asia

El futuro es eléctrico

Entrevista con Allen Ko, presidente mundial de Kymco

04 DE octubre DE 2018. 11:22H Daniel Tordable

wen-2987_75872_20181004121119.jpg

Allen Ko accedió al cargo de presidente mundial de Kymco en el año 2014, precisamente cuando el cuarto productor mundial de motos cumplía 50 años. Ante sí ha tenido el reto no sólo de crear nuevos vehículos, sino de idear una nueva forma dar soluciones a los retos globales de la movilidad en las ciudades, asfixiadas por la masificación, los atascos y la contaminación. Su respuesta ha sido Ionex, un nuevo concepto que promete revolucionar el modo en que los seres humanos se desplazan habitualmente en los entornos urbanos.

¿El futuro es eléctrico o lo es ya el presente?

Para mucha gente lo eléctrico es algo que llegará en un futuro lejano pero creo sinceramente que ahora estamos haciendo que el presente ya sea eléctrico, de la mano de Ionex, después de dar solución a todos los problemas derivados de esta revolución eléctrica.

Hemos asistido a la presentación mundial de Ionex, más que un nuevo vehículo, es un nuevo concepto, un cambio en la percepción de la movilidad urbana, ¿Qué desafíos ha supuesto?

Creo que en nuestros días mucha gente, cuando piensa en los scooters eléctricos, les viene a la mente la autonomía. Así que la primera cuestión que se preguntan sobre un scooter es ¿Qué pasa con su autonomía? Pero consideramos que la mayor autonomía no es la razón definitiva por la que la gente quiere dar el salto a lo eléctrico. Así que lo hemos intentado no es sólo solucionar este problema asociado con la usabilidad de los scooters eléctricos, sino que hemos procurado dar una propuesta muy novedosa y hacer algo que guste a los consumidores, con un diseño atractivo.

Porque, los desafíos que presenta la movilidad eléctrica no se limitan a una mayor autonomía

Creo que hay que tener muy en cuenta cuáles son las necesidades de los usuarios, así que cuando comenzamos con este proyecto nos planteamos crear infraestructuras específicas para ellos, cargadores, baterías intercambiables, cualquier tipo de opción , estábamos abiertos a estudiar un amplio abanico de posibilidades, con el objetivo de satisfacer las necesidades de los consumidores. Así que empezamos estudiando cómo las personas usan los vehículos eléctricos en su día a día y encontramos que hay un montón de cosas en las que había que estar muy atentos para que la gente se pasara al modelo eléctrico.

Por ejemplo las baterías, ustedes plantean un sistema de tres baterías, dos intercambiables y otra en un núcleo central, con el objetivo de que el vehículo esté siempre listo para usarse, incluso cuando se estén cargando las baterías, ¿Cómo lo lograron?

La clave es que, hasta ahora, cuando la gente estaba cargando sus vehículos eléctricos, no los podía usar. Esta limitación traía muchos quebraderos de cabeza a la hora de su generalización, por ese tiempo de espera a que se recargaran las baterías. Además, con la tecnología actual, es muy difícil tener una batería con carga completa en un período corto de tiempo. Así que era muy importante dar a los usuarios un sistema que realmente les resultara idóneo y que quisieran, para que siempre pudieran estar utilizando su vehículo. Gracias a este sistema de triple batería, las personas no tienen que esperar mientras se están cargando, creo que este es el principal elemento de Ionex.

Otro factor es la facilidad a la hora de cargar esas baterías, el sistema Ionex es muy similar a cargar al de un smartphone

Si, en efecto, hemos aprendido mucho de los smartphones. Si te remontas 15 años en el tiempo, las baterías de los móviles duraban siete o hasta diez días. Hoy la batería de ningún smatphone dura más de un día.

Eso es así, y ¿A qué se debe?

