin embargo la web 3.0 está todavía en sus fases de inicio. Aún así ya se puede descentralizadamente pedir préstamos o intercambiar criptomonedas, así que imagina todos los servicios que nos traerá la web 3.0 de aquí a diez años. Una oportunidad única para inversores, una oportunidad única para desarrolladores, una oportunidad única para personas creativas que piensan que puedan adoptar algún servicio de manera descentralizada y un crecimiento enorme que experimentaremos en el futuro. 

Un ejemplo perfecto sería el gaming: hemos visto la industria del gaming y los videojuegos está quitándole capitalización al deporte tradicional. Pues dentro del sector de las criptos ya hay juegos descentralizados, en el cual posees tus activos tú y no el juego. Por ejemplo en Call of Duty cuando estás jugando te compras una skin o una pistola para jugar dentro del juego, esa pistola la perderías si Call of Duty o cualquier otro juego apaga sus servidores. En el caso del gaming, blockchain y criptomonedas, si están jugando un juego y compras cualquier activo dentro de ese juego y el juego apaga sus servidores siempre te vas a poder conectar dentro de ese mismo juego a pedir tus activos de vuelta a través de la web 3.0 con otra interfaz, donde tú controlas tus activos. Todo lo controlas tú, desde tus juegos, activos, casa, dinero, todo, y esa adopción ya está aquí, no está a la vuelta de la esquina, además de mucho más desarrollo que iremos conociendo. 

Algún consejo para invertir en criptomonedas

La formación es la principal base para invertir en criptomonedas. Al principio puede resultar duro y difícil, pero yo también empecé con un conocimiento nulo, solo conocía las finanzas tradicionales y, después de cinco años, he adquirido este conocimiento de forma autodidacta porque esta información, como estamos en plena adopción y desarrollo, en ocasiones no es ni conocida.

Por este motivo es esencial ser autodidacta y compaginarlo con educación y formación profesional para que sea más fácil. Una empresa que recomiendo para la educación en el ámbito de las criptomonedas de una manera más exclusiva, VIP y privada, para que podáis entender este sector es Mundo Crypto, sin duda. Creo que es la empresa más grande de formación que hay en toda Europa. En España es el número uno, y en Europa está entre el top 3. La formación es esencial para todo en esta vida y para profesionalizarse en cualquier sector. 


¿Es el Bitcoin el oro del futuro?


“El euro digital no es una alternativa, será una criptomoneda más"


La actualización de Ethereum: claves, cambios y ‘sorpasso’ a Bitcoin


Los datos confirman el interés de los inversores por las criptomonedas: Cardano, la más mantenida en cartera


Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"