bolsas-y-mercados

Trump da un respiro al mercado acercándose a China y a la UE

Estados Unidos estaría cerca de firmar un acuerdo de primera fase con China y de cancelar los aranceles a los automóviles europeos.

04 DE noviembre DE 2019. 14:16H Funds&Markets

591288fd913251c8f25bcec79661317a.jpg

Donald Trump ha llevado el optimismo a los mercados gracias a la reducción de la tensión comercial que mantenía con China y con la Unión Europea. “Los negociadores comerciales estadounidenses y chinos parecen haber alcanzado un ‘consenso principal’ en las conversaciones comerciales”, publicaba el diario chino Xinhua el viernes, después de la llamada telefónica entre ambos países.

De hecho, la prensa internacional destaca que se está buscando una localización para cerrar una reunión entre Trump y Xi Jinping. Se han puesto sobre la mesa los nombres de Iowa, Hawái o Alaska como posibles emplazamientos. Estos rumores surgen después de que Wilbur Ross, secretario de Comercio de Estados Unidos, asegurase que están concediendo licencias a las empresas tecnológicas chinas para vender sus productos en Estados Unidos. “Unas 260 compañías recibirán la licencia muy pronto”, afirmó Ross.


Rebaja de tensión con la Unión Europea

Parece que no solo están rebajando tensiones con China, también con la Unión Europea. Wilbur Ross aseguró que están manteniendo “buenas conversaciones” con los fabricantes de automóviles de la UE. "Nuestra esperanza es que las negociaciones que hemos estado teniendo con las empresas individuales sobre sus planes de inversión de capital hagan que no sea necesario hacer efectivos los aranceles", dijo Ross a Bloomberg Television el domingo.

Esto supone que no entrarían en vigor los aranceles propuesto el pasado mes de mayo. Con Japón ya han llegado a un acuerdo para no aplicar esta tasa a sus coches y ahora parece que podrían hacerlo con la UE.


¿Se puede ser optimista?

“El único problema es que ya hemos estado en esta situación antes”, dice Keith Wade, economista jefe de Schroders, quien considera que “esta tregua no será más duradera que la anterior, por lo que las recientes negociaciones ofrecen poco consuelo a los inversores”. Ahora bien, “el anuncio de un acuerdo comercial de primera fase entre EE.UU. y China debe ser visto como algo positivo, aunque sólo tendrá un efecto limitado sobre el crecimiento mundial”.

Cabe señalar que en la primavera de 2019 el acuerdo comercial entre China y Estados Unidos parecía algo hecho, pero todo saltó por los aires en el mes de mayo. Por eso, la prudencia debe marcar la tendencia del mercado. Aunque, es probable que las próximas elecciones de Estados Unidos en 2020 animen a Trump a guardar la calma para llegar a ellas con las bolsas en buen momento.

 

Inversis: "Vemos rentabilidades atractivas en algunos tipos de préstamos privados corporativos"