jueves, 27 junio 2019
ZONA PREMIUM
Liderazgo

Alonso Puig: "Es esencial una vuelta al humanismo"

DIRIGENTES pulsa la opinión de Mario Alonso Puig, miembro del Leadership Council del Foro Económico Mundial en 2011 y cirujano por Harvard.

02 de junio de 2019. 00:00h Dirigentes
  • Image
    Mario Alonso Puig, durante el World Leadership Forum de Barcelona

Hay distintas formas de entender el liderazgo. Mario Alonso Puig lo entiende como aquel estilo de dirección que consigue sacar lo mejor de los trabajadores. Tras ser miembro del Leadership Council del Foro Económico Mundial en 2011 y cirujano por Harvard, se posiciona como uno de los expertos en liderazgo, como mostró en su reciente conferencia en el World Leadership Forum de Barcelona.

¿La creatividad puede ser estimulada por un buen liderazgo?

Yo defino el liderazgo como un espacio de posibilidad que permite que ciertas cosas sucedan, que ciertas capacidades emerjan. Entre dichas capacidades yo destacaría dos, la de innovar y la de emprender. Cuando hay un liderazgo auténtico, las personas se “estiran” más, se atreven más y se apoyan más. Esto se nota de forma muy clara en los resultados que se obtienen.

¿Qué puedes hacer para motivar a un equipo?

La diferencia entre el management y el liderazgo es que el management trata de procesos y el liderazgo de personas. Por eso lo que puede hacer un líder no ya para motivar, sino para inspirar a su equipo son seis cosas:

-Querer a las personas

-Creer en ellas

-Valorarlas

-Desafiarlas

-Apoyarlas

-Acompañarlas

Esto no es posible hacerlo si un líder, una líder no pasan tiempo con los miembros del equipo conociéndoles y conociendo también sus aspiraciones y sus luchas internas.

En su opinión, ¿cuáles son los valores más importantes en un buen líder?

Si entendemos por valores aquello que dirige la conducta de una persona y que por tanto se expresa en sus gestos y en sus actos, yo diría que las virtudes (valores integrados) más importantes que yo destacaría en un liderazgo auténtico serían las siguientes:

-Humildad para dejarse enseñar

-Generosidad para superar los límites del ego

-Empatía para conectar con lo que las personas realmente sienten y necesitan

-Compasión para reducir el sufrimiento que causa la ignorancia

-Asertividad para hablar con firmeza y sin dureza

-Pasión por crecer, mejorar, evolucionar y contribuir

-Valentía para ir más allá de lo conocido

-Compromiso para seguir adelante a pesar de los fracasos

-Sentido del humor para quitarle hierro a la vida

-Resiliencia para recuperarse rápidamente de los errores

-Confianza en que lo mejor está siempre por llegar y sabiendo además que siempre hay una solución para cada problema

-Serenidad para aceptar los obstáculos y las dificultades en el camino sin claudicar ante ellos

-Paciencia para adaptarse al ritmo natural de las cosas

¿Cómo puedes estimular el trabajo en equipo?

Todo ser humano quiere hacer las cosas bien y de una manera creativa. Todo ser humano quiere sentirse valorado y sentir que encaja dentro del grupo. Todo ser humano quiere que se respete aquello que considera importante. Por eso, el trabajo en equipo se estimula haciendo cuatro cosas:

1. Celebrando la diversidad

2. Favoreciendo la inclusión

3. Mostrando a las personas que se cree en ellas y en su potencial

4. Reconociendo, agradeciendo y felicitando no sólo por los buenos resultados sino también por el esfuerzo en mejorar y en añadir valor al equipo

Según usted, ¿cuáles son los cambios más importantes que se deben hacer en relación con la mentalidad de trabajo en todo el mundo?

Yo creo que es esencial una vuelta al humanismo. En una época donde hay tantísima comunicación, muchas personas paradójicamente se sienten muy solas. Tenemos que volver a poner en el centro a la persona, al ser humano, si queremos tener una sociedad más sana, más próspera y feliz. Ese es el cambio en la mentalidad que considero más necesario. No tiene sentido centrarnos tanto en conseguir resultados económicos si dejamos de lado el bienestar de los que los producen.

¿Están cambiando las empresas? ¿Y los empleados?

Estoy notando un enorme interés en todo lo relacionado con la salud, el bienestar y la felicidad en la empresa. Muchas personas que tienen posiciones de liderazgo quieren saber cómo liderar de una manera más humana. Lo que es obvio, ha sido obviado durante mucho tiempo. No somos tan racionales como pensábamos y sí mucho más emocionales de lo que nos hubiéramos imaginado. Alinear no sólo nuestras mentes tan racionales, sino también nuestros corazones, es fundamental si queremos no sólo alcanzar el éxito, sino también disfrutar en el camino.

¿Cómo de esenciales son estos foros como el World Leadership Forum para identificar y resolver problemas laborales? Para ser más específicos, ¿cómo pueden estos foros contribuir a mejorar la vida de las personas?

Nuevas ideas pueden llevarnos a nuevas perspectivas, a nuevas maneras de ver las cosas. Las personas que participan en este tipo de foros no sólo tienen un conocimiento teórico de los temas, sino que además acumulan muchos años de experiencia. Por eso, los debates que se generan son tan enriquecedores y pueden aportar puntos de vista nuevos y que añadan tanto valor a la hora de encontrar nuevas soluciones a los problemas.