europa

Madrid, entre los principales destinos para bancos de inversión tras el Brexit

Dublín figura como ciudad favorita para la gran mayoría de empresas del sector financiero que operan en la City

02 DE noviembre DE 2018. 10:43H Carmen

shutterstock-1082522549_88010_20181102125117.jpg

A menos de seis meses de la fecha oficial para el Brexit, las condiciones del divorcio -fijada el 29 de marzo de 2019- no parecen estar del todo claras. Según publicaba la semana pasada el periódico The Times, la primera ministra Británica, Theresa May, habría alcanzado un acuerdo que permitiría el acceso a los mercados europeos a la compañías dedicadas al sector financiero de Reino Unido, siempre que la regulación de este país estuviera en línea con la UE y el conflicto con la frontera irlandesa quedara desbloqueado.

Una información que fue desmentida por la persona encargada de las negociaciones con el Brexit, Michel Barnier, a golpe de tweet. El mediador europeo publicó un mensaje en esta red social donde tildaba de "engañoso" el artículo de prensa y matizaba en primer lugar que la UE puede conceder y retirar la equivalencia en algunos servicios financieros de manera autónoma. "Al igual que con terceros países, la UE está dispuesta a mantener un diálogo estrecho con Reino Unido con todo respeto a la autonomía de ambas partes", añadía. En cualquier caso, el gobierno británico espera haber alcanzado un acuerdo el próximo 21 de noviembre.

En este contexto, las compañías de servicios financieros ya han comenzado a desplegar sus planes de contingencia con un doble objetivo: minimizar el impacto que pudiera tener en los clientes la salida de Reino Unido de la zona comunitaria sin acuerdo al tiempo que garantiza la continuidad de sus negocios en la isla británica. Según un análisis realizado por EY, hasta el 10 de septiembre, el 35% de las compañías había manifestado su intención de reubicar operaciones o plantilla instalada en dicho país a otro lugar de Europa. Porcentaje que se ha incrementado en cinco puntos con respecto al año anterior.

"Durante el verano hemos visto a muchas firmas de servicios financieros empezar a construir su presencia en Europa", asegura el responsable de Servicios Financieros de EY en Reino Unido, Omar Ali. Una oportunidad en la que Dublín y Frankfurt se reparten el mejor trozo de pastel. En concreto, según el citado informe un total de 21 empresas dedicadas a los servicios financieros se han comprometido a trasladar operaciones o plantilla a la capital irlandesa desde el Referéndum, mientras que la segunda ha captado a 15 firmas del sector. Le siguen Luxemburgo y París con 14 y 10 empresas, respectivamente.

Una carrera donde también compite Madrid, que junto a Milán van ganando popularidad entre los bancos de inversión. Pese a ello, la capital española no consigue convertirse en un destino de referencia. Hasta la fecha, las mudanzas más destacadas son las realizadas por la aseguradora Admiral Seguros, que si bien contaba con centro de operaciones en España, las decisiones se tomaban desde Londres. Siguiendo sus pasos, a comienzos de verano la entidad suiza Credit Suisse trasladará a unas 50 personas a la capital española. En cambio, otras como Wells Fargo se han decantado por París.

"Sabemos que algunas empresas se enfrentan a obstáculos o retrasos en la aprobación de licencias por parte de las autoridades de la UE y, a menos que esta situación cambie rápidamente, existe el temor de que las empresas y los consumidores corran mayores riesgos", subraya Ali, quien también ha alertado de que cada vez más empresas elaboran su hoja de ruta en base a un Brexit duro.

Se estima que alrededor de 10.500 personas podrían ser reubicadas de Reino Unido a otros países el mismo día que la ruptura se haga efectiva y se crearán más de 2.500 nuevos puestos de trabajo a lo largo de estos casi tres años de proceso de separación. "Estamos lejos de estar fuera de peligro. En caso de que se produzca un Brexit duro, aún queda mucho trabajo por hacer para estar listos para el primer día", sentencia Ali.

Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"