Nuestra perspectiva de las baterías es muy distinta de la que tiene otra gente, otras empresas. Si estás muy obsesionado con la autonomía, lo que pasa es que haces crecer el tamaño de la batería que usas, incrementando los costes, aumentando el peso y el espacio que estas baterías ocupan. Además, también es perjudicial para el medioambiente, porque aumentar las baterías significa más polución, porque las baterías contaminan. Nuestro enfoque es completamente diferente. Nosotros queremos usar la menor batería posible, pero, por supuesto, satisfaciendo las necesidades de nuestros clientes. Así que la clave es pensar en los smartphones, ¿Por qué la gente está contenta con sus teléfonos inteligentes a pesar de que hace quince años sus baterías tenían una duración de una semana? Porque ellos han adquirido el hábito de cargarlo todos los días, haciendo de ello una rutina, es como cepillarte los dientes, como tomar la ducha diaria, es una rutina. Es algo que hemos aprendido también de la experiencia de los clientes de Tesla, mucha gente piensa que sus usuarios no están contentos con el hecho de tener que cargar sus coches a diario, pero es al revés. Cuando los propietarios de un Tesla responden cuestionarios sobre su grado de satisfacción, la respuesta número uno es que lo pueden cargar cada día sin necesidad de salir de casa a una estación de servicio. Esto ha sido una lección muy importante para nosotros, que la carga en casa sea algo común y muy fácil de hacer. Eso es lo que hemos conseguido, que la batería se extraiga de una manera muy sencilla, ligera, y que la puedas cargar cómodamente en caso en cualquier lugar. Así siempre puede salir de casa con la carga completa, con el 100% de la batería. Así hemos resuelto el problema principal.

Desde Kymco dan además la opción de alquilar baterías y establecer puntos de recargas públicos, ¿con qué objetivo?

A la gente no le gusta conformarse cuando compran un scooter eléctrica, porque las scooter tradicionales impulsadas por gasolina están muy generalizadas, hay múltiples alternativas, es un mercado muy maduro. Incluso aunque no hagas desplazamientos largos, si compras un vehículo eléctrico, no quieres comprar algo que no te permita un viaje largo. Piensas, “quiero ser capaz de hacerlo, si algún día quiero hacerlo”, aunque nunca te lo hayas planteado. A eso se le llama conformarse y la gente no quiere eso cuando compran scooters eléctricas Así que tienes un muy buen sistema de recarga en casa para hacerlo sin esfuerzo en el día a día. Pero siempre está el pensamiento de qué pasará si un día quiero llevar a mi mujer, a mi novia, a un amigo, en un viaje más largo y no puedo usar mi vehículo. En ese caso no quiero comprarlo. Así que la red que hemos ideado de alquiler de baterías, para multiplicar la autonomía de nuestros viajes, junto a los puntos de recarga es para asegurar a los consumidores que no se van a tener que preocupar por nada, incluso a la hora de efectuar un viaje de largo recorrido, incluso si un día no vamos a estar en casa y queremos recargar nuestros vehículos, no hay ningún problema, puedes hacerlo. Aunque la mayor parte del tiempo la carga en casa va a ser más que suficiente. Esa es la clave del éxito de Ionex.

La humanidad cada vez se aglutina más en grandes ciudades, lo podemos ver aquí en Tokio, en Madrid, en Taipei o en Nueva York, el problema es la masificación de los entornos urbanos, tremendos atascos de tráfico, contaminación atmosférica y otro tipo de polución de la que se habla menos, la acústica. Justo en el momento en que parece que no hay soluciones para hacer el planeta más sostenible, la tecnología tiene la llave para cambiar todo esto, ¿Este tipo de vehículos son la clave?

Sí, creo que las motocicletas de gasolina crean ese problema, son contaminantes y muchas ciudades están congestionadas. Los scooters eléctricos son la solución a todos estos desafíos, la contaminación, los atascos, el ruido. Pero desde el punto de vista de que estos nuevos vehículos funcionan con baterías, la creación, la generación de electricidad es capital. Los gobiernos tienen que apostar decididamente por las energías de fuentes alternativas renovables no contaminantes.

Así que, ¿Qué papel deben jugar las energías renovables en este proceso?

Uno fundamental. La obtención de energía eléctrica tiene que llevarse a cabo de una manera limpia y respetuosa con el entorno, pero ahí deben desempeñar su papel los gobiernos mundiales, apostando por las fuentes renovables y energías limpias. Nosotros tenemos la responsabilidad de generalizar y de tratar de que la gente se mueva en medios de transporte verdes y ecológicos.

