viernes, 14 diciembre 2018
ZONA PREMIUM
Liderazgo

“Amazon va a hacer cerrar a mucha gente”

DIRIGENTES habla con Ricardo Lop, fundador de Aceros de Hispania, una plataforma digital que factura 700.000 euros al año

09 de octubre de 2018. 00:00h Mario Talavera
  • “Amazon va a hacer cerrar a mucha gente”
    Ricardo Lop, fundador de Aceros de Hispania

Tras muchos años desempeñando distintos trabajos, Ricardo Lop encontró una vía para dar rienda suelta a su intención de emprender un negocio. Internet ha supuesto el punto de partida para iniciar un modelo de negocio con muchas posibilidades. Ricardo Lop es el fundador de Aceros de Hispania, una empresa dedicada a la venta de navajas, cuchillos y diferentes tipos de armas afincada en la localidad de Castelserás, en Teruel que factura 700.000 euros y vende en cien países.

¿Cómo llega la inspiración para fundar una empresa que factura 700.000 euros y vende sus productos en cien países?

Nada más descubrir internet, ya lo vi claro. Hagas lo que hagas siempre tienes que tener ilusión. Da igual que vendas cuchillos o que montes una granja de pollos. Cuando ves un proyecto que te encaja hay que trabajar y tener una visión global, que es uno de los pocos atributos que hemos tenido nosotros. No limitarnos a vender España. Desde el primer día ya intentamos hacerlo en todo el mundo.

¿Qué errores recuerda haber cometido al principio?

Al empezar el primer error es no haberme formado más. Meterse en un negocio en el que no tienes ni idea. El segundo error fue no saber cómo llenar la página web de productos. En vez de tener un poco de siete marcas, haber cogido una marca y venderla completamente. Eso facilita hacer pedidos al proveedor.

También le dedicaba muchas horas pero no eran suficientes. Tenía que trabajar. Hace falta meterle más horas. Tener el proyecto desde el primer día a pensión completa, no se puede andar a medio gas porque no funciona. La selección de proveedores también es clave. Si metes productos de un proveedor que tiene un mínimo de productos en sus pedidos o que no tiene stock es un problema. El que te va a sacar loco no va a ser la plataforma tecnológica con la que decidas funcionar, va a ser el proveedor. Hace falta invertir más tiempo en coordinarse con el proveedor.

A partir de esa experiencia, ¿qué le diría a una persona que está empezando a emprender un negocio? ¿En qué cosas tiene que acertar y qué errores tiene que evitar?

Hay que asesorarse muy bien. Luego escuchas a la gente decir que no hay ayudas y demás... En realidad la mejor subvención que hay es la formación y el asesoramiento. Si vas a montar un negocio, todo lo relacionado con ese negocio te lo tienes que saber. A veces puedes aprender trabajando para alguien que se dedica a eso. Hay una gran mortalidad de proyectos, cerca del 80% no llegan a cumplir cinco años. Entonces hay que ver si esos proyectos son suficientemente buenos o si no los sabían vender bien.

¿Cree que Amazon podría suponer una amenaza para negocios como el suyo?

Batirlo no lo puedes batir. Te puedes defender de alguna forma, puedes vender productos en los que eres competitivo en precio. Amazon se queda un 15% por lo que hay en cosas en las que no puedes competir. Puedes buscar cosas más raras que no estén allí y siempre hay maneras de defenderse. Lo que no puedes hacer es poner productos en tu página web, trabajar tres meses para meter un catálogo de 3.000 productos para ver que en Amazon lo venden por el mismo precio que te los venden a ti. Si ves que hay cosas en las que no tienes margen, lo mejor es poner otra cosa.

Yo creo que Amazon va a hacer cerrar a mucha gente. Pero cuando llegaron los supermercados se decía que cerrarían todas las tiendas. Cerraron algunas pero no todas. Con los hipermercados pasó parecido, y sí que hay menos tiendas pero siempre hay formas de sobrevivir. Se puede fabricar las cosas que vende Amazon, o crear una marca. Ahora bien, si te preocupa más el ligamento cruzado de Cristiano Ronaldo o lo que dice Belén Esteban, el tiempo que se pierde en esas cosas no se invierte en mejorar una idea que tengas. Hace falta pensar muchas horas y dar muchas vueltas a un proyecto.

¿Qué es más importante? ¿Una buena idea o dedicarlo trabajo? ¿O las dos?

Son importantes las dos pero a veces a la idea se le da demasiada importancia. Montar una peluquería ¿es buena idea o mala? Pues depende de donde la montes. Si la vas a poner donde hay quince peluquerías alrededor, será una mala idea. Pero si la colocas en una urbanización donde no hay ninguna, quizás es una buena idea. Depende. También depende de cómo llevas el negocio.

También es importante la visión global del proyecto. Qué producto es o adónde lo puedes llevar. Si son buenos, ponlos en la web. Independientemente del idioma. Hay que ser capaces de ponerlos en la web de una manera lo suficientemente sencilla como para que los clientes puedan pasar por caja siguiendo la infografía.

Por ejemplo en Mongolia nunca tendrás muchos clientes porque hay poca población, pero también hay gente con tarjeta Visa. Pues pon Mongolia en la web, claro que sí.

¿Cuáles son las dificultades para emprender un negocio en España?

Creo que las limitaciones nos las ponemos nosotros mismos. Aquí en Teruel tenemos unas conexiones tercermundistas, casi nos tenemos que comunicar con señales de humo. Pero igual se puede hacer. Hay quien dice que cuesta mucho crear una empresa, pero si tú quieres hacer un negocio, de internet en este caso, tú tienes que crearla primero. Si necesitas un mes para ponerla en regla y demás ese es un tiempo que tienes para ir sacándola adelante y para darle vueltas. Todo lo demás son excusas. Lo fundamental es querer hacerlo y el principal problema es la falta de formación o de preparación.

Hay veces que tienes una idea y la llevas en secreto. ¿Qué has inventado? ¿La rueda? Será difícil que sea algo como la rueda. Cuéntalo y deja que los amigos te den opiniones y otros puntos de vista. Puede parecer que tienes la madre de todas las ideas y luego resulta que tu hijo no es tan guapo como a ti te parece. No hay que tener miedo a contarlas. “No, es que me copian”. Si no has inventado una cosa del otro mundo no te van a copiar nada.