domingo, 25 agosto 2019
ZONA PREMIUM
Europa

Las mejores capitales europeas para la inversión inmobiliaria

Madrid se sitúa en el cuarto puesto de la clasificación según un informe elaborado por PwC

29 de enero de 2019. 00:00h Carmen Muñoz
  • Shutterstock

Ni la guerra comercial desatada entre EE.UU. y China ni el Brexit. Tampoco la inestabilidad política que se vive a nivel internacional han impedido que 2018 se convirtiera en un año histórico para la inversión. Un acontecimiento que dibuja un nuevo escenario para el sector con la mirada puesta en Lisboa.

La capital lusa reúne una serie de condiciones que la sitúan en el podio como la ciudad con mejores perspectivas de crecimiento en materia de inversión inmobiliaria para este 2019, según se recoge en el informe 'Tendencias del Mercado Inmobiliario en Europa 2019', elaborado por PwC. En concreto, de una muestra de 885 entrevistas realizadas a los agentes del sector, el estudio destaca tanto la calidad de vida de la ciudad como el ritmo de "crecimiento saludable" de la economía en general y que hacen de ella un destino internacional de primer nivel para empresarios e inversores.

Así, con una puntuación de 4,27 (a partir de 3,5 se considera generalmente bueno), Lisboa arrebata el primer puesto a Berlín, que pasa a ocupar el segundo lugar. A pesar del evidente potencial que tiene Alemania con cuatro de sus ciudades entre los primeros puestos del ranking (Frankfurt 5, Hamburgo 7, Múnich 10), algunos expertos ya alertan de la saturación que vive el mercado germano, en el que cada vez va "siendo más difícil" encontrar oportunidades atractivas para los inversores. La terna es completada por Dublín, como una de las más beneficiadas por el Brexit.

A pesar de la reducción de las perspectivas de crecimiento para la economía española, ésta seguirá creciendo por encima de la media europea. Un hecho que se evidencia en las perspectivas que otorgan los expertos del sector para Madrid y que la sitúan en cuarta posición. La capital española constituye junto a Ámsterdam una de las grandes apuestas para este año. Hay que recordar que esta última ciudad fue elegida para albergar la Agencia del Medicamento que anteriormente se ubicaba en Londres.

En Barcelona, por su parte, la inestabilidad política ha pasado factura y queda relegada al puesto 27, aunque los inversores mantienen una buena valoración de ella.

Cierran los diez primeros puestos Helsinki, Viena y Múnich. En los dos primeros casos, se trata de economías que crecen con fuerza, mientras que la última va perdiendo puestos a causa del alto nivel de vida que impide encontrar oportunidades.