domingo, 16 junio 2019
ZONA PREMIUM
Inversión

Spainsif:“la regulación será una gran impulsora de la sostenibilidad en las inversiones”

Acaban de cumplir 10 años de vida y en Spainsif, el Foro de la Inversión Sostenible en España, se marcan nuevas metas para impulsar una inversión con criterios ISR que está en plena fase de madurez en nuestro país. En Dirigentes hablamos con su presidente, Jaime Silos,de esos objetivos y de lo conseguido hasta el momento.

03 de abril de 2019. 00:01h Rocío Arviza
  • Image

Spainsif acaba de celebrar su décimo aniversario, ¿Qué se ha conseguido en esta década? ¿Con qué se quedaría?

En esta década es indiscutible la consolidación de la ISR no sólo en cuanto a volumen de fondos gestionados con criterios sostenibles sino en el compromiso de organizaciones de naturaleza muy distintas con la ISR. En Spainsif en 10 años se ha pasado de 32 entidades fundacionales a 69 miembros asociados entre entidades financieras, gestoras de activos, proveedores de servicios, organizaciones sin ánimo de lucro y sindicatos. Asimismo, hemos consolidado las actividades de Spainsif tanto por la parte de generar estudios y contenido sobre inversión sostenible como en la creación de espacios de intercambio de buenas prácticas en materia ISR.

Según datos de VDOS y solo teniendo en cuenta los fondos de inversión, a cierre de 2018 un 0,81% de estos productos se guiaban por criterios ASG en España. Estamos muy lejos de nuestros vecinos del norte de Europa. ¿A qué cree que se debe la diferencia?

Las diferencias con nuestros vecinos del Norte de Europa en en materia de sostenibilidad suelen vincularse con cuestiones de educación ambiental, cultura de sostenibilidad o hábitos de inversión de la población. No obstante, en cuanto a ISR se refiere, el apoyo regulatorio en aquellos países con mejores cuotas en fondos de inversión ASG tiene una gran influencia.

¿Realmente los minoristas conocen en qué invierten los fondos que contratan?

Por el momento son los inversores institucionales los principales impulsores de la ISR, en su empeño por conectar las inversiones con los valores de los ahorradores y las instituciones cuyos fondos gestionan. En el presente ya algunas grandes entidades financieras han comenzado a ofrecer información sobre el destino de las inversiones de algunos productos de inversión concretos que ponen el foco en la sostenibilidad medioambiental o en el impacto social. Esto, sumado a la creciente sensibilización social, implica que es cuestión de tiempo que la oferta y la demanda se encuentren produciendo un mayor conocimiento de los minoristas sobre los fondos que contratan; si bien aún queda mucho camino por recorrer. En este proceso el papel del asesor financiero será esencial a la hora de informar sobre los productos ISR y poner el énfasis no sólo en la alineación de las inversores con la preocupación social, medioambiental o de buen gobierno, sino en los menores riesgos financieros que entrañan este tipo de inversiones.

¿Son los inversores más jóvenes los que demandan Sostenibilidad y Responsabilidad en los productos en los que invierten?

Vivir con coherencia a unos valores determinados es algo que va ganando terreno en la sociedad en general. Los individuos estamos cada vez más sensibilizado con los asuntos sociales, ambientales y de transparencia y nos sentimos responsables del papel que desempeñamos en ellos. Por tanto, que el destino de la inversión esté alineado con esos valores es algo deseable para todos.

No obstante, la generación millennial muestra una especial preocupación por tener un impacto positivo cuantificable en su entorno; y en su empeño en dejar huella y ser proactivos, encuentran en la inversión sostenible un instrumento muy poderoso para dar vida a proyectos y compañías alineadas con sus intereses. Es pronto para afirmar que los inversores más jóvenes son el motor de la demanda de productos de inversión sostenible, dado su limitado acceso a fondos, pero no puede negarse que tienen un enorme potencial. No obstante, la próxima década marcara un gran cambio a medida que los millennials suceden a los baby-boomers. En este sentido, este colectivo representa el crecimiento en inversión responsable durante la próxima década.

¿La clave para que se generalice la Inversión Socialmente Responsable es un mayor impulso normativo?

El impulso normativo pronto se materializará en el Plan de Acción de Finanzas Sostenibles de la Comisión Europea y tendremos la oportunidad de ver sus efectos en la evolución de la inversión sostenible. Hay muchas expectativas en que esta regulación sea una gran impulsora de avances en materia de sostenibilidad en las inversiones y que genere un marco en que las organizaciones se sientan seguras a la hora de diseñar y comercializar productos ISR.

¿Qué objetivos se marca Spainsif para los próximos años?

En Spainsif acabamos de presentar nuestro plan estratégico 2019-2021 centrado en tres áreas estratégicas. La primera está centrada en las huellas de la ISR y pretende ayudar a mejorar la calidad e incrementar la sofisticación de las estrategias de inversión responsable en España.

La segunda, en las Finanzas sostenibles, y centrará la actividad de Spainsif no solo en las operaciones de activo, es decir, la inversión, sino también en las operaciones de pasivo (financiación). El gran reto que tenemos de cara a cumplir la agenda 2020 es crear un marco adecuado de transparencia e incentivos para ser capaces de levantar la financiación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

La tercera se centra en generar valor para los asociados ofreciendo oportunidades de colaboración e impulso del ecosistema ISR. Tras duplicar el número de socios, debemos asegurar que somos capaces de generar valor y servicio de acuerdo con un mercado cada vez más maduro.