jueves, 18 julio 2019
ZONA PREMIUM
Europa

Siemens reorganiza todo el grupo y recortará 10.400 puestos

Las empresas alemanas siguen tocadas. Ahora es Siemens la que tiene que hacer rápidamente cambios para adaptarse a los nuevos tiempos.

14 de mayo de 2019. 00:00h Stefanie Claudia Müller
  • Image

Con tiempos tan cambiantes, con una disrupción tecnológica constante, políticos y gobiernos inestables, con un gran movimiento ciudadano en la calle luchando contra muchas injusticias, con la transformación del sistema económico por delante y la lucha contra el cambio climático solo sobreviven las empresas que mejor se saben adaptar a estas nuevas circunstancias.

Nunca ha sido tan acertada la teoría de Darwin en nuestra sociedad. Siemens ha reaccionado a tiempo. "Si el tamaño es la solución el mundo estaría lleno de dinosaurios”, explica el CEO de Siemens, Joe Kaeser, en relación a su estrategia para la compañía, uno de los grandes grupos alemanes en el mundo industrial que fue fundado a mediados del siglo XIX.

No puede hacer de Siemens un Google, pero el dirigente de 61 años, que trabaja desde 1980 en el grupo, quiere concentrarse en el futuro solamente en dos segmentos, infraestructura y automatización: "Hemos empezado con el cambio estructural más grande de nuestra historia “, dice el economista que está en el cargo de CEO desde 2013. El gestor bávaro habla de un momento existencial para la compañía: “Es ya una cuestión de supervivencia”.

Por el momento el grupo tiene 379.000 empleados y es un monstruo poco flexible comparado con empresas como Twitter, Uber, Paypal o Tesla que nacen sin tanto peso sindicalista y se han hecho “famosas” y ricas en poco tiempo. La venta por partes de Siemens hubiera sido probable, la acción ha perdido en los últimos 12 meses un 8%. Para evitar algo forzado, Kaeser había sacado ya a bolsa la parte de tecnología médica “Siemens Healthineers” hace un año.

Ahora cortará 10.400 puestos y creará otros en segmentos diferentes. Por otra parte se crearán 20.000, la mayoría en funciones ligadas a los datos, la programación, el análisis y la ingeniería 4.0. La nueva filial tiene posibilidades de formar también parte del índice bursátil alemán Dax. Los representantes de los intereses de los pequeños accionistas alemanes ta,bién creen que esta reorganización es necesaria.