tecnologia

La tecnología 3D se presenta como una aliada en la planificación quirúrgica

Los avances de esta técnica suponen un impulso para la medicina moderna con amplios beneficios para sanitarios y pacientes

09 DE marzo DE 2021. 08:32H Isabel Garrido

0dc432e6d46fe1555230df005dd4f81c.jpg

El desarrollo que ha experimentado la impresión 3D en los últimos años ha permitido comenzar a utilizarla como una herramienta con grandes beneficios para una diversidad de campos. En relación a la medicina moderna, esta tecnología se presenta como una rama prometedora para mejorar la eficiencia y la precisión en las prácticas sanitarias, capaz de crear desde moldes dentales a prótesis humanas, así como recrear réplicas de órganos y huesos. En este contexto, el mundo de la cirugía también está avanzando cualitativamente gracias al uso de este tipo de técnicas. Uno de los ejemplos son los modelos biométricos que se están desarrollando con el objetivo de mejorar los procesos de planificación quirúrgica y, en concreto, aquellos relacionados con las operaciones contra el cáncer.

Con especial incidencia en los casos de oncología, las actuaciones suelen ser complejas y en ocasiones los médicos deben moverse alrededor o dentro de órganos vitales. Por ello, utilizar estos avances existentes durante la organización del preoperatorio, proporciona una base para estudiar las rutas de acceso y estructurar la intervención paso a paso, además de que permite a los profesionales adelantarse a las posibles complicaciones que puedan surgir. De esta forma, su puesta en marcha puede llegar a reducir tiempos y aumentar la efectividad. 

Así las cosas, desde la empresa barcelonesa Bcn3d trabajan con tecnología IDEX con la que tratan de agilizar las operaciones complejas a través de réplicas, al tiempo que convierten ideas conceptuales de dispositivos médicos en prototipos. La utilización de ambas técnicas posibilita diseñar y planificar el desarrollo que se llevará a cabo con el fin de aumentar la comprensión anatómica de los casos clínicos.

Asimismo, desde la compañía catalana explican que al combinar los rayos X con la impresión 3D, es posible realizar un escaneo del paciente y producir una plantilla de la zona de interés. Más tarde, dicho prototipo puede imprimirse con las dimensiones y tamaño reales. De esta manera, las ventajas que aporta este procedimiento a los médicos pueden resumirse en tres. En primer lugar, IDEX tiene la capacidad de imprimir el modelo en diferentes materiales, lo que permite replicar diversas partes del cuerpo como huesos o tejidos; la variedad de colores ofrece una representación visual más precisa; y, por último, los profesionales pueden ampliar sus conocimientos y estudiar cada caso de forma específica. 

Igualmente, es importante resaltar que la creación de estos patrones también aporta beneficios a los pacientes y sus familias. En este sentido, su uso puede emplearse para explicar el curso de la intervención de forma sencilla, al facilitar la comprensión sin tener que incurrir en términos médicos específicos. Las técnicas y creaciones de Bcn3d ya se están utilizando en Argentina. En concreto, en el Hospital Tránsito Cáceres de Allende, ubicado en la ciudad de Córdoba, el doctor Gustavo Nari está experimentando las ventajas que puede aportar a los procedimientos quirúrgicos. Desde allí, el cirujano ha detallado que, en las intervenciones, el 3D se convierte en una herramienta “extremadamente útil”, ya que contribuye a que entren al quirófano con “mucha más confianza” y reduce el tiempo que el paciente pasa bajo el bisturí. 

ODDO BHF: "La inversión en megatendencias minimiza las fluctuaciones diarias del mercado"