miércoles, 26 junio 2019
ZONA PREMIUM
EEUU

Nuevo gigante de pagos electrónicos tras la compra de Worldpay por FIS

Se trata del mayor acuerdo hasta la fecha en la creciente industria de pagos electrónicos

21 de marzo de 2019. 00:00h Cristina Rodríguez (Nueva York)
  • Nuevo gigante de pagos electrónicos tras la compra de Worldpay por FIS

El proveedor de servicios financieros estadounidense FIS ha acordado comprar el procesador de pagos Worldpay por 35.000 millones de dólares. Se trata del mayor acuerdo hasta la fecha en la creciente industria de pagos electrónicos. La unión de ambas compañías está valorada en 43.000 millones de dólares.

Worldpay, que ha brindado servicios de procesamiento de pagos por más de 40 años, es un jugador importante en los pagos con tarjeta, particularmente en Gran Bretaña, mientras que FIS produce software para bancos, servicios de subcontratación a entidades financieras y administrador de activos para aseguradoras así como para su negocio de servicios externos financieros.

Fidelity National Information Services Inc. (FIS, por sus siglas en inglés) se posiciona así en lo alto de la pujante industria de pagos electrónicos en un momento en el que las compañías del sector intentan competir de la mejor forma con los nuevos actores que buscan cambiar las formas de pago.

Según la consultora McKinsey, el sector de tecnología financiera se está consolidando rápidamente y afirma que los pagos globales alcanzarán los 3 billones de dólares en ingresos en el año 2023 a medida que más personas cambien el dinero en efectivo a pagos digitales. Y todo esto a pesar de las preocupaciones sobre las tensiones comerciales y la desaceleración económica mundial.

El consejero delegado de FIS, Gary Norcross, habló de la importancia de esta fusión en un momento en el que esta “industria que cambia vertiginosamente”. También destacó que la nueva compañía ofrecerá las mejores opciones en comercio y pagos electrónicos a la vez que las mejores capacidades de banca corporativa y mercados de capital no solo para los bancos, también para los empresarios”.

Norcross, que liderará la empresa resultante en infraestructura de banca y pagos, ha dicho que ofrecerán “las soluciones más modernas a los mercados de mayor crecimiento”.

Se estima que FIS y Worldpay combinados tendrán unos ingresos anuales de aproximadamente 12.000 millones de dólares y unas ganancias básicas ajustadas de aproximadamente 5.000 millones en los tres años posteriores al cierre del acuerdo. Cuando la operación se cierre, los accionistas de FIS poseerán alrededor del 53% de la nueva firma y los de Worldpay cerca del 47%.

“La unión de las dos compañías le da al negocio una posición muy sólida para desempeñar el crecimiento estructural de los pagos digitales. Podrán proporcionar a los clientes una cartera más amplia de servicios”, explicó a Reuters Russ Mold, director de inversiones de AJ Bell.

"Para FIS, comprar Worldpay significa expandirse más allá del mundo de la subcontratación financiera y aprovechar el procesamiento de pagos y el comercio electrónico”, explicó a la agencia Reuters una fuente que conoce la transacción, y agregó que era una “jugada de diversificación que otorga a FIS acceso al sector de pagos de alto crecimiento”.

La fusión de compañía resultante, la mayor entre los sectores del software financiero y tecnología de pagos, todavía tendrá que ser aprobada por las autoridades, aunque parece que no habrá problemas y se prevé que la unión finalice en la segunda mitad de 2019.

OTRAS COMPRAS Y FUSIONES EN EL SECTOR

FIS ha crecido a través de adquisiciones en los últimos 15 años, y esta con Wordpay se trata de la adquisición más grande negociada por Fidelity National Information Services Inc. desde que en 2015 compró a su rival Sungard por 5.100 millones. Ese mismo año FIS completó la compra de la compañía de software financiero SunGard por 9.100 millones de dólares.

Antes, en 2009, se hizo con Metavante, que brinda servicios de procesamiento de pagos a empresas financieras, por aproximadamente 2.900 millones.

El acuerdo entre FIS y Worldpay se produce dos años después de que la compañía estadounidense de procesamiento de tarjetas de crédito Vantiv se fusionara con Worldpay en un acuerdo de 10.630 millones de dólares.

Otras compañías que quieren posicionarse en el sector también están recurriendo a las compras y fusiones. En enero de este año, Fiserv Inc., con sede en Estados Unidos, compró el procesador de pagos First Data Corp por 22.000 millones.

Y en Europa, concretamente en Italia, Nexi planea incluir en lo que podría ser una de las mayores ofertas públicas iniciales de Europa este año.