sábado, 15 junio 2019
ZONA PREMIUM
LATAM

Los factores que estremecen a las bolsas de Latam

Las declaraciones de Trump sobre la subida “demasiado rápida” de los tipos básicos, el “cierre” de la administración de EEUU y la tensión por el muro con México agudizan la volatilidad de las bolsas latinoamericanas este fin de año

29 de diciembre de 2018. 00:00h Carlos Turdera (LATAM)
  • Los factores que estremecen a las bolsas de Latam

La fuerte caída de las bolsas norteamericanas en la semana previa a la Navidad y la inquietud que siguió a las declaraciones de Donald Trump respecto de la política monetaria de la Reserva Federal provocaron altas y bajas en América Latina.

En la bolsa B3 de Brasil, el parqué más importante de la región, la salida de capitales extranjeros llega a € 2488 millones en lo que va del año. Tan sólo el viernes (21), los inversionistas retiraron € 36 millones.

Tal movimiento, el más expresivo desde 2011, se explica por la subida de los tipos básicos de EEUU, las críticas de Trump al presidente de la Fed, el “cierre” del Gobierno norteamericano y las perspectivas de menor crecimiento global, dijeron analistas locales.

El jueves (27), en tanto, el resultado fue positivo con una subida de +0,38 % traccionada por papeles brasileños (Eletrobras, Bradesco e Itaú), en línea contraria a las bajas de la misma jornada en el Dow Jones (-2,49 %), S&P 500 (-2,63 %) y Nasdaq (-3,13 %).

Sube y baja

Por su parte, el otro recinto bursátil importante de la región, la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), cerró el mismo día con una baja de -0,37 % debido a una toma de utilidades en una ronda de escasos negocios.

El motivo de preocupación aquí es el cese de actividades de su principal vecino y socio, Estados Unidos, después de que Trump dijera que el Gobierno no reabrirá “hasta que tengamos un muro, una valla o como queráis llamarlo" en la frontera con México.

Crecimiento débil

Tensiones comerciales, volatilidad en los mercados de materias primas, turbulencias financieras y un entorno externo menos favorable son algunos motivos listados por organismos internacionales en sus previsiones de menor crecimiento en la región en 2019.

La volatilidad de los mercados financieros y el debilitamiento del comercio global “son una fuente de incertidumbre que seguirá rondando como un fantasma”, refirió, por ejemplo, la Cepal en su reciente "Balance Preliminar de las Economías de América Latina y el Caribe".

De acuerdo con ese estudio, los países que crecerán más en 2019 son República Dominicana (+5,7%), Panamá (+5,6%) y Bolivia (+4,3%), mientras que, en el lado opuesto, los que se contraerán más son Venezuela(-10%), Nicaragua (-2%) y Argentina (-1,8%).

Ajustes a la baja

El FMI -que había pronosticado en julio que la región crecería un 2,6 % en 2019- rebajó en octubre sus cálculos a 2,2 % tras analizar la hiperinflación de Venezuela, la recesión en Argentina y la nueva escena de Brasil, país que dejó de caer en 2018.

A su turno, la OCDE rehizo sus cálculos de manera drástica para Argentina: en su más reciente proyección considera que en 2019 avanzará sólo un 0,1 %. En mayo había estimado que crecería hasta un 2 %.

Finalmente, el Banco Mundial sostiene (en su informe “Sobre incertidumbre y cisnes negros”) que las economías de la región “están creciendo nuevamente tras varios años difíciles, pero la frágil recuperación subraya la necesidad de redoblar los esfuerzos”.