liderazgo

Dos proyectos de los Hospitales Públicos Quirónsalud en Madrid, premiados en Continuidad Asistencial

Las iniciativas, galardonadas en el marco del IV encuentro en Continuidad Asistencial de la Comunidad de Madrid, se centran en el uso de las nuevas tecnologías para analizar la trayectoria del paciente y el Big Data

15 DE noviembre DE 2019. 13:40H Dirigentes

53313e4e14cb7b95bbbb3ceb082591bc.jpg

Dos proyectos procedentes de hospitales públicos de Quirónsalud se han hecho con el primer y tercer premio de Continuidad Asistencial en la Comunidad de Madrid. Se trata del 'Nuevo Modelo en aparato locomotor. Reorganización de trayectorias asistenciales' y 'Big Data como herramienta de mejora en Continuidad Asistencial. Rediseño de procesos en la derivación entre ámbitos'. Desarrollados por los hospitales universitarios Fundación Jiménez Díaz, Rey Juan Carlos (Móstoles), Infanta Elena (Valdemoro) y General de Villalba, las citadas iniciativas han sido galardonadas con el primer y el tercer premio a la Mejor Comunicación en el marco del IV encuentro en Continuidad Asistencial de la Comunidad de Madrid.

En concreto, tal y como su propio nombre indica, el primer proyecto se centra en el aparato locomotor por la alta prevalencia de problemas de salud que puede generar. Ha sido desarrollado por la Unidad de Innovación Clínica Organizativa (UICO) del grupo con el objetivo de "optimizar las trayectorias asistenciales para el paciente" a través de las Tecnologías de información y comunicación (TIC), la aplicación de criterios de escalabilidad y aprendizaje, además de la implantación de cambios organizativos.

Una iniciativa que se ha concretado en cambios en todas las fases de la trayectoria clínica que van desde la sospecha diagnóstica en Atención Primaria, hasta el diagnóstico, evaluación y planificación del tratamiento. Respecto a este último caso, se han estandarizado las derivaciones de Traumatología a Rehabilitación y Fisioterapia, lo que ha permitido evitar más de 6.000 consultas sin valor añadido para el paciente en un año. Por su parte, la estandarización de pruebas y revisiones tras la cirugía hasta en 31 operaciones evitó alrededor de 3.000 actos administrativos en un período de tres meses en la fase de cuidados post tratamiento, recuperación y gestión de recurrencias. "Hemos conseguido un modelo multidisplicinar e integrador, al permitir la coordinación longitudinal entre niveles asistenciales que integra a todos los actores implicados (clínicos, pacientes y gestores)", señala el subdirector asistencial del Hospital General de Villalba y coordinador de la UICO, el doctor Javier Arcos.

En cuanto a la segunda iniciativa, ésta se centra en utilizar el Big Data para rediseñar los procesos de derivación de Atención Primaria a Especializada, unidades que cuentan con un gran volumen de actividad. Por lo que su idea pasa por optimizar la continuidad asistencial del paciente que queda materializada mediante la eliminación de revisiones que no aportan valor o evitar la duplicidad de las pruebas diagnósticas. Cardiología, Aparato Digestivo, Endocrinología, Oftalmología y Urología han sido las primeras especialidades en las que se ha incorporado esta iniciativa, dado el volumen de primeras consultas, así como por la necesidad que tienen de disponer de pruebas diagnósticas para la valoración del paciente.

De un total de 2.353 pacientes, el resultado es que esta clasificación ha permitido derivar un 75,6% de los pacientes al "recurso más adecuado". También se han incrementado las altas en primeras consultas en un 6% de media, llegando a superar el 40% en algunos a servicios, lo que ha permitido reducir el retraso para atender a otros pacientes y aumentar su accesibilidad al mismo.

BNY Mellon: "creemos que es momento para la gestión activa"