tecnologia

“Si las compañías no invierten en tecnología y digitalización estarán fuera del mercado”

Entrevista con Oscar Pierre, presidente y CEO de aggity

26 DE marzo DE 2019. 16:14H Dirigentes

oscar-pierre-prats-presidente-aggity_41-139713_20190326162608.jpg

La transformación digital es un proceso que exige la máxima atención por parte de las empresas. No solo se trata de optimizar procesos, sino de asegurar su supervivencia a largo plazo. Oscar Pierre, presidente y CEO de aggity, una multinacional de servicios de gestión empresarial, explica su punto de vista para DIRIGENTES.

Presentaron un plan ambicioso en el que prevén cuadruplicar la facturación de aquí a cuatro años. ¿Podría detallar en qué se basa este plan?

Va en relación con la estrategia de aggity. Es una culminación de una nueva estrategia que teníamos en la compañía. Después de un año y una vez que la marca está consolidada, hemos desarrollado este plan. No está solamente dirigido al crecimiento orgánico, sino también al crecimiento inorgánico. Crecer de donde estamos hasta los 27 millones, que es nuestro objetivo en 2022, a nivel orgánico es muy difícil, pese a que estamos creciendo en los países donde tenemos franquicias.

Actualmente ya hay filiales en México y este mes vamos a anunciar la de Argentina y el cono sur, que hasta ahora eran franquicias. De ese modo cambia el concepto y el volumen. Consolidas y ahora solo agregabas. Además hay una estrategia de compras que es a lo que se refiere el crecimiento inorgánico.

¿Dónde se realizarán estas compras?

Cuando sales de compras, ves que tienes una estrategia definida, dos compañías en España, del entorno de BI y big data, una especialización que nosotros tenemos, pero no tenemos los recursos internos para hacerlo. Y luego una compañía que nos complemente en desarrollos tecnológicos, de IT. Esas son las estrategias de salida pero también nos interesa comprar una empresa en el sector de industria en México. Allí de hecho lanzamos la división de industria 4.0 by aggity, que es nuestra división de soluciones de industria para plantas y para fábrica.

México es un país con un potencial enorme, de modo que si encontráramos una empresa que complementara las soluciones que nosotros queremos ofrecer sería ideal. No sabemos si existirá esa compañía o no. El objetivo sería hacer dos compras estratégicas en España y una en México.

El año pasado aggity incrementó su número de trabajadores en treinta personas. ¿Cómo maneja la empresa el crecimiento?

Con profesionalidad y con talento. Los crecimientos son consecuencia de estrategias. Tampoco son 30 personas en el mismo departamento, sino que son divisiones que se abren. En el caso de la nueva división en México son seis personas que se incorporan, por lo que no genera ningún problema de gestión en mi puesto. Son más recursos y más conocimientos compartidos que en términos de gestión a mí me significa cero. Eso es un 10% de crecimiento en el global del departamento. El 30% en México, pero al CEO de México tampoco le generará problemas transversales. Simplemente es una nueva línea de negocio que arranca. Por otra parte, si lo que hacemos es comprar una compañía que genera una nueva actividad es algo que me genera más problemas. Eso sí tiene más impacto, porque se incorpora a la compañía gente que realiza una actividad nueva que se tiene que integrar en el resto de la empresa.

Hablaba del talento. Hay informes que señalan que en España falta el talento orientado a las nuevas tecnologías. ¿Comparte esa visión?

No es un problema de España. Es un problema de que son tecnologías nuevas. España tiene un potencial de estudiantes de tecnología y carreras tecnológicas importante. Hay gente muy preparada, con un potencial increíble y eso se demuestra con que somos uno de los países con más creación de startups y de nuevos negocios. El problema es que al ser nuevas tecnologías es que te pones a buscar y no hay. Eso no es porque no estemos preparados, sino porque son nuevas.

Hay que invertir en la gente joven que tiene el potencial, y hay que formarlos. Igual que hace unos años no había programación y ahora hay un montón porque hay muchas escuelas que forman en eso. Las empresas hemos de tener algún responsable capacitado y formado en eso y que tengamos paciencia en buscar el talento que sí está y formarlo.

Una de las compras que tienen previstas tiene que ver con el campo del big data. ¿Cuál es el centro de la actividad de aggity y hacia dónde quieren enfocarse en el futuro inmediato?

La transformación digital es el centro del negocio. Somos una compañía 100% especializada en transformación digital. Es amplio pero nosotros pretendemos transformar los negocios. Ayudamos a definir a los clientes cuál es la transformación de sus negocios, sino que tenemos soluciones preparadas para determinados departamentos. Ahí entran aplicaciones o procesos de negocio que el cliente ya tiene. No es nuestro objetivo cambiarlo, sino ponerle la capa digital.

Cuando hablas de que la transformación digital es muy amplia, no lo es tanto. Las compañías hacen lo que hacen. Lo tienen cubierto con toda normalidad, así que nuestra función es que esos procesos sean móviles, que lleguen a la palma de la mano. Es igualar la facilidad de las personas de funcionar con un aparato, un Smartphone o una tableta. Si el propósito es que los procesos de las empresas pueden gestionarse de esa manera no hay tanto trabajo. Si los modelos de negocio están bien definidos, la transformación digital es una cuestión fácil.

