hemeroteca

Grecia, Rusia y el cambio climático, principales temas de la reunión del G7

07 DE junio DE 2015. 09:00H Dirigentes

img_DD20226_0_DD20226_MG439590.jpg

La cumbre del G7, a la que asisten los líderes de los países más ricos del mundo (Estados Unidos, Alemania, Japón, Reino Unido, Francia, Italia y Canadá), comienza este domingo en el palacio bávaro de Elmau (sur de Alemania) centrada en la economía internacional y con la crisis griega como referencia.

Esta vez la canciller alemana Angela Merkel es la anfitriona y comenzará la jornada reuniéndose con el presidente estadounidense Barack Obama en la pequeña localidad alpina de Krün.

Además de los temas tradicionales relacionados con la economía, política exterior y seguridad, la agenda de la cumbre de Elmau, que dura dos días, también se enfocará en temas globales como el medio ambiente y la salud.

Antes de este encuentro, que se espera de comienzo en torno a la 13:00m la canciller de Alemania, Angela Merkel ha defendido el papel del G7, en contra de quienes se están manifestando y se oponen a su celebración, y dijo que puede y debe convertirse en el "motor de un mundo en el que valga la pena vivir".

"Quien dude del sentido de las cumbres (del grupo) sólo necesita ver las crisis actuales para reconocer no sólo la necesidad, sino la responsabilidad de trabajar intensamente en soluciones comunes", indicó Merkel

Algunos de los temas que estarán sobre la mesa en esta reunión internacional son la crisis de Ucrania (conflicto por el que Vladimir Putin no ha sido invitado), el surgimiento y expansión del Estado Islámico y la propagación del virus del ébola. Al respecto, la canciller dijo que el mundo todavía encara desafíos como estos que necesitan respuestas internacionales.

Otros puntos en la agenda del G7 son la economía y el comercio mundiales, con un enfoque en temas como la regulación y supervisión de los mercados financieros, el combate a la evasión de impuestos, así como los acuerdos de libre comercio bilaterales, en particular la Asociación Trasatlántica de Comercio e Inversión (TTIP por siglas en inglés) entre la Unión Europea y Estados Unidos.

Merkel agregó que la cumbre de Elmau también analizará dos tareas principales que enfrenta la comunidad internacional este año. "La primera es establecer nuevas metas para un desarrollo sustentable. El G7 debe comprometerse a eliminar el hambre y la pobreza absoluta para 2030. La segunda tarea global es la protección del clima. Con la conferencia de París en diciembre, tenemos la primera oportunidad en años de alcanzar un acuerdo sobre las emisiones en el que todas las naciones estamos involucradas. Mediante esto, podemos acercarnos un poco más a garantizar que mantendremos los incrementos en las temperaturas por debajo de dos grados", escribió la canciller en un medio local.

Las naciones ricas ya han acordado movilizar 100.000 millones de dólares al año en fondos para el clima para 2020, pero hasta el momento sólo se ha comprometido unos 10.000 millones de dólares. "Creo que es importante que nosotros, como G7, demos una confirmación, por así decirlo, sobre este fondo de 100.000 millones de dólares", dijo Merkel, añadiendo que los pagos y los compromisos se buscarían en otras conferencias.

Merkel ha dicho previamente que Alemania pretende duplicar su financiación climática en 2020 en comparación con 2014 aumentando la ayuda de su presupuesto hasta los 4.000 millones de euros anuales e incrementando los fondos disponibles del banco estatal de desarrollo KfW hasta los 3.000 millones de euros.

Asimismo, los estándares de las cadenas minoristas y de abastecimiento, el auto-empleo femenino, la protección del ambiente marino, así como las enfermedades tropicales y la resistencia contra los microbios, estarán también en la agenda de la presidencial alemana del G7.

El presidente estadounidense, Barack Obama, ha afirmado que los líderes del G7 reunidos en los Alpes bávaros el domingo discutirían plantar cara a la agresión rusa en Ucrania en un momento en el que la violencia está escalando debido, según los observadores, a los separatistas apoyados por Moscú.

Indexa: "Los inversores de fondos indexados se benefician del análisis que hace el mercado"