liderazgo

Ana Botín y otros 90 dirigentes reclaman una acción decidida a los políticos mundiales

Advierten de que el acceso desigual a las vacunas "está prolongando la pandemia y desestabilizando las economías"

02 DE septiembre DE 2021. 08:39H Dirigentes

0e590d6e6e02f65ec7f5d4cb181ed69e.jpg

Casi un centenar de líderes empresariales de todo el mundo intentan poner los puntos sobre las íes a sus homólogos políticos. En una carta publicada por Financial Times, dirigentes como Ana Botín, presidenta de Banco Santander, el presidente de Rolls Royce, el de Weber Shandwick o el cantante de U2, Bono, alertan de la expansión de la pandemia.

En particular, hablan de la variante Delta, que se ha extendido a 130 países y demuestra la capacidad del virus para saltarse las fronteras y avanzar "rápidamente por los continentes". En la carta, los dirigentes llaman a tratar de frenar la transmisión del virus por medio de la vacunación para evitar una catástrofe aún mayor.

Asimismo, nombran otras medidas de salud pública para hacer frente al virus. No obstante, son conscientes de que el acceso a las vacunas de alta calidad "es desigual". Asimismo, "la capacidad de administrarlas" tampoco está siendo la deseada, por lo que "se está prolongando la pandemia" y, además, se están "desestabilizando las economías y las sociedades de todo el mundo".

La demanda de estos noventa líderes consiste en la convocatoria de una cumbre mundial durante la Asamblea General de la ONU de este año. Piden que se comprometan a poner a disposición de todos los países 7.000 millones de dosis de vacunas antes de que acabe este año, más otras 7.000 millones durante la primera mitad de 2022.

Por otro lado, Botín y el resto de dirigentes quieren que los líderes políticos garanticen programas de vacunación equitativos en todos los países antes de que acabe el año, de forma que se vacune al 70% de la población a mediados de 2022. "Las personas de todo el mundo también deben tener un acceso equitativo a las pruebas, terapias y otras intervenciones probadas para poder salvar vidas utilizando todas las herramientas de Covid-19", afirma la misiva.

Una de las principales quejas es que hasta ahora se ha carecido de un plan de ataque global que ayude a cerrar las diferencias en el suministro de vacunas. Se espera que en los próximos meses pueda haber vacunas suficientes, de manera que todos los países puedan satisfacer sus necesidades. No obstante, se reclama un esfuerzo extra para distribuir y entregar las dosis donde se necesiten.

En caso de que no suceda así, la carta advierte de que postergar el reparto mundial de vacunas supone millones de infecciones, así como la aparición de nuevas variantes "que traspasen la inmunidad de las vacunas". "Instamos a los líderes mundiales a que se alineen en un marco común para una acción global urgente por parte de todos los gobiernos, y de los líderes del sector privado, para acabar con la pandemia, en todas partes", concluyen los firmantes.

La pandemia impulsa los servicios de gestión emocional en las empresas

¿Cuáles son las claves para que una empresa sobreviva a las crisis?

Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"