opinion

Mujeres al frente

Por Laura Inés Fernández, Founder & CEO de BLI Mindset, y promotora de la iniciativa bewo para dar visibilidad a las mujeres y seguir construyendo modelos de rol femeninos

22 DE junio DE 2020. 13:17H Laura Inés Fernández

92528af5a5095209c9a4170216c305aa.JPG

“Las mujeres están al frente”, pero la frase no significa lo que nos gustaría, ¿o sí? Según el World Economic Forum a nivel mundial, el 70% de la fuerza laboral del sector sanitario son mujeres. No obstante, los órganos de gobierno en este sector son mayoritariamente masculinos. Puntualicemos, “mayoritariamente” se refiere a más del 73%, pudiendo llegar al 95% en el caso de países con ingresos medios y bajos, según el informe Global Health 50/50 de 2020 .

Esto me recuerda a aquella foto posteada en twitter por el Sr. Pence, vicepresidente de USA en la que muestra el grupo de trabajo creado para gestionar el coronavirus y, espera, ¿las mujeres dónde están? ¿Ni una?

En la actualidad, alrededor del 7% de los países del mundo son liderados por mujeres. Ello coincide con el porcentaje de mujeres CEO según la lista Fortune 500. Por su parte, según el WEF , las mujeres son propietarias, únicas o en su mayoría, del 14% de las empresas. También menciona que el 18% de empresas a nivel mundial cuentan con una mujer en el puesto de mayor responsabilidad. Aunque, salta a la vista ese 4% de empresas cuyos propietarios hombres han decidido poner una mujer al frente de la misma, también se evidencia que el 82% de las empresas en todo el mundo, eligen un hombre para decidir el futuro de la firma.

A colación de los resultados que se están obteniendo en los diferentes países en función de las medidas adoptadas por sus gobiernos, mucho se ha hablado estos días de las 7 mandatarias . En este contexto, decidimos entrevistar a 37 mujeres de 13 sectores y 12 países diferentes para que nos cuenten cómo es estar al frente de sus organizaciones en estas circunstancias tan únicas.

Un estilo de inclusión y empatía

Las diferencias entre el liderazgo femenino y el masculino no son biológicas, se gestan en el camino al poder. Un porcentaje muy alto de las CEOs entrevistadas, alrededor del 87%, menciona en los primeros 7 minutos a sus equipos y las medidas económicas y de seguridad que les afectan directamente. Teniendo en cuenta que las entrevistas duran de media 42 minutos y que la primera pregunta fue: ¿Cuáles son las medidas que has tomado? El dato es significativo. En conclusión, su activo más importante es su equipo y ellas bien lo saben .

“Sin el apoyo del equipo no podemos hacer absolutamente nada" – Cristela Reyes, CEO Fundadora , Market Cross, Argentina

La sensación es de una preocupación real y prioritaria. Mantener el negocio y para tener un negocio, mantener al equipo. Pensar en el negocio implica pensar en el futuro, en el ajuste, adaptación e incluso transformación del mismo. Nuevas soluciones, mayor agilidad y la gestación de nuevas oportunidades son las claves de las que nos hablan y sobre las que ya están trabajando.

Pero sus equipos son el aquí y ahora. La comunicación, la transparencia sobre el momento real por el que atraviesa la organización y la certeza de que se tomarán las medidas que deban tomarse, las lleva a desarrollar modelos de liderazgo inclusivos y empáticos que les permiten alcanzar los concesos necesarios para implementar acciones por drásticas que estas puedan ser.

Es evidente que esto requiere un replanteo del liderazgo entendido como el único que sale en la foto y requiere de una madurez y una reconciliación con el propio ego que a más de muchos ya les haría falta.

Generación de líderes

Ya sabemos que las diferentes generaciones resuelven problemas de manera diferente y esto también pudimos comprobarlo en las entrevistas. Las llamadas “generación X” demostraron mayor tranquilidad respecto a la salida de la crisis, quizás porque ya han pasado otras crisis en su historia profesional, quizás porque la experiencia es un grado.

Por su parte, las “millennials” se muestran más preocupadas e inquietas en este punto. No obstante, tranquilas de que no han sido sus decisiones de negocio las que las han empujado a las circunstancias actuales. Esto es propio del escrutinio al que el liderazgo de las mujeres está sometido.

Todas las CEOs entrevistadas coinciden en un cambio de hábitos y una modificación en las relaciones. Las que se encuentran en edades comprendidas entre 45 - 55 años se aventuran a comentar que esta crisis debería mostrar que se puede vivir de una manera más simple, más sobria, más sencilla. Será cuestión de esperar y ver.

¿Cómo cambiamos estos números? Finalmente, la pregunta que resuena es esta. En definitiva, ¿cómo haremos para que haya más mujeres al frente y que esta frase signifique lo que en realidad queremos? En una TED Talk de 2010 , la directora de operaciones de Facebook, Sheryl Sandberg, planteaba algunas cuestiones a revisar respecto de ¿por qué tenemos tan pocas dirigentes mujeres?, título de la ponencia, por cierto. En ella citaba 3 aspectos clave a tener en cuenta a la hora de mantener la fuerza laboral femenina.

El primero de ellos, coincide con una de las CEOs entrevistadas, Gemma García, Directora General DELTA SCCL, Co-presidenta Federació Cooperatives Treball de Catalunya, Presidenta de UCCAP (Unió Catalana Centres d'Atenció Precoç) y Membre Consell Rector Federació Cooperatives Treball de Catalunya, que dijo: “Para que las cosas cambien hay que sentarse en las mesas donde se toman las decisiones”.

Luna: "Tanto la volatilidad como la gestión activa serán muy importantes en lo que queda de año"