liderazgo

“Los pagos se están digitalizando a una velocidad extraordinaria”

Entrevista a Mariano de Mora, CEO de Momo Group

20 DE enero DE 2020. 08:18H Alexandra Gheorghiu

0ebb7980865a22f07874a8ccb694f2b8.jpg

Pese a que los pagos con dinero en efectivo continúan siendo mayoritarios en España, según indica el Banco Central Europeo, las transacciones realizadas con tarjeta ganan terreno. Al mismo tiempo que los pagos se están digitalizando cada vez más rápido, también se amplía el abanico de sistemas que se ponen al alcance de los consumidores. Esto supone un reto para los comercios, ya que tienen que asumir la complejidad tecnológica y administrativa de una mayor variedad de métodos de pago y, a su vez, el trampolín para fidelizar a sus clientes al facilitar sus compras. 

En la actualidad, las aplicaciones de pago cuentan con cada vez más funcionalidades. Una de ellas estas apps es Momo Pocket. Para conocer más acerca de cómo esta solución tecnológica ayuda a consumidores y comerciantes o sobre cómo cuidan la seguridad de la misma, hablamos con su CEO, Mariano de Mora

Para quien no conozca Momo Pocket, ¿en qué consiste la aplicación?

La app Momo Pocket nació inicialmente en 2012 como una aplicación de pago para dispositivos móviles mediante un wallet digital que, además, sumaba otras funcionalidades como la geolocalización de los comercios asociados al servicio, un módulo de mobile marketing para la programación de promociones de diversa naturaleza, seguimiento de las operaciones realizadas a través de un extracto detallado que incorpora también la opción de consulta ampliada o devolución en comercio de una compra realizada, transferencias y envío directo de dinero entre particulares. Con la concesión de la licencia de entidad de dinero electrónico (2014) a SEFIDE, se convierte en una aplicación soportada por una cuenta de dinero electrónico con capacidad operativa igual a la de un banco convencional, con numeración IBAN y facilidad para operar en entorno SEPA o Zona Única de Pagos en Euros.

En definitiva, se ha convertido en un soporte financiero digital para poder gestionar los fondos personales y realizar compras en comercios físicos y virtuales.

¿Cómo su solución tecnológica ayuda a consumidores y comerciantes?

Hemos creado un ecosistema de valor tanto para ambos colectivos, usuarios y comerciantes, en el que los movimientos de dinero electrónico son completamente seguros ya que las transacciones están tokenizadas y se puede realizar un seguimiento en tiempo real de las posiciones de los fondos y de los movimientos en cuenta a través de la aplicación de usuario y la de comercio. Estos, a su vez, disponen de una herramienta de marketing relacional y promocional muy potente para establecer programas de fidelización con los que los usuarios, además de ahorrar, perciben los beneficios de marca de manera directa.

¿Cómo cuidan la seguridad de su aplicación?

Mantenemos un gran cuidado con los aspectos de seguridad, tanto perímetral como a nivel de software, ya que custodiamos y procesamos de forma segura, extremo a extremo, los datos personales del usuario, las transacciones de pagos, traspasos e ingresos, asegurando los aspectos de integridad, de confidencialidad y de disponibilidad. La información que se transfiere desde nuestros servidores al móvil está encriptada mediante el protocolo de seguridad HTTPS. Tenemos implementado además un certificado de seguridad SSL (Geotrust) con validación Extendida (True BusinessID with Extended Validation) y para la transferencia de dinero a la cuenta Momo disponemos de una pasarela de pagos totalmente segura (3D-Secure). Por otra parte, hacemos anualmente una auditoría de seguridad y una prueba de intrusión. 

Respecto a su colaboración con Alipay, ¿cómo la enfocan y les ayuda a crecer?

Alipay es la aplicación de pagos líder mundial con una cuota de mercado elevadísima en Asia, tanto en el número de comercios como de usuarios. En Europa tienen planes de llegar a 10 millones de comercios y están llegando a colaboraciones estratégicas como la que tienen con nosotros. Esta colaboración va ampliándose siendo inicialmente nuestro cometido la captación de comercios para que los turistas chinos pudiesen pagar mientras están de visita en España. A medio plazo los usuarios de Momo Pocket podrán pagar en cualquier comercio de Alipay no solo en España y Europa sino en todo el mundo. Esta capacidad nos ayudará a fortalecer las funcionalidades técnicas y operativas que nuestros usuarios tienen en nuestra aplicación, lo que se traducirá en un incremento de usuarios y por ende de comercios. 

¿Cómo ven el futuro de los pagos?

Los pagos se están digitalizando a una velocidad extraordinaria. De hecho, en España el pago con tarjetas se ha duplicado en los últimos 10 años y este año se procesarán más de 150 mil millones de €, en más de 4 mil millones de transacciones.  

También el número de medios de pagos se está incrementando, apareciendo nuevos métodos a través de aplicaciones como la de Alipay o la nuestra. Adicionalmente el pago en efectivo también crece, aunque a menor ritmo. Esto hace que los comercios ofrezcan más formas, canales y medios de pago y por consiguiente aumenten su complejidad administrativa a la hora de conciliar contablemente sus procesos de cierre de caja. Si a esto se le añade que la frecuencia y la complejidad de las ofertas comerciales para atraer y fidelizar clientes también se han multiplicado exponencialmente, hace que cada día el proceso de pago se haga más complejo para comercios.  

Todo esto se traduce en que los procesadores y agregadores de pagos como nosotros demos soluciones que permitan a los comercios no solo incrementar los canales y métodos de pago, sino soluciones que incorporen la digitalización de los pagos en efectivo, pagos en tarjeta y monederos, así como la consolidación de promociones mientras que atraemos clientes al comercio como los usuarios asiáticos de la aplicación de Alipay.  

En resumen, el futuro de los pagos pasa por la digitalización de las ofertas y consolidación de todos los medios de pago, incluyendo el efectivo, en un único proceso que ayude al comercio a simplificar sus procesos administrativos y a aumentar sus cifras de negocio y rentabilidad. 

Omega IGF: “Aún queda incertidumbre como para ver una ligera depreciación de la libra a corto plazo”