viernes, 19 julio 2019
ZONA PREMIUM
Lifestyle

Pantalones de punto, los más cómodos y calentitos de este invierno

El modelo clásico sería de tiro alto, ceñido a la cadera y con más o menos caída según el gusto de cada cual

07 de febrero de 2019. 12:49h Pepe Varela
  • Image

El punto, un tejido que, durante mucho tiempo hemos asociado a agradables jerséis –o, también a elegantes tops de estilo francés- esta temporada viene con una prenda igualmente cómoda y favorecedora: el pantalón. Yolanda Valdehita, es estilista y personal shopper. Ella, desde su tienda de moda Ararat, aconseja sobre qué pantalón de punto sienta mejor, como llevarlo, como combinarlo...

No hay sólo un pantalón de punto

El modelo clásico sería de tiro alto, ceñido a la cadera y con más o menos caída según el gusto de cada cual. Sin embargo, la propia evolución ha acabado llevando a pasarelas, escaparates y armarios, pantalones de punto para todos los looks: culotte, anchos, palazzo, flare (ya sabes, ese pantalón setentero y boho que te sienta tan bien) ...Y es que, tan versátiles, ponibles y combinables como sólo lo pueden ser unos jeans –todo dependerá, en realidad, de cómo combines y que complementos utilices- unos pantalones de punto pueden irle bien a cualquier ambiente. Igual sirven para ir a la oficina (una camisa y un blazer van que ni pintados) que para inventarse un street style con el que recorrer la ciudad (con unas deportivas y una chaqueta vaquera irás perfecta). En realidad según donde vayas a ir, y que quieras transmitir, serán las claves de tu elección: un punto liso y de tono oscuro siempre te dará un look más formal, por ejemplo, que un canalé de diversos colores. Claro que, como tú ya sabes, siempre tendrás más posibilidades de acertar optando por tonalidades lisas y neutras que por un estampado geométrico de inspiración boho... aunque todo es lanzarse.

El pantalón que se adapta a cualquier silueta

Siempre confortable, abrigadito y sin ceñirse más de la cuenta al cuerpo, el pantalón de punto le queda bien a cualquier mujer y combina, casi, con cualquier prenda. Gigi, Kendall y cia lo confirman: ya sea en un ambiente casual o en otro más sofisticado, el pantalón de punto funciona igual de bien. En otras palabras, estamos hablando de una prenda absolutamente cómoda de llevar y totalmente coherente. Además, al igual que grandes de la moda como Prada, Balenciaga o incluso Chanel han apostado por un estilo sport, hasta llegar al más puro chándal, el pantalón de punto consigue rescatar esta esencia con el añadido de proteger -a la perfección- de las bajas temperaturas de invierno.

Consejos para llevar un pantalón de punto

La clave para triunfar vistiendo este tipo de prendas es acertar con el equilibrio perfecto entre piezas de diferentes cortes, holguras y tejidos. ¿Qué tal un pantalón de punto en color beige con un top a juego? ¿O en color rojo, a contraste? Puedes optar por combinar prendas de un solo tono, pero yo te aconsejo que te atrevas con diferentes colores. Así conseguirás un contraste más marcado.

El layering (o superposición de capas de ropa) funciona muy bien cuando no sabes que ponerte... eso sí, atreviéndote a mezclar colores y tejidos. Nada de ir uniformada. ¿Ya está? Pues entonces, sólo te queda ponerte unas deportivas (o unos tacones) y a disfrutar del invierno con tus pantalones de punto.