inversion

Siguiendo la TIR de la deuda para invertir

a TIR media de los bonos a largo plazo es un buen indicador del nuevo coste de financiación para las empresas cuya deuda va a vencer.

24 DE enero DE 2019. 23:51H Héctor Chamizo

shutterstock-1245934276_41-120044_20190124235154.jpg

Una forma de entender los mercados de deuda corporativa es a través de las tasas medias de empréstito de las compañías. El cupón medio del crédito estadounidense vence en los próximos tres años, y ha venido disminuyendo con firmeza pese a la senda creciente de las rentabilidades al vencimiento (TIR) de la deuda.

De cara al futuro, Paul Brain, Responsable de renta fija, Newton cree que la TIR media de los bonos a largo plazo "es un buen indicador del nuevo coste de financiación para las empresas cuya deuda va a vencer". Dado que dicha TIR es mayor que el interés de sus bonos de próximo vencimiento, las empresas que se disponen a refinanciar su deuda se enfrentarán a costes crecientes. El experto piensa que este coste adicional, unido a unos mayores costes salariales, de energía/insumos y de financiación a corto plazo, "reducirá la inversión y empujará a algunas empresas a situaciones de incumplimiento". De momento se trata de un problema creciente que todavía no está causando tensiones, pero su expectativa es que a mediados de 2019 (con una tasa de fondos federales más alta) sí lo hará.

Todos estos indicadores de estrés parten de una base baja, pero comienzan a alcanzar niveles que intranquilizan a los inversores en activos de riesgo. Para que la deuda pública estadounidense responda de forma más significativa será necesaria una reevaluación del pico probable de los tipos de interés, pero está claro que hemos entrado en la fase decisiva.

La forma de la curva de tipos nos ha proporcionado una buena señal en ciclos previos, y cuando ha sido plana (su pendiente actual casi lo es) indica que asistimos a los últimos coletazos del ciclo de endurecimiento monetario. En nuestra opinión, los periodos de 1994 y 1998-2000 nos pueden servir de guía. El anterior análisis sugiere que el endurecimiento de la Reserva Federal estadounidense todavía no es suficiente como para provocar un bajón económico, pero otros 50 puntos básicos al alza en el precio del dinero quizá puedan inclinar la balanza y desencadenar una fuerte caída de las TIR de los treasuries.

“En BME Growth se puede ganar mucho más del 100% con una empresa, pero también perder todo en otra"