liderazgo

Agilizar el sistema de nóminas, una necesidad de las empresas españolas

Según el ‘Índice global de complejidad de nóminas 2021’, el 40% de las compañías globales tienen previsto modernizar este campo para 2023

30 DE diciembre DE 2021. 08:30H Isabel Garrido

España es el quinto país con el sistema de nóminas más complejo del mundo. Con esta afirmación poco halagüeña, el estudio Índice global de complejidad de nóminas (GPCI) 2021, realizado por Alight Solutions, ha presentado una clasificación integrada por 40 países en función de las normativas legislativas, de presentación de informes, de procesos y de seguridad obligatoria. Una de las peculiaridades de este análisis es que los primeros clasificados de la tabla son los que tienen una nómina más complicada, de forma que las últimas posiciones representan una complejidad de nóminas menor, “con los beneficios que eso implica”, detallan en una nota.

Así las cosas, el Viejo Continente encabeza la tabla acaparando el 45% de las posiciones. Francia, Italia y Bélgica representan los tres países con mayor complejidad de nóminas, seguidos de Alemania, España, Polonia, Rusia, Suiza, Japón y Estados Unidos, con quien se completan los primeros 10 nombres de la clasificación. En esta ocasión, España ha subido un puesto con relación al año anterior, superando al país nipón que baja hasta la novena posición.

Tal y como señalan, en esta última edición del Índice global de complejidad de nóminas, “la diversidad normativa, el control de los datos y el tiempo medio necesario en la elaboración de la nómina por empleado ha incrementado su complejidad en la mayoría de los países”. En nuestro caso, España ocupa la quinta posición debido, principalmente, a una “legislación laboral muy rigurosa, poco flexible en sus procesos y con un elevado número de convenios colectivos donde se ha incrementado la complejidad de cálculo y gestión”, al igual que les ocurre a los cuatro países que se encuentran por delante en el ranking.  

El estudio en datos

¿Y qué implicación tienen estos resultados para las empresas? El análisis destaca que, para las compañías, el hecho de modernizar las nóminas se ha convertido en una “prioridad”, por lo que, poco a poco, estas están comenzando a reemplazar los sistemas más antiguos por otros basados en tecnología y métodos de pago y cálculo “más rápidos”. De este modo, por primera vez los sistemas de nómina basados en la nube (61%) han superado a los tradicionales (39%) como la plataforma de entrega de salarios preferida.

Según comenta Alight Solutions, el 40% de las empresas globales tienen previsto modernizar sus sistemas de nómina para 2023. En este sentido, de las conclusiones del análisis también se extrae que, según han indicado los encuestados, los impulsores que han acelerado los proyectos de nómina digital han sido los riesgos regulatorios (42%), la estrategia corporativa para subcontratar procesos comerciales (39%), el control de costes (27%), la escasez de talento en la nómina (19%) y las fusiones, adquisiciones y actividades de desinversión empresarial (15%).

Para elaborar la quinta edición de este análisis, la compañía ha contado con las respuestas de 147 empresas que operan en todo el mundo. De estas, el 9% de las personas que han participado eran ejecutivos corporativos y el 57% gerentes de alto nivel, encargados de la supervisión de las funciones de Recursos Humanos y nómina.

Vuelta al teletrabajo en las empresas españolas

¿Por qué la recaudación fiscal casi triplica el crecimiento de la economía?


Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"