“Si las compañías no invierten en tecnología y digitalización estarán fuera del mercado”

Hablando de innovación, como decía es un sector amplio pero ¿qué segmento es el que más despunta?

Venimos de un negocio donde despuntaban las soluciones de Enterprise y lo que sería la parte de soluciones. Hemos incorporado marketing digital, industria 4.0, social business... Lo que más destacan son las soluciones de industria porque somos novedosos. Estamos llevando soluciones innovadoras a las fábricas hasta llegar a las fábricas inteligentes. Llegas a una fábrica y te encuentras con la circunstancia de que para que todo se conecte con todo, todo tiene que ser inteligente. Si no tienes los procesos fabriles con inteligencia, no puedo conectar algo que no es inteligente.

La gran parte de nuestro trabajo es que todos los procesos de fabricación tengan sus máquinas inteligentes que estén capturando datos. Si tienen información de producción, de averías, de paros, etc. los envían a los sistemas de fabricación nuestros, y a partir de ahí hacemos que puedan hablarse de forma automática con las personas. Lo que no podemos hacer es que una fábrica sea inteligente si no todo el mundo es inteligente.

Las máquinas pueden ser inteligentes pero hay que dotarlas de esa información. Toda esa transformación digital es eso, tener muchos datos y luego tener las herramientas que las sepan gestionar.

¿En qué punto se encuentran las empresas españolas en digitalización?

Yo creo que bien. Hay muchas estadísticas que irían en contra de lo que digo. Alguna de que solo el 18% de los procesos están digitalizados. Está bien. Si tú tienes un 18% el calificativo sería mal pero es que la digitalización ha empezado hace poco. Las empresas no son de reacción inmediata. Son precavidas, el negocio está por encima de todo y también sus clientes. Luego hay otros sectores como el de marketing que está al 60%, porque ya nació digital.

En fábricas es un porcentaje pequeño porque es un tema muy serio. Hay procesos industriales, hay pedidos y sistemas que para llevar a la digitalización no es inmediato. Antes de poder digitalizar tienen que tener mecanizada la planta. Esto además no irá creciendo a un 2% cada año, sino que cuando los procesos estén mecanizados, digitalizarlo será rápido. Pasaremos del 18% al 70% de forma muy rápida. Es un proceso que acabará entre el 2020 y el 2025. En ese momento el 80% de los procesos industriales estarán mecanizados. En todo caso es un proceso que no tiene vuelta atrás.

¿Notan que las empresas españolas están más concienciadas con respecto a la digitalización?

Creo que sí. Lo que ocurre es que el concepto de transformación digital, que es muy amplio como decíamos, a las empresas les asusta. Depende de qué tipo de actividad hace la empresa. A veces llegan las grandes consultoras que hacen unos estudios grandes y que quizás una compañía que no sea grande le asusta. La ventaja de aggity es que podemos abordar esta transformación por departamentos. Podemos ver donde aprieta más la necesidad para abordar ese segmento e ir avanzando en los temas más importantes. De esa forma los clientes se asustan menos.

¿Se ha perdido mucho tiempo durante la crisis a la hora de invertir en esto?

Cuando las compañías están en situación de incertidumbre, si es crisis todavía más, pero si hay incertidumbres de otro tipo, como pueden ser las elecciones, el proceso catalán... todo eso hace que las compañías sean más precavidas. En los años de crisis las empresas lo único que han tratado es de optimizar el gasto y cualquier tema de tecnología que no implicaba un impacto directo en el ebitda se ha pospuesto, pero creo que eso se ha superado. Las empresas están lanzadas ahora y las incertidumbres ahora no son económicas y son más del entorno.

También puede considerarse que se producirán algunas incertidumbres económicas. ¿Cómo puede evolucionar este sector ante eso?

Hay una cosa que es evidente. Hasta ahora se percibían como inversiones en cosas en las que el retorno de la inversión era cuestionable y muy a largo plazo. Ahora si las compañías no hacen las mínimas inversiones en tecnología y digitalización se van a encontrar que, además de tener crisis, estarán fuera del mercado. Puede ocurrir que encima de crisis se encuentren obsoletas para competir con sus competidores porque no tienen las mismas herramientas.

Las incertidumbres llevan a que decisiones globales puedan posponerse, pero decisiones concretas de departamentos que están apretando el zapato y que dices, “aquí estamos perdiendo competitividad”... Las empresas no van a cerrar, tienen que conseguir vender más, producir mejor, con más calidad, conseguir rentabilidad, dar más servicio, etc. Son temas que no se paran. Si paras, encima de crisis e incertidumbre, te vuelves incompetente. No compites en el mercado. Entonces sí que tienes una crisis muy seria.

“En BME Growth se puede ganar mucho más del 100% con una empresa, pero también perder todo en otra"