martes, 20 agosto 2019
ZONA PREMIUM
PYMES

La gran banca apuesta por la pyme

En los últimos meses las cuatro grandes entidades españolas han intensificado las acciones enfocadas al autónomo y pequeña empresa

10 de junio de 2019. 16:53h Carmen Muñoz
  • Image

Las entidades bancarias han comenzado su ofensiva para captar al pequeño empresario. Conscientes de la importancia que desempeña este colectivo en la economía -que representa más de 90% del tejido empresarial español- los cuatro grandes bancos españoles (Santander, BBVA, Caixabank y Bankia) han desplegado un arsenal de proyectos con un objetivo claro: seducir al pequeño empresario.

La última propuesta viene de la mano de Bankia. La entidad encabezada por Ignacio Goirigolzarri ha lanzado un seguro enfocado a pymes y autónomos que persigue protegerles de un posible ataque cibernético y las consecuencias derivadas de ello. Se trata de una iniciativa que persigue dar respuesta a las necesidades actuales de mercado y que se encuentra marcada por la transformación digital que vive el sector económico-empresarial.

Pero no es la única. El pasado mes de mayo la entidad pública alcanzó un acuerdo con ING que permite a Bankia prestar servicios financieros en condiciones especiales a los clientes del banco neerlandés. La iniciativa se ha producido después de que éste anunciara que dejará de prestar servicio a dicho segmento. En concreto, Bankia ha diseñado una estrategia de condiciones ventajosas para alrededor de 110.000 clientes autónomos o pymes procedentes del banco naranja, como por ejemplo, la exención de comisiones durante el primer año.

Una estrategia totalmente diferente a la diseñada por Santander. En este caso, el banco regentado por Ana Botín se ha centrado en la financiación. A los 500 millones de euros en crédito que comenzó a ofrecer a pymes a través de una cartera de riesgos compartidos con el Banco Europeo de Inversiones (BEI) en julio del año pasado, hay que añadir otros 50 millones de euros aportados por el BEI con el objetivo de abrir una línea de financiación para proyectos enfocados a mejorar la eficiencia energética.

En esta línea Caixabank y la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) han renovado un acuerdo de colaboración que permite seguir ofreciendo financiación a aquellas empresas afiliadas a la patronal, incluidas las pymes adscritas. La alianza comenzó en 2016 y, desde entonces, han otorgado un total de 66.000 millones de euros. En el período 2019-2020 la idea es conceder más de 20.000 millones de euros vía préstamos.

Por su parte, en un intento de dar un paso más allá, BBVA a través de su servicio de banca online para emprendedores Azlo, ha puesto en marcha la creación de una comunidad de emprendedores con el que fomentar la interacción entre los clientes de la entidad, especialmente, trabajadores autónomos. La dinámica utilizada para su implantación ha sido a través del denominado 'efecto Red' en el que el producto mejora cuando más gente empieza a utilizarlo. Aunque por el momento esta aplicación solamente se encuentra disponible en EE.UU., su puesta en marcha podría dar pistas sobre el camino que tomará el ecosistema emprendedor en el viejo continente.