Kymco tiene presencia en muchos países, pero España es un poco la punta de lanza, se trata de uno de los mercados donde la compañía está ganando mayor cuota de mercado, de hecho el pasado año, la empresa se situó como el tercer vendedor de scooters en España, ¿Están contentos?

Si, nosotros somos muy optimistas sobre el mercado español, que es uno de los más importantes para nuestra compañía. En términos de Ionex vamos a llevar a cabo una campaña muy potente para implantar y desarrollar este nuevo concepto, Ionex y generalizarlo en España lo antes posible. De hecho, en el vídeo de presentación de Ionex, muchas de las imágenes que se proyectan tienen como protagonista a la ciudad de Madrid.

¿Qué parte del éxito que ha tenido Kymco en España y en otros lugares del mundo para posicionarse como marca de referencia es el valor añadido que aportan con Genius, es decir, comercializar sus scooters con seguro incluido y una financiación a medida?

Creo que la clave ha sido poner en práctica el lema de Kymco, “win my heart”. Uno de sus pilares es la diferenciación, queremos ser distintos a otras marcas competidoras, haciendo que la gente esté orgullosa de ser propietaria de un vehículo Kymco. También pretendemos ser persistentes en encontrar soluciones innovadoras para nuestros clientes. Esto es algo que aporta Genius, tratamos de que los clientes estén satisfechos, asegurando sus vehículos con nosotros y también con esa financiación a medida que comentas.

Kymco no sólo comercializa motocicletas tradicionales, quads, y scooters eléctricos, también apuesta fuerte por el mundo de las ebikes, las bicicletas eléctricas, ¿Qué nos puede contar sobre esto?

Es otra de las soluciones que hemos encontrado para la movilidad urbana. En cada parte del mundo las personas están más predispuestas a un tipo de vehículo. En Europa, por ejemplo, el vehículo que creemos que mejor va a funcionar es la bicicleta eléctrica. En China, por ejemplo, puede tener mejor acogida las scooters eléctricas, al igual que en Taiwan. Hemos puesto mucho trabajo y esfuerzo en el desarrollo de nuestra gama de ebikes y creo que vamos a crecer mucho en este segmento de las bicicletas eléctricas porque su uso es imparable.

Y todo ello con una tecnología que está desarrollada en más de un 80 % con componentes fabricados por Kymco.

Si, lo puedes ver en Ionex, las baterías inteligentes, extraíbles. Somos una compañía muy innovadora y creativa y desarrollamos nuestros propios componentes. Para ello, como es lógico, también nos servimos de otras empresas punteras, en segmentos en los que no somos expertos, como en el desarrollo de las aplicaciones y el sistema cloud. Para ello nos apoyamos en empresas externas, pero el diseño, el desarrollo y la fabricación son responsabilidad de Kymco.

Y para vender los productos su apuesta es clara por los nuevos canales, con el ecommerce con un papel destacado.

Si, el ecommerce es fundamental para nosotros. Aunque hay que tener en cuenta las especificaciones de cada mercado del mundo para el comercio electrónico, porque es diferente en cada país. Hay que pensar cómo de lejos podemos llegar en cada mercado en función del grado de implementación del ecommerce para poder llegar a nuestros posibles clientes.

Y, ¿Qué hay para el futuro? ¿Cuáles son sus planes?

Esperamos vender en los próximos tres años medio millón de scooters eléctricos de diez modelos distintos en 20 países de todo el mundo. Es una apuesta muy fuerte por la movilidad personal, para que se transfiera del modelo de gasolina al eléctrico. Es una gran revolución en la movilidad urbana. Cuando todo está cambiando, para otros es una gran crisis, pero para nosotros es una gran oportunidad, la mayor oportunidad de nuestro tiempo. Todos empezamos de cero, queremos ser pioneros en esta revolución, es la gran oportunidad de nuestra época, queremos ser muy agresivos y generar un gran impacto desde Kymco, este es nuestro objetivo.

Y, ¿Cómo imagina la movilidad urbana en diez años?

Creo que en diez años en muchos países probablemente más del 50% de los vehículos van a ser eléctricos.

“En BME Growth se puede ganar mucho más del 100% con una empresa, pero también perder todo en otra"